LA COCINA DE A PUNTO

Dulce y casero: hoy cocina la profe Inés Rodríguez

La cocinera combina sus clases de geografía con los alumnos del Liceo N° 71y el trabajo en su propia pastelería.

Foto: El País
Foto: El País

Es profesora de geografía y cocinera. Cuando era chica su pasatiempo favorito era jugar a las “casitas”: cocinaba con ingredientes que le daba su madre y recuerda que hacía engrudos, les daba forma de galletitas y los dejaba secar. Entre risas cuenta que su abuelo luego los comía “sin chistar”: “Lo que un abuelo hace por su nieta no tiene nombre”.

Inés Rodríguez siempre vivió la cocina como algo natural, sin saber que iba a terminar dedicándose a esto. “La comida siempre fue parte importante en mi familia. Recuerdo las largas mesas con abuelos, tíos, primos, con cualquier excusa para reunirnos y tener largas sobremesas. Hoy esto se sigue repitiendo”, contó.

Sus abuelas y su madre fueron sus referentes: “Los cumpleaños siempre fueron con todo casero, incluida la torta. Hoy intento que esto siga de alguna forma igual preparando todo lo que pueda. Es una forma de homenajear y agasajar a los que me rodean”, señaló.

Rodríguez entró al mundo de la cocina de una manera diferente que la mayoría de sus colegas. “El médico me hizo una recomendación a causa del estrés. Me sugirió que haga alguna actividad distinta que me reconfortara. Comencé con cursos y talleres de azúcar. Cuando le agarré el gusto comencé con cursos más extensos, carreras y postgrado. Hoy es algo que me apasiona y me sigue reconfortando. Y aquí me ves... con una pastelería que lleva mi nombre”, contó, en referencia al local que tiene en Pocitos, Montevideo.

Es profesora de geografía desde hace 26 años y da clases en el liceo N°71 a alumnos de primer y segundo ciclo. Asegura que es posible combinar ambas profesiones: “Integro un proyecto en el liceo que permite el trabajo multidisciplinario entre asignaturas y sus contenidos llevados a la cocina. En mi vida es una constante. Cuando viajo es imposible no realizar rutas de pastelerías o buscar sabores nuevos. La comida es la mejor forma de entender y conocer un lugar”, sostuvo.

Rodríguez está segura de que “todos llevamos un cocinero dentro” y que “solo hay que animarse”. Por eso, respecto al auge de los programas de televisión y competencias de cocina, opinó que “las imágenes provocan y dan ese empujón para hacer”. Este tipo de programas, a su juicio, “contribuye notoriamente a que, de a poco, todos se animen a probar cosas nuevas, innovar y saber apreciar un buen plato y producto. Es una realidad que ahora todos somos cocineros, desde los niños a los abuelos y eso es buenísimo. Hay una búsqueda por el sabor, por el volver a las raíces y eso nuevamente nos lleva a nuestro hogar”.

Visitá la página de A Punto para ver todas las recetas de Inés Rodríguez

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error