TREINTA Y TRES

Hija de Juan Terra asegura que nunca se analizaron manchas de sangre halladas

La hija del hombre desaparecido pide cambiar la caratula del expediente de ausente a desaparición forzada.

La familia de Juan Terra sigue acampando. Foto: Néstor Araújo
La familia de Juan Terra sigue acampando. Foto: Néstor Araújo

Muchas cosas de la investigación se dejaron escapar en la desaparición de Juan Terra en la tercera sección del departamento de Treinta y Tres, dijo Rosana Terra, su hija, la que decidió pedir ayuda.

Juan Francisco Terra de 73 años desapareció, tras haber estado pescando con un grupo de amigos a 14 kilómetros de pueblo Rincón en el departamento de Treinta y Tres el domingo 27 de enero.

“Estamos pidiendo que vengan personas con más conocimientos, porque hemos ido a Fiscalía en Treinta y Tres, nos hemos entrevistado con la Policía para que nos apoyen en la investigación pero no hemos tenido éxito”, dijo su hija a El País.

Y agregó: "Nos sentimos solos. No puede ser que una persona desaparezca y no vayan autoridades que puedan colaborar con la investigación”.

Rosana piensa que hubo “desaparición forzada”, y basa sus argumentos en decir que fue mal hecha la investigación porque que “hay indicios de desaparición forzada y pido cambiar la carátula del expediente porque se dejaron escapar muchas cosas por ejemplo manchas de sangre que se encontraron en el campo, donde dicen que fue visto, además objetos como un farol y latas de cerveza que no era del grupo que estaba con mi padre en la pesca, hay detalles que podían haber arrojado pistas y que no se hicieron” dijo.

“Nos sentimos solos en un sistema que no apoya a familiares de desaparecidos”, expresó Terra.

"Mi padre está como desaparecido, nosotros queremos que eso cambie a desaparición forzada”, agregó.

Rosana señaló además que esa tarde en esa zona había más gente, “y que no se ha determinado quienes eran”, además dijo que “el auto no fue periciado, las fundas del asiento del auto se sacaron para que los perros captaran el rastro con su aroma, pero tampoco se hizo la pericia, detalles que uno a medida que pasa el tiempo está reclamando que se hubiesen hecho”.

Sostuvo que si se pasa a desaparición forzada, “habría posibilitado de una búsqueda más efectiva”, además que fueron dos los testigos que señalaron haberlo visto por última vez pero del otro lado del camino desde donde él estaba pero “el no podía desplazarse tan rápido”.

Enseguida de su ausencia se hizo una búsqueda con militares, fuerza aérea, buzos de la armada, policía y más de 200 personas además de perros, y el rastro se pierde en el camino, fuera de la forestación, “eso marca los perros”, contó la hija.

La familia que sigue acampada dice que “es un hecho muy extraño e inexplicable”, pero al mismo tiempo señalan que no van a tener paz hasta que no tengan una respuesta.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)