SALUD

Ejercicio: ¿Cuánto necesitamos?

El pensamiento lúcido está muy relacionado con la actividad física que hacemos.

Foto: Shutterstock.
Foto: Shutterstock.

No cabe duda de que el ejercicio y la actividad física son factores necesarios para conservar una buena salud. No solo mantiene a raya problemas cardiovasculares, la obesidad y la diabetes, ya que también es conocido su impacto en el bienestar psicológico y en las habilidades de pensamiento.

Pero ¿cuánto ejercicio y por cuánto tiempo se necesita para prevenir el deterioro cognitivo asociado a la edad y la demencia? Investigadores estadounidenses revisaron casi un centenar de estudios y ensayos clínicos sobre el tema para dar una respuesta.

Según los resultados, bastan 52 sesiones de ejercicio de una hora de duración y por un período de seis meses para que las personas mayores experimenten una mejoría significativa de sus capacidades cognitivas.

Pero lo más importante —según advierte la doctora Joyce Gomes-Osman, de la U. de Miami en Florida (EE.UU.) y autora del trabajo—, son la perseverancia y regularidad con que se practica alguna actividad física.

"Dado que la mayoría de los participantes (hasta el 58%) eran sedentarios en el momento de su inclusión en los ensayos clínicos, nuestro trabajo sugiere que la práctica de ejercicio para combatir el sedentarismo podría ser una razón para esta mejora de las capacidades del pensamiento", explicó a "El Mercurio" de Chile.

Eso sí, adviirtió, esta fórmula no sirve para la memoria: en los resultados no se halló ninguna frecuencia o cantidad de actividad física que pudiera mejorar la capacidad de recordar.

Gomes-Osman y sus colegas analizaron en total 98 ensayos clínicos, que incluyeron a 11.061 hombres y mujeres, con una edad promedio de 73 años. De ellos, el 59% conservaba intactas sus funciones cognitivas; el 26% ya presentaba un deterioro cognitivo leve, y el 15% restante tenía demencia diagnosticada.

Los autores se centraron en la duración, intensidad, frecuencia y cantidad del ejercicio. Así fue como llegaron a la conclusión de que la práctica de al menos 52 horas de ejercicio, durante un período de seis meses, mejoró la velocidad de procesamiento -el tiempo que se requiere para completar una tarea mental-, tanto en los mayores con buena salud cerebral como en aquellos con deterioro cognitivo leve.

También mejoraron la función ejecutiva y la capacidad de pensamiento en los participantes con funciones cognitivas intactas. En cambio, aquellos cuya práctica de ejercicio no llegaba a las 34 horas, al cabo de seis meses no experimentaron ninguna mejoría, según el estudio, publicado en la revista de la Academia Estadounidense de Neurología.

¿Qué tipo de ejercicio realizar? Según Gomes-Osman, cualquiera. El beneficio se obtiene ya sea al realizar ejercicios aeróbicos —como caminar a mayor intensidad, correr o andar en bicicleta—, así como a través de ejercicios de resistencia o con sesiones de yoga o tai chi, por ejemplo. Lo importante es practicarlos de forma regular y constante. "Vimos que incluso las personas que participaron en programas de ejercicio de menor intensidad mostraron un beneficio para sus habilidades de pensamiento".

Más rápido.

Caminar a un ritmo rápido reduce en 24% el riesgo de mortalidad por cualquier causa, mientras que realizarlo a un ritmo normal se asocia a una baja de 20%. Así lo establece un estudio de la Universidad de Sydney (Australia), que agrega que este beneficio es más pronunciado en personas de mayor edad.

La OMS presenta plan de acción para promover la actividad física

Uno de cada cinco adultos y cuatro de cada cinco adolescentes en el mundo no realizan suficiente actividad física, práctica que ayuda a prevenir y tratar enfermedades no transmisibles como cardiopatías, accidentes cerebrovasculares, diabetes o cáncer de mama y colon.

Para frenar este problema, la Organización Mundial de la Salud (OMS) presentó su plan de acción global para promover la actividad física, con el que aspira a reducir en un 15% el sedentarismo en adultos y adolescentes para 2030.

La iniciativa fue presentada por el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, y el Primer Ministro portugués, António Costa, en la Ciudad del Fútbol de Oeiras (Portugal).

"Para mucha gente, la vida moderna supone mucho tiempo de estar sentado, ya sea conduciendo al trabajo, estando todo el día en la oficina o frente a la televisión por la noche. Tenemos que conseguir que el mundo se mueva", dijo Adhanom.

El director de la OMS agregó que crear sociedades más activas no es solo responsabilidad del sector sanitario, sino que precisa también de "compromiso político al más alto nivel" y acciones coordinadas desde todos los ámbitos.

OMS - Estrategias para mejorar la sociedad

El plan de acción de la OMS incluye 20 recomendaciones que responden a cuatro objetivos estratégicos: crear sociedades activas, entornos activos, personas activas y sistemas activos.

Autoridades - Deben dar más oportunidades

Bajo estas directrices, se llama a las autoridades a crear oportunidades y condiciones para que las personas dediquen más tiempo a prácticas como caminar, andar en bicicleta, bailar o hacer deporte.

Esfuerzo - No es mucho lo que se precisa

Bastan 52 sesiones de una hora en un lapso de seis meses para mejorar notoriamente la calidad de vida de las personas mayores, asegiraron los investigadores tras analizar los datos del estudio.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)