CAMBIO CLIMÁTICO

Tiempo irregular en la temporada estival

Febrero será el peor mes; no descartan nuevas turbonadas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Según el alcalde de Punta del Este, llegaron más turistas argentinos. Foto: Ricardo Figueredo.

Para lo que resta del año y el verano no hay que descartar que ocurran más ciclones. Al darse irrupciones de aire frío que contrastan con aire caliente y húmedo es que "se arma la hecatombe", dijo ayer el meteorólogo Guillermo Ramis en entrevista con El País TV.

Durante esos episodios, las rachas de viento pueden otra vez llegar a 150 kilómetros por hora. Según Ramis, el verano será irregular en materia del tiempo. Y lo peor se dará en febrero.

Como a la fase fría del Niño se le asocia un déficit de precipitación, aun cuando no sea una fase bien consolidada ni intensa de dicho fenómeno, podrá haber meses con pocas lluvias, pero cuando éstas ocurran serán copiosas.

Se reiterarán cinco días de calor y lapsos con ostensible caída de temperatura debido al ingreso de masas de aire frío, situándose en los 20° C la máxima, que será aún menor el sábado 12 de noviembre, para cuando se prevé no más de 12° C. En relación a la teoría del cambio climático, con el cual son vinculados, por ejemplo, los ciclones, turbonadas o tornados que azotaron a Uruguay en 2016, Ramis fue contundente.

"El que no cree en el cambio climático es un tonto. Yo soy un tonto", sentenció.

Mentiras en boga.

La variabilidad del tiempo en períodos de 30 años es un hecho. Pero otra cosa es que exista un cambio climático o que la acción del hombre incida en las variantes.

Ramis cree que el Protocolo de Kioto para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero "es un cenicero de moto"; solo facilita repartir millones de dólares.

El meteorólogo recordó que según el departamento de Energía de Estados Unidos, los gases generados naturalmente constituyen el 99.7%; y solo el 0.3% es producido por el hombre.

"El principal gas de efecto invernadero es el vapor de agua", que incide en un 95% y siempre estuvo. "El resto está constituido por el metano, el dióxido de carbono (CO2) o los compuestos clorofluorocarbonados", informó Ramis.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)