REGIÓN

“Argentina no se fue del Mercosur”, dice el excanciller Abreu

“La decisión del gobierno de Alberto Fernández, se refiere a no participar en el futuro en las negociaciones externas del bloque. Otra cosa es el comercio intra Mercosur”, explicó..

Abreu: “Hasta ahora el Mercosur funcionó como un bloque comercial de utilería”. A. Colmegna
Sergio Abreu. Foto: archivo El País.

El excanciller y experto en relaciones internacionales Sergio Abreu aclaró que Argentina no se retiró del Mercosur, sino que optó por una política proteccionista frente a la apertura comercial del Brasil, Paraguay y Uruguay. Una señal interna para su sector industrial afectado por la competencia y la caída del empleo, en medio de la crisis mundial por la pandemia.

“Argentina se desvinculó de la Resolución 32/00, pero no incluye el tratado con la Unión Europea ya firmado. Para el futuro, opta unilateralmente por la flexibilidad en las negociaciones del Mercosur con terceros países”, destacó el político nacionalista.

“La decisión del gobierno de Alberto Fernández, se refiere a no participar en el futuro en las negociaciones externas del bloque. Otra cosa es el comercio intra Mercosur. Brasil es su principal socio comercial y una ruptura del bloque sería un suicidio para el sector industrial argentino”, agregó Abreu.

Según el excanciller, el gobierno del vecino país ha deja librado su sector agroalimentario a la demanda externa con importantes detracciones a sus exportaciones. “En principio, Uruguay se verá beneficiado porque podrá negociar, bilateralmente (o con Paraguay y Brasil) acuerdos con terceros países como Vietnam, Indonesia, Canadá, etcétera. Pero esto tampoco es algo simple y requiere ser evaluado”, sostuvo.

“En primer lugar, es necesario trabajar en un rediseño del Mercosur cuando el Uruguay asuma la presidencia protempore en julio. Es la oportunidad de dialogar con todos los gobiernos, analizar escenarios y proponer un nuevo modelo de integración ajustado a la realidad. Para empezar, revisando la Unión Aduanera incompleta y eliminando las restricciones no arancelarias que aplicamos todos los países”, agregó.

Uruguay debe seguir

“Se ha sostenido desde varios sectores que deberíamos abandonar el Mercosur. No coincidimos con esa opinión. La integración es una imposición histórica y geográfica para el Uruguay. No solo involucra la liberalización del comercio de bienes y servicios sino el desarrollo de la infraestructura en la Cuenca del Plata. Esto incluye la Hidrovía, el transporte multimodal y una política medioambiental referida al compartido Acuífero Guaraní”, destacó Abreu.

Según el exministro, para Uruguay la política de los círculos concéntricos sigue siendo el eje de su rol. “No nos podemos mudar. Y los temas bilaterales con nuestros vecinos, en especial con la Argentina, son vitales”, indicó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados