ENTREVISTA

Miguel Nogueira sobre la contratación de Romano en la IM: "No creo que haya trabajado para un cargo"

El conductor de Informativo Carve, Buscadores y VTV Noticias tiene más de seis horas de vivo por día. En entrevista 

Miguel Nogueira
Miguel Nogueira. Fotos: Estefanía Leal.

—¿Cómo evalúas este año de pandemia para el ejercicio del periodismo?

—Económicamente hubo dificultades que van a seguir. Hay un informe de Cepal que dice que América del Sur habría dejado de percibir 25.000 millones de dólares por concepto de turismo y de ellos, 1.115 millones habrían correspondido a Uruguay. En el agro, la soja tiene un precio de más 500 dólares la tonelada, lo que se aproxima a los récords. Pero cada vez que se hacen encuestas a los economistas todos hablan de crecimiento para nadie menciona un crecimiento en el empleo. Cuando nos dicen que se viene la automatización, en las radios ya lo sabemos. De las 50 radios legales que hay en Montevideo, después de las 19:00, el 90% sale automática. Y algunas salen automáticas las 24:00 horas.

—Se suma otro programa periodístico en las mañanas de Azul FM y la nueva propuesta periodística encabezada por Nacho Álvarez.

—Eso está bueno. Que haya nuevas ofertas siempre es bueno para los oyentes. Cuando voy al supermercado, está muy bien que haya 10 marcas de aceites diferentes para poder elegir el mejor a mi gusto. En materia de periodismo es lo mismo. El prime time de la radio está entre las 7:00 y las 11:00. Todos los autos que entran a Montevideo en esa hora vienen escuchando la radio y muchos de ellos, escuchando propuestas periodísticas. Claro, la torta se ha achicado muchísimo y se multiplicaron los que queremos comer torta, que somos todos los que hacemos programas en la mañana. Hace 35 años, Sarandí y Néber Araújo prácticamente no tenían competencia. Hoy somos 10 o 15 programas más las opciones musicales y eso vuelve más complejas las cosas. En Radio Carve hay una apuesta muy fuerte a ser una radio periodística a lo largo de toda su programación.

—Azul FM será gerenciada por Magnolio, que tiene Del Sol y otras emisoras. Sarandí y Sport también son de otro grupo. ¿Te preocupa la concentración de medios?

—Sí, me preocupa. Estados Unidos o Japón, que son países con economías muy abiertas, tienen totalmente legislada la prohibición de los monopolios y las concentraciones. Vuelvo al ejemplo de los aceites: si de las 10 marcas, hay solo tres empresas detrás, la variedad no es tal. Pero bueno. En este caso, veremos qué pasa con la ley de medios que se viene. Yo no sé si hay unanimidad sobre esto en la propia coalición de gobierno. No sé si Cabildo Abierto va a votar que una sola empresa puede tener ocho radios. Creo que no, pero no lo sé.

Buscadores pasó hace unos días los 4.500 programas, todo un récord. Formás parte del ciclo desde el comienzo. ¿Cuál es la clave de esa permanencia?

Buscadores lleva  19 temporadas. Cacho de la Cruz en su momento festejó los 5.000 programas de El Show del mediodía. Fuera de esa celebración, no tengo noticias de ningún otro programa que tenga tanta cantidad de emisiones como Buscadores. Julio Sánchez Padilla estuvo 47 años al aire pero Estadio Uno terminó con 2.500 programas, porque era semanal. En nuestro caso, además, estamos saliendo por VTV y Canal 5 y en la noche se repite por Canal 7 Punta. Sergio (Gorzy) habla del "milagro llamado Buscadores". Cuando empezamos en 2003, había un informativo de Canal 12 de 12:30 a 13:00, otro en Canal 4 y un flash de Canal 10. Hoy, los informativos son más largos y de las 14:00 en adelante se vino Esta boca es mía, Algo contigo, La tarde en casa... Es decir, empezamos a molestar. En el Interior ni te cuento. Con Sergio nos pasó de ir a Salto y para caminar una cuadra y media estuvimos una hora. La gente nos paraba a hacernos comentarios y sacarse fotos.

MIguel Nogueira
MIguel Nogueira. Foto: Estefanía Leal.

—Es extraño tratándose además de una coproducción...

—Sí, es doble el milagro. Porque no tiene un canal atrás.

—Este año hubo cambio de panelistas, con algunas salidas como las de Gabriel Romano y Jorge Gatti e incorporaciones: Fernando Invernizzi y Daniela Boruet. ¿Cuál es tu evaluación del panel actual?

—Lo que tiene muy bueno el panel de Buscadores es que están todas las posiciones pero sin extremismos. Hay mucha gente que se cruza conmigo y me dice: "No estoy de acuerdo a veces con lo que dice, pero cuando habla fulano me siento más identificado". Bueno, esa siempre fue la idea. Que suenen todas las campanas de la sociedad y que hagamos un programa que no pesque siempre en la misma pecera. Pero no hay extrema derecha o extrema izquierda para reivindicar cosas que no nos interesa reivindicar. Es cierto que tuvimos dos grandes pérdidas con Gatti, que se fue a Televisión Nacional a trabajar con Gerardo Sotelo y con Gabriel Romano, que fue contratado por la Intendencia de Montevideo.

—La contratación de Romano de parte de la Administración de Carolina Cosse fue polémica en redes sociales. ¿Qué opinión tenés de esa controversia?

—En términos generales, hay mucha hipocresía en el tema de las críticas. Porque los que mataron a Gatti y a Sotelo felicitan ahora a Gabriel. Y los que condenan a Gabriel, no fueron igual de críticos con Gatti. En el debate han aparecido las acusaciones de "periodismo militante". A mí me cuesta mucho hacer un periodismo en el que todos los días yo haga una canaleta para demarcar que los buenos están de un lado y los malos del otro. Capaz que soy más paloma que gavilán, pero honestamente al aire digo lo que me parece bien o mal, sea del lado que sea. ¿Quién puede negar que Tabaré Vázquez hizo cosas importantes? Y también podemos hablar del caso Pluna, del Fondes, de Sendic y de lo que quieras. Por el otro lado, lo mismo. Nadie negó que al comienzo de la pandemia, el manejo que hizo Lacalle Pou fue excelente. ¿Y ahora se durmieron un poco con la negociación de las vacunas? Bueno, puede ser. Cuando uno ve que (Sebastián) Piñera encomendó en abril a varios ministros iniciar las conversaciones, da la sensación de que Uruguay se demoró. Pero esto que digo no lo digo camiseteando para ningún lado. Es una opinión periodística, sin camisetas.

—¿Y Romano tenía camiseta o no?

—Cuando me dijo que había tomado esta decisión de dejar Buscadores y la radio para tomar el cargo en la intendencia, tuvimos una charla. Le dije que iba a dar un paso jugado, pero le di un abrazo y le deseé la mejor de las suertes. ¿Quién soy yo para decirle "estás seguro" o "yo no lo haría? Si él sabe lo que yo pienso...

—La crítica principal a Romano era la especulación de que desde la comunicación obraba con intenciones partidarios o directamente con el fin de obtener un cargo público. ¿Te consta algo así?

—Yo qué sé. Esa es una acusación muy seria y hay que mirar todo el abanico. Que un periodista empiece a trabajar para un gobierno no es nuevo. Martín Lees, por ejemplo, fue secretario de prensa de Marcos Carámbula en Canelones. Debe ser un tipo del Frente Amplio pero al mismo tiempo es imposible acusarlo de deshonesto intelectualmente. En el caso de Gabriel, yo no creo que haya trabajado para que le dieran un cargo. Tenía su trabajo en Buscadores y además, era la figura de M24 con su programa Intercambio. No tenía necesidad de ser otra cosa que honesto. El periodismo objetivo no existe, pero sí existe el periodismo honesto, ético, riguroso, equidistante. Cada uno puede tener su percepción de los hechos pero no hay nada más lejos del periodismo que el interés partidario.

—¿No existe el periodismo partidario entonces?

—No debería existir. Si me preguntás si hay colegas que, de un lado y del otro, quieren que haya gobiernos de un solo signo político, mi respuesta es "sí, los hay". Y son demasiados para mi gusto.

—¿Está demasiado politizado el periodismo?

—Uruguay entero siempre fue politizado. Con las redes, todo está más exacerbado. Antes se hablaba de las mayorías silenciosas y ahora, sin ser mayoría quienes están en las redes ni mucho menos, consolidan una expresión de ciudadano uruguayo que ha demostrado que no somos tan solidarios ni respetuosos como se pensaba. Igual, hay que tomar con pinzas estas cosas porque los insultos groseros suelen salir de cuentas inventadas o anónimas para divertirse o militar a fondo.

—¿Hay una grieta?

—Lo que sí creo es que hay algunos dentro del sistema político que están fogoneando la grieta, con aquello de "ustedes" y "nosotros". Es como decía aquel político argentino: "O están conmigo o sinmigo". El movimiento feminista, por ejemplo, ha sido muy claro en eso. Defiende a determinado tipo de mujeres nada más. Hubo mujeres que fueron víctimas y no fueron defendidas públicamente porque para la cabeza del grupo, solo es feminista quien es de izquierda.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados