ENTREVISTA

Daniel Hadad: "Los medios sufren de una crisis de atención"

Después de alejarse del canal C5N y sus radios en 2012, el periodista y empresario argentino se ha dedicado por entero al sitio Infobae. Reconocido en la última ceremonia de los Premios Iris por su vínculo con Maldonado, Hadad habla de su recorrido en los medios y de las claves del nuevo periodismo.

Daniel Hadad en los Premios Iris.
Daniel Hadad en los Premios Iris.

—¿Cómo definiría su relación con Uruguay?

—Mi madre es uruguaya, por ende también soy uruguayo. Saqué el pasaporte oriental. Pero más allá de ese documento, a los 40 días de nacer ya estaba en Montevideo visitando a los primos de mi madre. Más tarde descubrí Punta del Este y desde hace 30 años paso todos los veranos allí. En el 1990 compré mi primer departamento en Manantiales y en 2008 construí la casa que hoy tengo en La Barra. Uruguay es parte de mi vida.

—¿Qué es lo que más le atrae del país?

—Me gusta mucho la gente. Son muy educados y respetuosos. Creo que la honestidad es transversal a la población; no hay que ir a buscarla a algunos reductos, sino que es un valor común de los uruguayos. Es un país muy racional en términos políticos, más allá de que pueda haber debates duros.

—¿Ese es un diferencial con el ambiente político argentino?

—Totalmente. Es mucho más civilizada la relación entre gobierno y oposición en Uruguay.

—Argentina atraviesa una coyuntura económica difícil, con inflación y un tipo de cambio con sobresaltos. ¿Cuál es la perspectiva?

—Argentina tiene un problema histórico: necesita más dólares de los que produce. El déficit fiscal ha sido ininterrumpido a lo largo de décadas y eso se paga de dos maneras: con inflación o con endeudamiento. El país experimentó exceso de ambos en los últimos 70 años varias veces. Este gobierno llegó con gran legitimidad pero sin la cantidad de legisladores necesarios en el Congreso como para tomar las medidas necesarias para reducir el déficit. Y el problema volvió a explotar ante la temor de los mercados. Ahora se está presentando un presupuesto más austero y consigue un apoyo del Fondo Monetario Internacional. Ojalá con ello pueda enderezarse la historia.

—En lo político, ¿le sorprende el destape de casos de corrupción vinculados al gobierno anterior?

—Lo sorprendente en términos positivos ha sido que un medio de comunicación como el diario La Nación, un fiscal y un juez hayan encausado una investigación tan contundente que empresarios muy importantes de Argentina terminaron admitiendo el pago de sobornos. Esto nunca había ocurrido en el país y es un soplo de aire fresco hacia la transparencia en la política. Tal vez era vox populi pero nunca habían tenido un nivel de prueba que tienen ahora.

—¿Se vive ahora tiempos más saludables para el periodismo después de la famosa "grieta" que enfrentaba a los periodistas?

—Sí. El gobierno anterior ejerció una presión muy fuerte contra los medios que no relatasen las cosas de la forma en que eran concebidas por el kirchnerismo. La presión sobre el diario Clarín fue enorme, sobre La Nación o Perfil. Yo tuve que desprenderme de mi canal de noticias (C5N) y de cinco radios de manera traumática. Creo que la embestida del gobierno contra los medios se dio después de su enfrentamiento con el campo. Ahí se vio débil y en lugar de hacer una autocrítica, se lanzó contra los mensajeros. Además, crearon mensajeros propios, con empresarios allegados que compraban medios lo que generó un gran desbarajuste en la industria.

—Usted fue presionado en 2012 a vender C5N y sus radios a Cristóbal López, empresario k...

—Sí. Para mí no fueron momentos agradables.

—En ese momento usted ya estaba al frente de Infobae...

—Sí. Pero en ese momento Infobae era un medio lateral para mí. Cuando me quedé sin las radios y la TV, viví primero una etapa de dolor y después comencé a trabajar en Infobae para hacerlo crecer y expandirlo en la región. Hoy es un medio líder en Argentina y en la región.

—¿Cómo definiría su esencia?

—Los medios de comunicación están sufriendo una transformación como nunca se vio en la historia. Internet ha propiciado una era disruptiva para todos los medios, sobre todo en los últimos 10 años con la creación y desarrollo de los smartphones. Infobae es un medio que se adapta a esta tecnología: con texto, fotos y videos. Apunta a satisfacer las necesidades informativas de alguien con un teléfono en cualquier momento y lugar. Cuando diseñé Infobae en sus orígenes, lo pensé para una computadora y luego tuvimos que cambiar. Hoy, el 75% del tráfico viene de los teléfonos. Este es el mundo de hoy. En 2017, 3.500 millones de personas en el mundo navegaron en algún momento desde su smart.

—¿A los medios tradicionales les cuesta más ese lenguaje?

—Los medios tradicionales están viviendo una crisis que es la crisis de la atención. Hace 20 años, en EE.UU. había 65.000 periodistas activos, hoy son 22.000. Se perdieron más de 40.000 periodistas. En TV, los ratings bajan en todo el mundo. Yo fui dueño de Canal 9 cuando teníamos el programa de Marcelo Tinelli. El día que hacíamos menos de 30 puntos, había reunión de emergencia para ver qué había pasado. Hoy hace 15 puntos y festejan. ¿El problema es Marcelo? No, el problema ahora es que la gente ve lo que quiere, cómo y cuándo quiere desde su smartphone, principalmente. Ahí tenemos que estar todos.

—¿Qué características tiene la redacción de Infobae?

—Es la redacción más importante de Buenos Aires. La componen 200 comunicadores con mentalidad multimedia: hay periodistas, camarógrafos, infografistas, editores.... tiene su estudio HD con su propio control. Tenemos oficinas en Miami y en México. Contamos con corresponsales en todas las capitales importantes y una red de 150 periodistas free lance que nos ofrecen material permanentemente.

—Hoy las condiciones políticas son otras. ¿No ha pensado en volver a invertir en TV?

—No lo volveré a hacer. Hoy tengo posibilidades: hay radios y canales de TV en venta en Buenos Aires, pero ya es una decisión personal. En primer lugar porque ya lo hice. Cuando me retiré, me fui con la radio AM más escuchada (Radio 10) y al dejar C5N, competíamos mano a mano con TN. Es decir que tuve una experiencia muy buena en esos medios. Ahora, para hacerlo de vuelta ya estoy más grande y por sobre todo, creo firmemente en la multiplataforma de Infobae. Hay nuevo público que viene a buscarnos y que nosotros vamos a buscar. Por eso trabajamos mucho en redes sociales y en Seo (posicionamiento en Google).

—Además de tráfico, los sitios necesitan de ingresos monetarios. ¿Cuál es modelo de negocios?

—Sigue siendo la publicidad. Este año la publicidad digital va a recaudar más que la TV. Es verdad que Google y Facebook se llevan mucho de ese dinero. No pienso en ganarle a ellos, pero sí creo que podemos hacer buen periodismo regional y obtener dividendos con una porción del mercado.

—¿Sigue viendo C5N?

—No. Ya no es mi canal y no puedo juzgarlo.

—¿Cómo define el rol que ha jugado Víctor Hugo Morales en el último tiempo?

—Creo que va a quedar en la historia como uno de los mejores periodistas deportivos del Río de la Plata. En lo político, ha tenido una posición más ideológica que profesional. Me quedo con el primer Víctor Hugo.

Reconocido en los Iris

Daniel Hadad recibió una distinción en manos del intendente de Maldonado Enrique Antía durante la última gala de los Premios Iris de El País. El periodista fue reconocido por su estrecha relación con Uruguay y Maldonado en particular. Su madre es oriental y desde hace más de 30 años tiene residencia veraniega en el este. Desde los medios que ha gestionado (Canal 9, C5N e Infobae en el presente) ha difundido el destino Punta del Este.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º