CIENCIA

Nuevas ruinas develan enigmas Mayas

El antropólogo Francisco Estrada-Belli cuenta sobre los hallazgos en la Reserva de la biósfera Maya.

Los investigadores y el mapa Foto: Cortesía de NatGeo. VEA LA FOTOGALERÍA
Francisco Estrada-Belli. Foto: Cortesía de NatGeo
Foto: Cortesía de NatGeo
Foto: Cortesía de NatGeo
Foto: Cortesía de NatGeo

El pasado jueves de 1° de febrero, el gobierno de Guatemala anunció que en el frondoso manto de la selva de la Reserva de la Biósfera Maya, un equipo de científicos descubrió nuevas ruinas del imperio Maya que develarían varias incógnitas sobre la extinta población.

Se obtuvieron mediciones exactas, utilizando una tecnología conocida como LiDar — Light Detection and Ranging, por sus siglas en inglés— que mediante la teledetección óptica de láser escanea la superficie terrestre.

En un documental que será emitido por NatGeo, el próximo domingo 11 de febrero a las 23:00 horas, llamado "Tesoros perdidos de los mayas", los exploradores Tom Garrison, Albert Lin y Francisco Estrada-Belli contarán su experiencia.

NatGeo. Captura video
Documental será emitido por NatGeo, el 11 de febrero a las 23:00 horas. VEA EL VIDEO

En diálogo con El País, el antropólogo y explorador Francisco Estrada-Belli explicó que la el trabajo fue posible gracias a la fundación Pucnam y el gobierno de Guatemala, dado que se trataba de una operación muy costosa. "Durante muchos años hemos intentado buscar patrocinadores para realizar este tipo de reconocimiento aéreo, necesitábamos por lo menos US$ 500 mil para abarcar el área de 2.000 km", relató.

"Se tardaron 10 días en recorrer 2.100 kilómetros y unos tres meses de procesamiento de datos para realizar esas imágenes que los arqueólogos utilizamos para descubrir ciudades, alzadas, canalización, etcétera. Todo esto empezó en julio de 2016 y llevamos un año y medio analizando estas imágenes. Tenemos la seguridad de lo que hemos visto y muchas observaciones las convalidamos en el campo", subrayó.

Respecto a las respuestas que se obtuvieron con la exploración de la zona, el antropólogo aseguró que aún quedan muchas interrogantes por responder: "Había muchas incógnitas antes de este recorrido, se nos aclararon algunas dudas pero se abrieron muchísimas preguntas más. Por ejemplo nos dimos cuenta que había fortalezas a lo largo de la ciudad cosa que antes ignorábamos totalmente", destacó.

Además, habló sobre las teorías que se tenían sobre algunos aspectos de la civilización Maya. "Ahora hay que ver el asunto de la guerra de una manera totalmente distinta. Eso quizás nos llevará a la pregunta más fundamental sobre los mayas que será el colapso de esa civilización alrededor del año 1.000 de una forma muy distinta porque los enfrentamientos bélicos se hacían de manera muy diferente", aseveró.

Respecto a la ubicación de los Mayas dentro de la historia de la humanidad, Estrada-Belli afirmó que esta técnica permitió descubrir grandes concentraciones de población de forma urbana y aseguró que su disposición se asemeja a las ciudades de China o de la Mesopotamia. "Eso quiere decir que la civilización maya se pone a nivel de las sociedades más grandes y más desarrolladas del mundo antiguo", dijo.

Refutando hipótesis.

Hasta el momento una de las principales hipótesis sobre el colapso de la civilización Maya se vinculaba la destrucción del medio ambiente. Sin embargo, estos nuevos hallazgos lo pondrían en duda.

"Antes de esta evidencia se pensaba que los mayas habían destruido su medio ambiente, deforestando masivamente y causando la erosión del suelo; ahora vemos que ellos habían invertido muchos recursos en construir terrazas y canales para el control de agua y moderar la erosión de los suelos, y lograr su enriquecimiento, moderando los aluviones y la erosión. Esto es un sistema mucho más sostenible que lo que nosotros les atribuíamos", subrayó el experto y agregó: "Posiblemente será mucho menos viable el cambio ambiental o la destrucción del ambiente por parte de los mayas como causa de su colapso".

Novedades.

Una investigación de este tipo arroja muchas novedades, no obstante el antropólogo destacó algunos descubrimientos. "Las fortalezas nos han llamado la atención porque son algo totalmente novedoso. Se conocían las del oeste de las zonas mayas, pero edificios enteramente fortificados, a varias murallas en las laderas del cerro así como se ha visto en el área eso algo absolutamente nuevo", aseguró y agregó que ahora deberá investigarse por qué es así.

Además, sostuvo que un conjunto de pirámides aisladas y colocadas sobre una serie de cerros bajos despertó la curiosidad sobre su rol en la civilización. "No está bien claro si son santuarios a los ancestros, si hay conexión entre los cerros o si realmente fueron torres para avisar de los enemigos que estaban llegando", concluyó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)