FESTIVIDADES

Halloween: Es el año del Guasón y su novia

Esos villanos son los favoritos de este 31 de octubre; se pueden alquilar disfraces desde $ 300, tanto para niños como para adultos.

Halloween
Los disfraces se vienen alquilando a muy buen ritmo teniendo en cuenta un año muy quieto.

El Guasón y su novia, Harley Quinn, son los grandes protagonistas de Halloween 2019. El enemigo de Batman, que se ha vuelto a poner de moda gracias a la película protagonizada por Joaquin Phoenix, es más demandado como disfraz de adulto; mientras que la segunda empieza a ser reclamada por niñas de 8 años en adelante.

“Es más, hay gente que ya te pide a Harley como regalo de cumpleaños”, contó Gustavo Malachowski sobre lo que ocurre en el local de Party Center, que por estos días vive la zafra más importante del año porque Halloween es una celebración que abarca a toda la familia.

“Los adolescentes o jóvenes tienen fiestas jueves, viernes y sábado. Los niños celebran el 31 de octubre mismo y seguramente el fin de semana también, y salen a pedir caramelos con sus padres, que también van disfrazados. Además, en muchos lugares de trabajo, donde hay más de cinco personas, tratan de poner onda decorando con globos, guirlandas, murciélagos… Y en las empresas que son más grandes se hacen hasta competencias de disfraces y algunas se animan a atender al público disfrazados”, dijo Malachowski.

Aída Goldin, de Superfiestas, confirmó que este año hay varias fiestas privadas para adultos, quienes no solo llevan disfraces vinculados a la Noche de Brujas, sino también aprovechan para disfrazarse de lo personajes que más les gusta.

Los niños, en cambio, son más clásicos y el 31 de octubre se transforman en brujas, fantasmas, calaveras o diablos, siempre con la tradicional calabaza como recipiente para salir a pedir dulces por el barrio.

Desde hace unos años, entre los más chicos se ha impuesto la movida de los zombies. “Cualquier personaje, con maquillaje, se puede convertir en zombie”, explicó el dueño de Party Center, local en el que se vende maquillaje hipoalergénico. Esta es una idea económica porque puede utilizarse ropa vieja u otro disfraz.

En Superfiestas, solo un año se vendieron disfraces infantiles de brujas rosados y violetas. Por error se los mandaron de China y, para sorpresa de las dueñas del comercio, se colocaron de inmediato. Eso las animó a planear un Halloween distinto para el siguiente año con vidrieras flúos. “Con disfraces, gorros, escobas de bruja… todo flúo. Impactó, pero como negocio no resultó”, recordó Goldin entre risas.

Sea cual sea la edad, la motivación que domina Halloween es siempre la misma: asustar sin perder de vista la diversión.

Bueno, bonito, barato y sin problemas

En Superfiestas, el alquiler de disfraces va de los $ 300 a los $ 700, tanto para niños como para adultos, y se hacen descuentos por cantidad. En Party Center, cuesta $ 400 el alquiler para los más chicos y $ 500 para los más grandes. Para los niños, lo más frecuente es comprar y en Superfiestas se consiguen disfraces desde los $ 290. En Party Center, en tanto, un disfraz infantil puede rondar los $ 1.000. Siempre existe la posibilidad de reducir costos adquiriendo solo accesorios, como telarañas, gorros, la caramelera, los cuernitos del diablo o cicatrices de látex. Como son días complicados, ambos comercios dan facilidades en los plazos de retiro y devolución, y en cualquiera de los casos no hay que preocuparse por lavar el traje, tan solo entregarlo en buen estado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)