MIRÀ EL VIDEO

La catarsis de Rocío Marengo contra su novio: "Estoy harta, repodrida"

La participante de La Academia estalló por la crisis de pareja que atraviesa: “No es capaz de venir a acompañarme”

Rocío Marengo
Rocío Marengo

Rocío Marengo sorprendió a todos la noche del martes en “La Academia” de ShowMatch (eltrece): la modelo estalló contra su novio, Eduardo Fort, con quien está en pareja hace ocho años. Aunque había cosechado un muy buen puntaje en la pista, la participante no pudo contener las lágrimas y expuso a corazón abierto lo que sentía en una catarsis sin filtro. “Estoy harta de remar en dulce de leche tratando de salvar una relación”, confesó. 

Desde que Marcelo Tinelli la saludó, la modelo no pudo ocultar su malestar. “¿Estás bien?”, le consultó el conductor, y en un primero momento evadió el tema: “Sí, estoy feliz de estar acá, pero dándolo todo, exponiéndonos mucho a lesiones, y bueno, me emociona que reconozcan que uno trata de darlo todo”.

Sin embargo, la tensión había quedado sobrevolando en el ambiente, y volvió a pedir el micrófono para explicar el motivo de su actitud. “Capaz que no entienden. La verdad que estoy hace ocho años en pareja y también estoy colapsada de estar remando, tratando de salvar una relación, y está todo bien, pero estoy hace ocho años acompañando y no es capaz de venir a acompañarme”, reveló. 

“Estoy harta, repodrida, ocho años que estoy al lado de él bancando a la ex, que me salió a put… por todos lados, a tratarme de prostituta”, remarcó con indignación y los ojos llenos de lágrimas. “Soy su mujer hace ocho años y no es capaz de venir a bancarme, que le da vergüenza, que me mintió”, continuó.

“Me dijo que porque no tenía la vacuna no iba a venir, y se fue a Estados Unidos un mes a rascarse las pelot..., a darse la vacuna y no es capaz de venir”, le reclamó mirando a cámara. “Eduardo Fort, hacete cargo, tenés una novia. ¿No querés venir? Chau, flaco, yo estoy hasta acá”, recriminó, mientras ponía su mano en la frente.

“No hago más que remar en mi vida sola”, enfatizó, y ni bien hizo silencio, todo el estudio la aplaudió por su descargo público. “Su familia me ama, la viste acá a Martita Fort bancándome, me gané el cariño de sus hijos y vos sabés lo que es una familia ensamblada”, expresó, en referencia a la hija de Ricardo Fort, sobrina de Eduardo.

“Él como hombre se tiene que poner los pantalones. Ocho años te banqué Eduardo, estoy hasta acá de tus bol... pesadas, no lo merezco”, remató. Tinelli se mostró atónito por la pasión con la que Marengo explicó lo que le ocurría y le ofreció darle un abrazo para contenerla. “¡Mirá qué liviana estoy ahora! Lo tendría que haber dicho antes y disfrutaba el diez de Ángel de Brito”, reconoció. 

Después de saludar al jurado, volvió a tomar la palabra para despedirse y dejar en claro que su situación de pareja llegó a un punto límite: “Él por mensaje, feliz, enamorado, y le pedí que por favor esté parado acá, y nada, no alcanza con un ‘te amo’, también hay que demostrarlo”. Sus palabras llegan poco después del escándalo que se generó en torno a la serie de la vida del fallecido hermano de su pareja, Ricardo Fort, y Marengo fue protagonista de varios cruces al respecto.

Finalmente, cerró con un reclamo para aquellos que la tildan de “interesada” y recordó que trabaja hace dos décadas en los medios de comunicación: “La remo mucho, Marce, para que después me pongan, ‘la novia de Eduardo Fort’. ¡No! Yo soy Rocío Marengo, no me importa que tenga una empresa. Si él está enamorado como dice, que me venga a acompañar. Si tiene huevos, que se pare. Si no, chau”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados