COLUMNA CABEZA DE TURCO 

Opinión | Elon Musk y Nicolás Maduro

"Está lleno de negocios por allí que son la esclavitud en persona". Por: Washington Abdala

Washington Abdala
Washington Abdala. Foto: El País.

El primero es un individuo que surgió en el mercado automotriz con motores eléctricos (Tesla) para sus autos que además ofrecen manejo autónomo. No son “perfectos” pero lo soñado “llegó” y empieza a ser masivo. Gente como yo que manejo mal, prendo velas para que se masifiquen estos vehículos. Además, -lo deben haber visto en el cielo- es quien mandó los 60 satélites de su red Starlink para ofrecer internet de alta velocidad a cualquier parte del mundo. ¡Chau cableados submarinos! Y por si fuera poco el individuo anda pensando en perforar la tierra con tubos de tres metros y medio para transportar población de lugares remotos a otros lugares en una especie de ciencia ficción del inframundo. Habla de poblar Marte como yo hablo de los clásicos del fútbol uruguayo.

Nicolás Maduro por su parte es el heredero de Hugo Chávez. Muere y deja de delfín a este personaje lúgubre, menor, delincuencial y rodeado de personajes aún más ruines, menores y más delincuenciales que él. Se rodea del Hezbollah (terroristas chiitas) que se cuelan en Venezuela con varios miles de sus “soldados”, aparecen “algunos” empresarios chinos siempre ávidos de lo mismo y se introduce sigilosamente Rusia que cada vez que que puede no ceja en su afán expansionista para marcarle la cancha a Estados Unidos. Hoy Venezuela es un infierno, produce poca cosa, PDVESA es rusa, la gente padece hambrunas y empiezan a vivir de las remesas de los millones de venezolanos que se las remiten de los países donde logran hacerse un hueco para vivir. Paradójicamente muchos cientos de miles de venezolanos que trabajan en el “imperio gringo” son los que sostienen a Venezuela con los dólares que les mandan. Bingo.

Este es el mundo del presente, no es cierto que haya una única lectura de la realidad, ni siquiera las “probabilidades” están a favor de uno que de otro. Siempre dependerá si acierta el humano en el camino a seguir y del coraje que se tenga para ver la luz.

Los empujadores, los que creen en el progreso y gastan en él, los que sueñan pero trabajan para sus sueños, desde las seis de la mañana a la hora que sea, son los que traen progreso al planeta. Sí, los Elon Musk, no los vivillos aprovechadores de apetencias del mercado y frivolidades varias que no necesariamente con las masificaciones de sus servicios o plataformas de coyuntura contribuyen a lo “justo”. Está lleno de negocios por allí que son la esclavitud en persona y que producen la ficción de la libertad cuando son solo autoexplotación brutal. Todos sabemos de que hablo. (El coreano-alemán Byung Chul Han tiene razón. Léanlo por favor).

Y los Maduro, y otros tantos especímenes humanos solo son autoritarismo, violencia y vejación de los derechos humanos e igual encuentran sus quioscos y no terminan por ser sacados del sistema. Con franqueza me impresiona cómo resisten estos granujas a costa de un modelo totalitario e intimidatorio en el que están dispuestos a montar una guerra civil y a matar la cantidad de gente que sea necesaria con tal de seguir medrando en el poder. (Espero que pronto pueda escribir sobre el fin de estos bandidos.)

El mundo que llegó será en buena parte autosustentable, respetuoso del ecosistema (que casi aniquilamos en muchas partes), tendrá trabajos distintos, (ya los tenemos) los viajes -de veras- no siempre serán necesarios por trabajo dado que la imagen nítida y el sonido perfecto ya viaja en una internet de alta definición. El Skype que vendrá será casi tridimensional. En ese mundo todos los países deberán revisar la noción de “soberanía”.

Y los futurólogos (vivo leyendo quien le emboca y la mayoría paya lindo y parejo) ni siquiera saben por dónde saltará la liebre. La enfermedad china (Coronavirus) es la muestra del botón. Sabemos poco de ella pero el mundo no será el mismo. Ojos abiertos y movimiento de cintura rápido. Se salva el más rápido.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados