TURISMO

Destino Asunción: fútbol, música, comidas tradicionales y… ¡un pedacito de Uruguay!

El País recorrió la capital de Paraguay y elaboró una guía para saber qué lugares visitar y qué actividades se pueden realizar durante una escapada de fin de semana.

Escuela Artigas. Foto: Ángel Asteggiante.
La Escuela Artigas con las banderas de Paraguay y Uruguay. Foto: Ángel Asteggiante.

En la última década, Asunción se transformó en un punto de inversión para muchos uruguayos. Para 2020, la capital paraguaya busca posicionarse como oferta turística a 200 años del ingreso de José Artigas a dicho país.

A la hora de pensar en hacer una escapadita de fin de semana, los vuelos de Amaszonas permiten llegar en poco menos de dos horas, casi lo mismo que ir pasar un par de días a Punta del Este o Colonia.

Federico Perazza, embajador de Uruguay en Paraguay que transita su último mes en el cargo, dijo a El País desde su casa en Asunción que "Uruguay ha revalorizado Paraguay desde todo punto de vista: político, económico y muchas inversiones que los uruguayos han realizado aquí".

Federico Perazza y Sergio León. Foto: Ángel Asteggiante.
Federico Perazza y Sergio León. Foto: Ángel Asteggiante.

"Paraguay es un gran socio de nuestra logística. Hay muchas inversiones de Uruguay aquí. Hemos promocionado nuestra cultura, nuestro arte, nuestra gastronomía. Estamos contentos porque hemos podido posicionar algunos alimentos de alta gama en un mercado cada vez más exigente (…) En un primer momento se concentró en la compra de tierras, que tenían un precio de hectárea bastante competitivo y detrás de eso vino la trazabilidad uruguaya. Después se fue diversificando al sector inmobiliario. Uruguayos construyendo y también comprando. Agotaron prácticamente todos los rubros: sector gastronómico, vinos, servicios, logística", agregó.

Perazza sostuvo que los uruguayos "encuentran en Paraguay atributos muy interesantes"porque "hay un excelente clima de negocios, Paraguay es un país abierto al mundo y necesita mucha inversión extranjera directa".

El embajador destacó que en los últimos diez años hubo más de 200 millones de dólares de inversión de compatriotas sin contar la compra de tierras en el Chaco. "Hay algunas estimaciones de que Uruguay per cápita ha sido el tercer país que más inversiones ha realizado en Paraguay. Hoy pueden ver restaurantes uruguayos, las principales bodegas y mucha logística uruguaya. Hay una gran sintonía entre el consumidor paraguayo y nuestros productores", señaló.

Artesano en el centro de Asunción. Foto: Ángel Asteggiante.
Artesano en el centro de Asunción. Foto: Ángel Asteggiante.

Entre 40.000 y 50.000 paraguayos veranean por año en Uruguay. "Según datos del Ministerio de Turismo es el turista que más se queda en nuestro país y más gasta en nuestro país. Es un turismo de un alto poder adquisitivo. Hay muchos paraguayos que incluso tienen inmuebles en Uruguay: principalmente en Punta del Este y también en Montevideo", explicó Perazza.

Ahora el objetivo pasa por convencer al uruguayo de querer conocer Asunción. Sergio León, vicepresidente de Amaszonas Uruguay, dijo a El País que "el objetivo es aumentar el flujo entre paraguayos y uruguayos" porque "somos países hermanos".

León explicó que para este verano, entre Montevideo y Asunción, la compañía "aumentará de una frecuencia al día a diez a la semana". "Es decir que habrá días en los que se va a volar dos frecuencias", contó.
Para volar a Paraguay, la tarifa va desde 204 dólares ida y vuelta con tasas de embarque incluidas.

¿Qué hay para ver en Asunción? El País recorrió la capital y armó una guía con puntos obligatorios, curiosidades y comidas típicas.

A don José

Si sos uruguayo y estás en Asunción, tenés cómo pisar tierra uruguaya. Sí, leíste bien. Es que la Escuela Artigas, que este año cumplió 95 años, es idéntica a cualquiera de nuestro país. Es una escuela uruguaya, con programa uruguayo, Plan Ceibal y maestras uruguayas, dando clases en Paraguay para niños paraguayos.

Escuela Artigas. Foto: Ángel Asteggiante.
Entrada a la Escuela Artigas. Foto: Ángel Asteggiante.

La casa donde vivió José Artigas los últimos cinco años de su vida, fue transformada en Escuela y museo, manteniendo también la esencia que el propio General le había dado a ese terreno. Por eso, se conserva el Ibirapitá donde buscaba sombra para matear y también la naturaleza y la fauna que rodea todo el establecimiento.

Escuela Artigas. Foto: Ángel Asteggiante.
Los propios niños son los guías en la Escuela Artigas. Foto: Ángel Asteggiante.

Son 250 niños, de túnica y moña, que estudian el mismo programa que en nuestro país, con algunas adiciones al programa paraguayo en lo que tiene que ver con materias como historia y geografía.

Ocho maestras uruguayas (cinco de Salto y una de Montevideo, Canelones y San José respectivamente) son hoy las encargadas de formar a estos niños.
La escuela, que funciona también como museo, recuerda los últimos días de Artigas en Paraguay y posee una gran cantidad de elementos que tenía en esa casa. Como si fuera poco, los guías son los propios niños. Una experiencia sorprendente y diferente a cualquier museo.

Escuela Artigas. Foto: Ángel Asteggiante.
El árbol donde Artigas solía tomar mate. Foto: Ángel Asteggiante.

La pelotita

Visita obligada aunque no te guste el fútbol. El museo de la Conmebol te hace sentir con la misma adrenalina que en un partido de fútbol. Mucho más si sos uruguayo, porque gran parte de los contenidos que rodean los pasillos del mismo son con protagonistas nuestros. La Celeste, Peñarol y Nacional se roban gran parte del recorrido con los títulos continentales.

Museo de la Conmebol. Foto: Ángel Asteggiante.
Museo de la Conmebol. Foto: Ángel Asteggiante.

Al menos 500 personas al día recorren los interiores de ese gigante edificio que asoma apenas saliendo del aeropuerto. La entrada es gratis. Eso sí, hay que ir con alguien que vaya preparado… Los guías los expondrán delante del resto de los turistas con preguntas históricas del fútbol sudamericano para avanzar e ir avanzando en el museo.

Museo de la Conmebol. Foto: Ángel Asteggiante.
Uruguay, de los principales protagonistas en el Museo de la Conmebol. Foto: Ángel Asteggiante.

Comida: siempre "sopa"

Parece una especie de torta más para acompañar el mate que para otra cosa, pero es una de las presentaciones gastronómicas del Paraguay al margen del famoso tereré.

La leyenda cuenta que el presidente Carlos A. López (entre 1844 y 1862) tenía una cocinera que le preparaba el tykueti, una sopa, que le gustaba mucho; pero un día se pasó con la harina de maíz y la misma quedó muy espesa. La puso al fuego en un horno de barro, pero no hubo caso. Cuando llegó López, la cocinera estaba muy afligida por lo ocurrido y le contó la situación. López pidió probarlo igual. Dejó la cuchara, ya que esta no tenía sentido, y tomó el cuchillo y el tenedor. Era como una torta, pero salada… ¡Y le encantó! A partir de ese momento, pidió hacerla todos los días como entrada y la bautizó "sopa paraguaya".

La misma se sirve en restaurantes antes del plato principal o mismo para acompañar carnes.

Sopa paraguaya. Foto: Ángel Asteggiante.
"Sopa paraguaya" junto a la carne. Foto: Ángel Asteggiante.

Yerba: tres infusiones

Con la yerba mate, los paraguayos preparan tres tipos de bebidas tradicionales: el tereré (con agua bien fría), el mate (con agua caliente, como lo conocemos nosotros) y el mate cocido (una infusión que nace de la combinación de yerba con azúcar quemada que da como resultado un té de color oscuro).

Tereré. Foto: Ángel Asteggiante.
Termos para tereré y mate. Foto: Ángel Asteggiante.

Música que sale de la basura

La Orquesta de Instrumentos Reciclados de Cateura es un emprendimiento cultural, ecológico y de inclusión social que funciona desde 2012. Son niños y adolescentes que hacen sus instrumentos reciclando elementos de la basura.

Cateura. Foto: Ángel Asteggiante.
Cateura. Foto: Ángel Asteggiante.

Los instrumentos de la orquesta Cateura imitan violines, violas, cellos, contrabajos, guitarras, flautas, saxofones, trompetas e instrumentos de percusión. Fueron teloneros de bandas importantes de pop y rock, como por ejemplo Metallica.

Tienen una frase de cabecera: "El mundo nos da basura, nosotros le damos música". Vale la pena escucharlos.

Turismo aventura

A tan solo una hora y media de la ciudad, la reserva Mbatoví plantea una actividad totalmente distinta para quienes amen la adrenalina y la naturaleza.

Mbatoví. Foto: Ángel Asteggiante.
Mbatoví. Foto: Ángel Asteggiante.

La "casa de fines de semana" que Jacinto Santa María y Marta González Ayala, los propietarios del lugar, buscaron allá por 1999 se transformó cuatro años más tarde en un área protegida y a partir de 2006 abrió sus puertas al público.La pareja quedó asombrada con la vegetación y paisajes que tenía ese rincón de la Cordillera de los Altos (Paraguarí) desde donde se podía disfrutar de la Serranía y del valle de Pirayú, por lo que quisieron compartirlo con el mundo.

Vegetación, cascadas, arroyos, puentes colgantes y un sinfín de propuestas más

Mbatoví. Foto: Ángel Asteggiante.
Mbatoví. Foto: Ángel Asteggiante.

Hospedaje, compras y más

Asunción tiene una capacidad hotelera para recibir a unas 20.000 personas, sin contar los hospedajes que ofrecen las aplicaciones.

También cuenta con tres grandes centros comerciales: Paseo La Galería, Shopping Mariscal y Shopping del Sol.

Paseo La Galería. Foto: Ángel Asteggiante.
Paseo La Galería. Foto: Ángel Asteggiante.

Para quienes busquen artículos de tecnología, también pueden recorrer los locales del Centro para encontrar mejores precios. Quienes ya se acerquen a esa zona, podrán recorrer el Casco Histórico donde se encuentran el Panteón Nacional de los Héroes, la Plaza de Armas y el Palacio de López, entre los puntos más importantes.

Los que quieran divertirse a la noche, no pueden dudar en ir al Paseo Carmelitas. En dos manzanas encontrarán centros comerciales, restaurantes y locales bailables.

Panteón Nacional de los Héroes. Foto: Ángel Asteggiante.
Panteón Nacional de los Héroes. Foto: Ángel Asteggiante.

El clima

Asunción posee un clima subtropical húmedo. La temperatura ronda los 23°C y es considerada una de las ciudades más calurosas del continente. De todos modos, no está de más llevar consigo una campera para la lluvia.

En verano, la sensación térmica puede alcanzar los 40°C por lo que se recomienda a la población no exponerse al sol ni hacer actividades al aire libre que puedan comprometer su salid.

En invierno, los días suelen ser muy irregulares. Si bien el promedio de la temperatura ronda los 17°C, es normal que se originen días calurosos que alcancen los 30°C.

Moneda

El guaraní es la moneda más antigua de toda América Latina y una de las pocas que no sufrió modificaciones ni eliminó ceros. Actualmente un dólar estadounidense son 6398,15 guaraníes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)