LA ERA TRUMP: TRANSICIÓN EN EE.UU.

En Argentina se anticipan a efectos del nuevo gobierno

Ayer hizo una gran colocación de deuda en los mercados

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El presidente dijo que se necesitan herramientas legales. Foto: AFP

Un día antes de la asunción de Donald Trump, el gobierno de Mauricio Macri colocó ayer deuda en los mercados internacionales por 7.000 millones de dólares, el 70% de lo que tiene previsto emitir en el exterior durante todo el año. La fecha elegida no fue casual: en el gobierno argentino procuraron anticiparse a una probable mayor volatilidad en los mercados una vez que Trump ingrese a la Casa Blanca.

El encarecimiento del crédito es el efecto más temido en Argentina del cambio de gobierno en Estados Unidos. La administración Macri viene apelando a un fuerte endeudamiento para evitar un ajuste más drástico del gasto público. El año pasado el gobierno nacional y los provinciales emitieron deuda por más de 45.000 millones de dólares, incluidos los recursos destinados a cancelar la deuda con los fondos buitre. Para este año, las necesidades de financiamiento rondan los 35.000 millones de dólares. Un mayor costo del crédito impacta en el corazón de esa estrategia.

Por eso, la suba de la tasa de interés a 10 años en Estados Unidos —utilizada como referencia a nivel global— tras el triunfo de Trump encendió las señales de alerta en Argentina. Para cubrirse ante posibles nuevas alzas en el costo del financiamiento, Macri decidió reducir la porción de deuda que tomará este año en los mercados internacionales —aspira a captar más fondos en el mercado local—, y anticipó la fecha de la primera emisión de deuda de 2017.

"Desde la elección de Trump, el riesgo de América Latina se mantuvo prácticamente sin cambios, pero el de Argentina aumentó. Todavía el mercado no percibe a Argentina del mismo modo que percibe al resto de los países de la región, incluido Brasil", dijo a El País Eric Ritondale, economista senior de la consultora Econviews, en Buenos Aires. En la emisión de ayer, la tasa de interés para el bono a 10 años fue del 7%, unos 300 puntos básicos más de lo que pagarían México o Colombia.

Asia y Europa.

A diferencia de los impactos financieros, no se anticipan efectos directos para Argentina en mate- ria comercial durante la era Trump. En los últimos años, el comercio entre Argentina y Estados Unidos ha venido perdiendo fuerza. Mientras en 2005 las exportaciones argentinas representaban el 11% del total, diez años después ya había caído al 5,9%.

Si bien una ola de proteccionismo a nivel global podría impactar sobre la estrategia argentina de reinsertarse en el comercio global y de abrirse a las inversiones extranjeras, ese contexto abriría nuevas oportunidades. "Un mayor proteccionismo en Estados Unidos tendrá efectos sobre terceros mercados. Por ejemplo, Europa, buscaba un acuerdo de libre comercio con Estados Unidos y que ahora no lo va a lograr, podrá empezar a buscar acuerdos con más energía, y uno de los pendientes es con el Mercosur", dijo Marcelo Elizondo, director de la consultora especializada en comercio exterior Desarrollo de Negocios Internacionales, en Buenos Aires.

Ante las nuevas oportunidades que podrían abrirse, uno de los objetivos de corto plazo del gobierno de Macri es acordar con Brasil una mayor flexibilización para acelerar las negociaciones del Mercosur con otros bloques comerciales. En el Foro Económico Mundial de Davos, la canciller argentina, Susana Malcorra, anticipó que en los próximos días se anunciará un acuerdo del Mercosur con la Asociación de Libre Comercio, que integran Noruega, Suiza, Islandia y Liechtenstein.

En medio de la incertidumbre en torno a cuáles serán los primeros pasos que Trump dé ya como presidente, el foco del gobierno de Macri en materia internacional estará puesto en los próximos meses en dirección a Europa y Asia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados