La modelo y esposa de Sebastián Sosa graba programa en Miami

Stephani Correa: El ángel enamorado

Modelo, esposa del arquero uruguayo Sebastián Sosa, Stephani Correa está en el mejor momento de su carrera. Con las valijas prontas, viaja a Miami porque fue elegida como una Latin Angel 2015 y desembarca en Estados Unidos con el desafío de grabar un programa de TV cargado de sensualidad, aunque ella pone sus límites. “En cuanto a mostrar, lo mío no sería tanto por lo físico. Hay chicas más jugadas que otras. Tengo un perfil más tranquilo y quiero destacar por otras cosas como la frescura y la dinámica”, asegura la uruguaya a Sábado Show. También habla de sus inicios en el mundo del modelaje y de sus amigas Nicole Neumann o Claudia Fernández que la impulsaron a lanzarse a la moda, aún con 28 años y siendo madre de una niña de 6. “Nunca es tarde para concretar los sueños”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Stephani Correa y Sebastián Sosa en la tapa de Sábado Show. Foto: Daniel Ayala. 

—Has sido seleccionada como una de las Latin Angels, ¿qué implica ese rol?

—Implica la conducción de un programa acerca de un destino turístico que va a salir en el canal 201 de DirecTV. A algunas le tocó República Dominicana y a mí, junto a otra compañera colombiana, nos tocó Miami. Estoy viajando estos días para el rodaje. Vamos a mostrar las playas, atracciones, el deportes, platos típicos, las fiestas...

—¿En qué consistió la competencia?

—El concurso se dio a través de las redes sociales. Yo me enteré del certamen y escribí a la organización para postularme. Se anotaron más de 300 mujeres latinas y por suerte, fui seleccionada junto a otras tres chicas. En mi caso, valoraron el esmero, las ganas y un nivel de votación importante de gente de mi país.

—¿Cómo te sientes a días de viajar?

—Estoy muy feliz. Yo soy nueva en el medio y que me salga esta oportunidad en Estados Unidos es como un regalo caído en el cielo.

—Latin Angels es un ciclo que pone mucha énfasis en la sensualidad, ¿cómo lo vas a manejar?

—Es verdad. Pero cada una le pone el perfil que quiere. Hay chicas más jugadas que otras. En mi caso, dije que mi perfil era más tranquilo y que me podía destacar también en otras cosas, como la frescura o la dinámica. Pero en cuanto a mostrar, lo mío no sería tanto físico. En la producción lo súper entendieron porque también hay una tendencia mundial a no tanto maquillaje, no tanta exhibición y más hacia lo sugerido. Hice mucho hincapié en eso.

Una inspiración. hicieron una producción basada en la portada de Vogue que muestra a Cristiano Ronaldo con su exnovia Irina Shayk. 
Una inspiración. hicieron una producción basada en la portada de Vogue que muestra a Cristiano Ronaldo con su exnovia Irina Shayk. 

—Imagino que también el hincapié lo hiciste con tu marido, Sebastián Sosa...

—Sí, sí. (risas) Él me apoya mucho en este paso. Y tampoco está en mis planes incomodar a mi familia, ni a mi pareja con lo que haga.

—¿Va a acompañarte?

—No, él tiene sus obligaciones. Viajo mi suegra. Estos días ha sido un revolución en casa porque tenemos una nena de seis años y hay que prever muchas cosas: quién le hace la comida o la lleva al colegio... En fin, toda la familia está movilizada. Todos están con mi camiseta puesta y disfrutando de esto, que no se da todos los días. Es la primera vez que me voy tantos días de casa y voy a extrañar, pero es por una buena causa.

—¿Nervios?, ¿ansiedad?, ¿cómo lo vives?

—Sí, hay nervios. Nos vamos una semana a otro país, a una experiencia nueva. Voy a tener la responsabilidad de conducir un programa y por supuesto que eso genera mucha ansiedad, pero nada fuera de lo normal.

—Este viaje también es un primer contacto con un mercado nuevo para ti. ¿Te interesa seguir trabajando como modelo en Estados Unidos?

—Sí, es una oportunidad interesante. De hecho, voy a aprovechar la estadía allá para hacer fotos para dos agencias y así quedar en la base de datos de ellos para eventuales oportunidades futuras. Nunca se sabe. Es un mercado muy interesante.

—Falta que a Sebastián lo contraten de un club de allá y listo...

—(Risas) Sería ideal.

—¿Qué tan incierto es el futuro de él?

—Sí. Estamos en período de pases que es un tiempo de espera de ver qué surge. Lo que salga va a ser lo mejor. Él está en Vélez cumpliendo un contrato de trabajo pero a la espera de lo que pueda surgir.

—O sea que posiblemente deban mudarse...

—S, hay posibilidades de que no nos quedemos en Argentina. Seguro no hay nada, pero es una chance.

—¿Volver a Peñarol es una posibilidad?

—Sí, es la casa de él, donde se formó como jugador, así que siempre está la posibilidad. Si no es ahora, será en otro momento.

—Hace un año que comenzaste tu carrera de modelo, ¿qué te decidió a dar ese paso?

—Yo siempre tuve el sueño de ser un ángel de Victoria Secret. Pero desde que vivo en Buenos Aires y por el impulso de muchas amigas, como Nicole Neumann, Isabel Macedo o muchas uruguayas, como Claudia Fernández o Nadia Theoduloz que son grandes amigas. Ellos me animaron a lanzarme. Y estoy feliz con la decisión. Uno a veces piensa que es tarde para ciertas cosas, pero en realidad no es tan así. Claudia, por ejemplo, me dijo que el boom de su carrera fue desde los 28 años en adelante y yo también tengo 28. Así que es buena edad para empezar.

—¿Qué tan celoso es Sebastián?

—Lo normal. Está pendiente en cada paso que doy, para que sea firme y no me salga de la línea. Me ayuda, porque es como tener en casa a mi primer crítico y me orienta en todo: en lo que vaya a usar en las fotos, en el perfil, en todo. Opina y tiene una opinión bastante certera. Hacemos un buen equipo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)