Empresas

Tras el brote de coronavirus, las fábricas luchan por reabrir en China

Grandes compañías retoman la producción en el gigante asiático, aunque a menor escala y bajo diversas  restricciones

Coronavirus
Coronavirus

Airbus está reiniciando lentamente su línea de ensamblaje en China. General Motors comenzó la producción limitada el sábado pasado. Toyota lo siguió el lunes por la mañana.

De forma parcial y con un poco de preocupación por parte de Beijing, China está tratando de reabrir sus negocios.

La segunda economía más grande del mundo prácticamente cerró hace tres semanas cuando un brote de coronavirus enfermó a decenas de miles de personas. La congelación provocó advertencias de que la economía global podría estar en peligro si la potencia manufacturera preeminente del mundo permaneciera cerrada por mucho tiempo.

Ahora, a medida que algunas fábricas vuelven a la acción, la tarea monumental de reiniciar China se está volviendo clara. Los esfuerzos del gigante asiático para contener el virus están chocando con su impulso para que el país vuelva a funcionar, lo que requiere que los líderes de la nación logren un equilibrio entre mantener a las personas seguras y reencauzar las industrias.

Coronavirus
Pausa. Las cuarentenas, las carreteras bloqueadas y los puestos de control impiden que millones de trabajadores vuelvan a sus tareas. (Foto: AFP)

Los líderes chinos pidieron la semana pasada más énfasis en revivir la economía. Pero muchas de las fábricas que han reabierto están operando muy por debajo de su capacidad, dicen compañías y expertos. Las cuarentenas, las carreteras bloqueadas y los puestos de control impiden que millones de trabajadores vuelvan a sus tareas. Las líneas de suministro han sido cortadas.

«Es probable que persista el tipo de miedo y congelamiento que se ha establecido en términos de actividad económica”, evaluó George Magnus, investigador asociado en el Centro de China de la Universidad de Oxford. «Realmente no veo un buen resultado», señaló.

Al cierre de esta edición, más de 75.000 personas habían sido infectadas por el coronavirus y más de 2.000 habían muerto en todo el mundo, según las autoridades. En tanto, se siguen confirmando nuevos casos alrededor del planeta.

Aún así, el ritmo de los nuevos casos confirmados oficialmente en China continental, el centro del brote, se ha desacelerado en los últimos días.

Así las cosas, desde esta semana la poderosa máquina de fabricación de China, la cuarta parte de la producción mundial de fabricación, mostró destellos de aceleración nuevamente.

Producción. Airbus emplea a 15.000 personas en más de 25 sitios de Reino Unido, donde fabrica las alas de sus aviones.
Producción. Reconoció que no podría satisfacer la demanda global de estos aviones. 

Airbus, el fabricante de aviones europeo, dijo que la semana pasada comenzó a reabrir sus operaciones de ensamblaje de aviones de cuerpo estrecho en Tianjin, pero que solo «aumentaría gradualmente la producción, mientras implementaba todas las medidas de salud y seguridad requeridas». Airbus necesita la producción: la compañía reconoció el jueves que no podría satisfacer la demanda global de estos aviones, que las aerolíneas exigen tras el cese de los vuelos del avión 737 Max de Boeing (NDR: tras protagonizar dos accidentes aéreos).

Volkswagen indicó que reinició parcialmente una de sus 15 plantas de ensamblaje en China el jueves 13 y que planea reabrir el resto gradualmente. GM comenzó el sábado 15 un proceso paulatino para reabrir su más de una docena de plantas en China. Hyundai sostuvo que reinició la mayor parte de la producción china el lunes.

Otros fueron más circunspectos. Caterpillar, la compañía de maquinaria, reabrió la mayoría de las plantas en China el lunes 10 a pedido de las autoridades, pero no detalló si la producción se había reanudado. Honda dijo que estaba tratando de reiniciar la producción este próximo lunes.

La reapertura de empresas significa tratar de reunir nuevamente a gran parte de la fuerza laboral de 700 millones de personas en China.

Con excepción de las fábricas que producen equipos de protección médica, que el gobierno chino ha pedido que funcionen durante todo el día, pocas empresas parecen estar volviendo a su ritmo anterior de actividad.

La reapertura de empresas significa tratar de reunir nuevamente a gran parte de la fuerza laboral de 700 millones de personas en China. Los esfuerzos de contención han dividido al país. Al menos 760 millones de personas, un poco más de la mitad de la población china, están bajo varios tipos de bloqueo.

Las autoridades han comenzado a intentar reconectar el país. El Ministerio de Agricultura exigió el fin de semana la eliminación de los bloqueos de carreteras y autopistas en las zonas rurales que han impedido el movimiento de ganado y alimentos para animales.

Pero aún quedan obstáculos. «Puedo entender que el virus es un desastre para el país», admitió Ma Hongkui, un camionero que ha estado varado durante semanas con docenas de colegas en una pequeña ciudad en la provincia sudoccidental de Yunnan por falta de carga. «No sé a quién pedir ayuda», se lamentó.

Al menos 760 millones de personas, un poco más de la mitad de la población china, están bajo varios tipos de bloqueo.

En la ciudad de Yiwu, en la provincia de Zhejiang, hogar de un extenso mercado de mercancías al por mayor, los trabajadores migrantes que regresan a sus empleos deben someterse a una cuarentena de 15 días. Cuando llegan a una estación de tren en Yiwu, son examinados por funcionarios vestidos con trajes que cuentan con cámaras térmicas. El gobierno local dispuso 40.000 camas para acomodarlos.

Solo aquellos registrados con una lista oficial de compañías y unidades de trabajo podrán ingresar a la ciudad, según un comunicado del gobierno. Mentir sería castigado con arresto.

La reapertura lenta y parcial de las fábricas podría tener un efecto negativo en las empresas del mundo. China Weaving Materials dijo que sus fábricas de hilo no abrirían hasta ayer. Otras compañías necesitan el material para producir telas.

En Vietnam, las fábricas de bolsos se están quedando sin tela, cremalleras y componentes metálicos que vienen de China. «Algunos vendedores podrían tener que obligar a los trabajadores a tomar vacaciones no pagadas si los materiales no llegan», alertó la consultora Tatiana Olchanetzky.

Reiniciar las fábricas de China es solo una parte del desafío. El país tiene un enorme sector de servicios y consumo que disfruta una clase media cada vez más rica. Esos negocios también han sido devastados por el coronavirus, que ha mantenido a muchas familias recluidas en sus casas.

Amy Li, dueña de un restaurante de Shanghai, dijo que su local tenía pocas esperanzas de reabrir pronto, al igual que docenas de otros cerca, y que podría no sobrevivir. «El futuro es una cuestión de destino», concluyó.

Una foto con el nuevo iPhone 11 dentro de la recientemente renovada Apple Store de la Quinta Avenida, en Nueva York. Foto: AFP.
Empresas proyectan a la baja
Apple no alcanzará sus metas trimestrales de ventas debido a la epidemia de coronavirus, que pesa tanto en la oferta como en la demanda de productos. Es que los iPhones se fabrican en China, lo que dificulta el aprovisionamiento, y además las ventas han caído por el cierre temporario de las tiendas Apple en el país.
En enero, la previsión de volumen de negocio de Apple para el segundo trimestre se ubicaba en un rango de entre US$ 63.000 y US$ 67.000 millones, pero la cifra ya no está más en el horizonte, incluso si reactivara la producción en China. «El regreso a las condiciones normales toma más tiempo del que habíamos previsto», afirmó la compañía.
Otros «gigantes» también proyectan a la baja. Es el caso del grupo especializado en bebidas alcohólicas Pernod Ricard, que tiene a China como su segundo mercado (allí concreta 10% de sus ventas globales). Marcas de lujo como Yves Saint Laurent, Gucci y Burberry también advierten el golpe a sus ventas. Incluso, el gigante del entretenimiento Disney estimó que sus parques en Shangai y Hong Kong podrían perder US$ 280 millones si permanecen cerrados durante dos meses. 
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados