La recaudación se destinará a las casas de atención de niños y familiares

Feliz McDía: las hamburguesas convocan a una jornada solidaria

Hoy viernes se llevará a cabo una nueva edición del McDía Feliz, la jornada organizada por McDonald’s que en su edición 24ª ya se ha convertido en una tradición de solidaridad social y empresarial. Se espera que miles de uruguayos se acerquen hoy hasta los locales de la cadena para participar de la jornada.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Para mañana se espera que miles de uruguayos se acerquen en busca de su Big Mac.

La premisa es bien conocida. En este día, todo lo recaudado por la venta de hamburguesas Big Mac será donado a la Asociación Casa Ronald McDonald de Uruguay, que tiene como objetivo apoyar a niños en tratamientos médicos prolongados y a sus familias.

La asociación es parte de la Ronald McDonald House Charities, una organización que cuenta con más de treinta años de trayectoria, presencia en 57 países y que ayuda a 360.000 familias cada mes.

Más allá de que el McDía Feliz es una buena excusa para darse un gusto por una buena causa, llama la atención la fidelidad que los uruguayos han mostrado con esta campaña. Para Karina Montiel, directora general de McDonalds en Uruguay, la clave ha sido "la credibilidad sobre el destino del dinero recaudado". Transparencia, el fin solidario y un marketing eficiente parecen ser los pilares que han permitido que la campaña siga creciendo después de 24 años.

La recaudación empezó el lunes con la venta de Manitos Solidarias en los locales de la cadena. Se trata de unos pegotines que hasta ayer se vendían a diez pesos en los locales de la cadena y una vez comprados, se pegaban en el restaurantes con el nombre del colaborador. Hasta el último día de venta se habían adquirido 48.000 Manitos, una campaña que además de garantizar una base para la recaudación, se encargó de generar expectativa de cara al McDía Feliz.

Para hoy se espera superar la meta de las 100.000 Big Mac, una cifra que si bien se arañó el año pasado, no se llegó a alcanzar. Considerando que cada Big Mac cuesta 120 pesos, la recaudación del evento rondaría los 400.000 dólares.

Destino.

Todo lo recaudado será destinado para el funcionamiento de las dos casas con las que la Asociación Casa Ronal McDonald cuenta en el país. Una está ubicada en el Hospital Pereira Rossell y la otra en el Hospital de Tacuarembó. Además, el dinero recaudado permitirá financiar la construcción de una sala para niños en la Casa Ronald McDonald en Tacuarembó. Esta estará especificamente acondicionada, con juegos y actividades, para los chicos que se atienden de manera ambulatoria.

"La idea es que si un chico del interior del departamento tiene que quedarse todo el día en el hospital por una consulta o un analisis, tenga un lugar apropiado donde quedarse", expresó Montiel.

Con el resultado de la jornada se espera recaudar lo necesario para culminar la construcción, e inaugurar esta sala en marzo del año que viene.

Las casas Ronald McDonald funcionan los siete días de la semana, y hacen de hogar para aquellas familias que cuentan con niños atendidos en estos centros.

"La idea es brindarle la posibildad, a aquellos que tienen hijos internados de quedarse en una casa dentro del mismo predio del hospital. Que tengan disponible camas, duchas, comidas, un lugar donde guardar la ropa, y todo aquello que uno pudieraa precisar".

Las casas cuentan con televisor, Wi-Fi y otras comodidades que permiten sobrellevar la situación sin tener que alejarse del hospital.

En la casa McDonald de Tacuarembó también se atienden casos de mujeres con un embarazo casi a término que, al vivir en localidades alejadas y presentar cuadros complicados, se quedan allí hasta el momento del parto.

Como todos los años, para el servicio de comidas se contará con el apoyo de reconocidas personalidades de distintos sectores, que colaborarán atendiendo clientes en los restaurantes. Además habrá aportes de Djs y bandas de música, que estarán tocando en los diferentes locales.

Las dos Casas en Uruguay.

La casa de Ronald McDonald en el Pereira Rossell tiene capacidad para 24 personas, la del Hospital Tacuarembó, para 36. Están abiertas

todos los días y más de 8.000 personas pasan por ellas cada año. En muchos casos las familias, si bien no se quedan a dormir, comen, se bañan y la utilizan como sala mientras dura una consulta.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)