Condenó a los agresores

La Untmra repudia la agresión a afrodescendiente

Rápida reacción del sindicato que le restó apoyo a su afiliado.

El sindicato condenó a los agresores. Foto: Archivo
El sindicato condenó a los agresores. Foto: Archivo

El sindicato de trabajadores metalúrgicos (Untmra) dio a conocer anoche un comunicado en el que"repudia de forma categórica los hechos ocurridos en la estación de servicio de Montevideo", y anuncia que "retira el respaldo a los trabajadores involucrados y brinda el total apoyo al trabajador afectado y su familia".

Esta es la respuesta del sindicato a la agresión que perpetraron cuatro trabajadores, entre ellos un delegado sindical de la Untmra, a una persona que también estaba empleada en la estación de servicio del barrio Colón por su condición racial y religiosa. Se trata de un afrodescendiente discapacitado.

Los cuatro fueron condenados por agredir "moral y físicamente" a otro empleado, en un caso que tuvo a cargo la jueza Graciela Eustachio.

"Queremos reafirmar el compromiso de nuestro sindicato con la igualdad, la no discriminación y las oportunidades laborales para todos y cada uno de los uruguayos", dijo la Untmra en su comunicado.

Agrega que la conducta de los trabajadores involucrados en este tema "dista mucho de lo que proclamamos en los estatutos de nuestro sindicato y no permitiremos de ninguna manera ser cómplices de situaciones de discriminación como el de este caso y como cualquier otro".

Y concluye que "no permitiremos que este tipo de conductas empañen el fuerte compromiso de solidaridad y trabajo colectivo que se viene construyendo desde 1941 y que han sido pilares fundamentales en la historia de la Untmra".

La denuncia fue realizada por el dueño de la estación de servicio en donde trabajaban los enjuiciados y la víctima. El empresario recibió a través de las redes sociales los dos videos que muestran las agresiones que recibió M.Z. por parte de sus compañeros dentro de la estación.

En una de las grabaciones se puede ver cómo uno de los condenados ata las manos de la víctima para inmovilizarla y le pega una cinta aisladora en su cabeza, en forma de cruz. Otro de los agresores le propina varias cachetadas y lo toma del cuello.

La fiscal del caso Mirta Morales solicitó la condena con pena de cuatro meses de prisión de tres de los agresores, como autores de un delito de violencia privada "especialmente agravado, y por la comisión de actos de odio, desprecio o violencia hacia determinadas personas". Y para el cuarto agresor la condena fue de seis meses de prisión, ante la doble comisión de los mismos delitos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º