INN CONTENT PARA ANTEL

Sueño cumplido: jugar en un estadio de nivel NBA

Antel Arena, con estándares de la mejor liga del mundo, albergó las finales de la Jr. NBA y recibió a Gary Payton.

Mirá la galería: el Antel Arena, un estadio de Primer Mundo
Gary Payton, integrante del Salón de la Fama, disfrutó las finales de la Jr. NBA desde un palco.
Lakers derrotaron a los Knicks y se llevaron la copa de las chicas.
Mavericks vencieron a Pacers en la definición masculina.

Antel Arena ya está ahí, en el mismo lugar donde tantas canciones se cantaron y tantos triunfos de la selección uruguaya de básquetbol se celebraron. Y no solo se construyó para ocupar un espacio que los uruguayos habían perdido, sino que significó un salto de calidad tan grande que hoy son pocos los países que pueden jactarse de tener un escenario de tales características.

Concebido como un estadio multipropósito, la empresa estatal ha dejado la vara muy alta. Desde el primer momento se propuso que los mismos estándares de calidad que tiene Antel en comunicaciones -esos que la han puesto a la vanguardia en América- debían ser trasladados a su Arena. Por eso apuntó a lo que es el mejor ejemplo: los estadios cerrados de Estados Unidos.

Una de las prioridades era devolverle a Uruguay un escenario para que su selección de básquetbol recuperara la casa perdida. Entonces, una vez más se apuntó a lo mejor de esta disciplina: la NBA.

A través de un convenio de cooperación incluido en un acuerdo global para que la señal de streaming de Antel (VeraTV) emita partidos de la mejor liga del mundo, la NBA se ha involucrado en este proyecto al punto que no solo aportó su experticia, sino que además ha apoyado iniciativas social-deportivas a través de su programa Jr. NBA y ha enviado a algunos de sus representantes a realizar visitas al Antel Arena, a brindar clínicas a entrenadores del básquetbol uruguayo y a estar junto a los niños.

Este viernes, precisamente, se produjo la conjunción de todo este proyecto con la disputa de las finales de la Jr. NBA Uruguay en Antel Arena y con la visita y el apoyo de un exjugador integrante del Salón de la Fama de la NBA: Gary Payton.

Fue el punto culminante por el que se trabajó durante tanto tiempo. El jueves ya había sido un día de felicidad y orgullo, porque Antel Arena había albergado por primera vez un partido de la selección uruguaya de básquetbol y se había saldado con un triunfo 64-62 de gran importancia nada menos que ante Puerto Rico, en el camino de la Celeste al Mundial de China 2019.

El viernes por la mañana, aún con los ecos de tan importante victoria (que se disfrutó desde lo deportivo y también por la comprobación in situ por parte de la afición que colmó Antel Arena de la calidad de la nueva casa), jóvenes y grandes llegaron para observar en forma gratuita las finales de la Jr. NBA y de paso conocer el estadio cerrado. Y, por qué no, ver bien de cerca a una leyenda de la NBA.

Payton, que por la mañana había participado de la clínica a los entrenadores, tuvo varias apariciones: para recibir a los protagonistas de las finales, para sacarse fotos con los fans y para entregar los premios. Desde uno de los 28 palcos VIP miró con mucha atención los partidos, dejando incluso algunos comentarios sobre lo que observaba en la cancha, que por cierto fue muy bueno.

Antel Arena tiene como cometido unir a los uruguayos bajo un mismo techo. Y prueba de ello fue la definición del Jr. NBA, pues hubo chicos y chicas de Montevideo, Soriano y Paysandú que definieron los títulos.

En la final femenina, Colegio San Ignacio Isasa (en representación de New York Knicks) enfrentó a Liceo N° 5 de Paysandú (Los Angeles Lakers) y las sanduceras se llevaron la victoria por 40-24, con un muy buen juego colectivo y chicas con interesantes recursos técnicos.

En la rama masculina el título también se fue para el interior. El Liceo N° 2 de Soriano (Dallas Mavericks) se impuso 43-42 a Escuela Integral en un final de infarto, porque los de Montevideo pusieron un triple faltando pocos segundos para el final que fue celebrado con aplausos incluso por Payton, que a esa altura ya observaba las acciones desde el nivel de campo porque le estaba gustando mucho lo que veía. El punto de diferencia a favor, el poco tiempo restante y la pelota para los de Soriano fue un combo suficiente para que se llevaran la victoria y el trofeo.

Antel Arena es ya una realidad que empieza a cumplirle los sueños a los uruguayos desde muy temprano.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos