FOTOGALERÍA

Cuando ser realojado es un placer

Tras años de planificación, comenzó el traslado de las familias del asentamiento El Placer.

Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo
Demolición y realojo del asentamiento El Placer. Foto: Ricardo Figueredo

La primera casa en ser demolida en el asentamiento El Placer cayó a las 9:07 de ayer. El proyecto —un convenio entre el Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente y la Intendencia de Maldonado— se firmó en 2014, aunque se habla de desalojar El Placer desde hace "por lo menos 15 años", dijo el intendente Enrique Antía conversando con vecinas que recordaban las inundaciones que azotaron al barrio. Estas, por su parte, le agradecieron con abrazos "por haber cumplido su palabra".

Seis familias fueron realojadas ayer, y la Intendencia pretende ir trasladando cinco o seis por día hasta completar las 110 que escogieron vivienda en vez de terreno a cambio de dejar su casa en el asentamiento.

Una veintena de funcionarios de la Intendencia vestidos con chalecos anaranjados fueron los encargados de ayudar a las seis familias a vaciar sus viejos hogares y a llenar los nuevos. Al pelotón que esperaba frente a la primera casa por demolerse se le sumaban vecinos curiosos y jerarcas de la Intendencia. Karina Lafourcade, referente y nexo del barrio con la comuna, dijo que la gente está "muy conforme" y que quieren irse para "tener una mejor calidad de vida". No se van muy lejos: el nuevo complejo está a unos siete kilómetros y medio.

Eduardo y Richard Presa no se quedaron a ver cómo la topadora fue arañando hasta convertir en escombros lo que fue por años su casa. Al principio la máquina parecía trabajar duro para demoler el parrillero y el muro de la entrada, que eran de piedra. Pero cuando el gigante de metal tocó la casa de madera, esta se desplomó como un castillo de naipes. El lugar donde habían estado los últimos minutos conversando padre e hijo se transformó en una nube de polvo.

La cara de pena que tenían ambos cuando dejaron El Placer contrastaba rotundamente con la que tenían al llegar a su nueva residencia: un pulcro apartamento de tres cuartos a estrenar con baño para discapacitados —a Eduardo le falta una pierna—, un living, cocina y hasta lavadero. Celebraron la mudanza con un asado para ellos y su perra Chacha, que se mudó con la familia.

Motivos para el realojo.

Lo que el asentamiento ubicado entre la Avenida Aparicio Saravia y el Arroyo Maldonado no tiene de infraestructura, lo tiene de imponente en belleza paisajística y ubicación estratégica. Y he ahí la doble motivación para su pronto realojo: la necesidad de brindarle a los habitantes del asentamiento moradas más dignas, pero también el aprovechamiento del espacio desalojado.

El Placer tiene forma alargada, con pocos metros entre el arroyo y la ruta. Los caminitos que lo cortan son de barro y cuando llueve se forman en ellos grandes charcos que a veces se cuelan a las viviendas. En invierno el frío es inclemente y golpea casas que no están preparadas para soportarlo. Algunas pocas son de ladrillo, pero muchas son de madera y techo de chapa. Otras son de varios materiales al mismo tiempo. Algunas tienen piso de cemento y otras ni eso. El barrio ha sido varias veces víctima de crecidas del arroyo y de inundaciones, dejando las viviendas y posesiones de sus habitantes en pésimas condiciones.

A su vez, tiene una impresionante vista al Arroyo Maldonado y la costa de La Barra, además de estar convenientemente cerca de este balneario. En la Dirección de Planeamiento de la Intendencia de Maldonado ya se está realizando un anteproyecto para la creación de un paseo gastronómico y de entretenimiento en ese terreno. La idea es "descongestionar el tema nocturno porque hay muchas quejas de la península y de La Barra sobre ruidos molestos". Se quiere crear un lugar para que puedan instalarse boliches bailables. Una "zona joven", indicó el alcalde de Punta del Este, Andrés Jafif.

Todavía no se van.

Las 40 familias que eligieron un terreno en vez de una vivienda comenzarán la autoconstrucción de sus residencias en un plazo de dos a tres meses, según Alejandro Lussich, referente del proyecto y director general de Vivienda, Desarrollo Barrial y Salud de la Intendencia. A estas familias se les brindará un capataz, un albañil y materiales de construcción que les serán entregados por etapas. Cinco personas tienen permisos legales por ser pescadores y para ellas se encontrará una solución de vivienda cerca del arroyo, pero "todavía no se sabe dónde", dijo Nahir, una de ellas.

"Cuatro o cinco familias" están luchando el desalojo por vías judiciales, afirmó Lussich. El referente del proyecto calcula que el barrio será desalojado totalmente en unos nueve meses.

Son 110 las familias beneficiadas.

Equipos técnicos y cuadrillas de la Intendencia de Maldonado desplegaron ayer un gran operativo que consistió en la mudanza de las familias y la demolición de las viviendas precarias. En total, son 110 las familias que optaron por las nuevas viviendas, que fueron financiadas a 10 años.

Del conjunto, 40 familias optaron por el sistema de autoconstrucción, que será asistido y supervisado por la comuna.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)