emperatriz

La historia de Besie Smith

Como Bessie, ueen Latifah se pone en la piel de Bessie Smith, la cantante de blues más popular de los años 20 y 30 y la más influyente en los cantantes que la sucedieron. Bessie es una película original de HBO que cuenta la vida de “La Emperatriz del Blues” y muestra su lucha constante por sobresalir en su carrera en medio de los estragos financieros de la Gran Depresión. En el elenco también figura Mo’Nique, actriz que obtuvo el Oscar de Reparto por su papel en el film Preciosa. Ganadora como Mejor Película en los Critics’ Choice TV Awards y nominada a otros tres de estos premios, se estrena hoy, a las 22 horas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Bessie

"La Emperatriz del Blues", así era conocida Bessie Smith (1894-1937), una de las artistas más exitosas de principios del siglo XX y de la que podremos conocer su historia gracias a la película original que HBO estrena hoy, a las 22 horas. Bessie muestra cómo se dio la transformación de una cantante joven a la cantante más popular de blues de los años 20 y 30.

Queen Latifah fue la actriz elegida para interpretar a esta artista que tuvo que luchar para que su talento se impusiera a los estragos financieros causados por la Gran Depresión de los años 20. El elenco se completa con Michael Kenneth Williams, MoNique, Khandi Alexander, Toy Kittles y Oliver Platt, entre otros; mientras que la dirección es de Dee Rees.

"Bessie Smith combinaba un inusual sentido del ritmo con una extrema sensibilidad para el tono y la dicción correctos, rasgo que le permitieron llegar a una audiencia muy amplia. Su forma de articular notas y palabras, empleando gran variedad de enfoques rítmicos y tonales, aportaba a sus interpretaciones una gran elegancia y cierta apariencia de improvisación", se puede leer en Wikipedia sobre esta artista.

La cantante comenzó su carrera como bailarina en la compañía Moses Stokes, en un espectáculo en el que también estaba Ma Rainey. En 1912, su hermano Clarence le consiguió su primer contrato profesional y un año después empezó a desarrollar su propio espectáculo, en el teatro 81 de Atlanta. Fue descubierta por Frank Walker, de la discográfica Columbia, en un club de Selma, Alabama, en 1917. Ya en 1920 había ganado fama en el sur y en el litoral este de los Estados Unidos.

Su primera grabación fue DownHearted Blues, realizada en Nueva York en 1923, una canción escrita y registrada previamente por Alberta Hunter. Ese mismo año grabó Jailhouse Blues, disco que dicen "marca la aparición del blues clásico". Apenas el inicio de los muchos trabajos que desarrolló junto a los más importantes artistas del momento, como Louis Armstrong, James P. Johnson, Joe Smith o Fletcher Henderson.

Pero Bessie no solo cantaba, sino que también actuaba y llegó a ser la actriz negra mejor paga de su tiempo. Trabajaba muy duro durante el invierno y el resto del año viajaba por el país. Hasta tenía su propio vagón de ferrocarril para trasladarse. Protagonizó el cortometraje St. Louis Blues y fue parte del fracasado musical de Broadway, Pansy, del que toda la crítica coincidió en que la única que destacaba era ella.

Pero, como buena artista, no todo fueron mieles para Bessie, que vio su carrera acortada por una combinación entre el abuso del alcohol, la Gran Depresión y el nacimiento del vodevil. De todas formas, ella nunca bajó los brazos. También influyó que su vida se vio interrumpida tempranamente por un accidente de tránsito sufrido mientras viajaba a un concierto en Clarksdale, Memphis, con su compañero Lionel Hampton. La llevaron al afro-hospital de Clarksdale, donde hubo que amputarle un brazo, no volvió a recuperar el sentido y murió esa misma mañana.

Polémica.

También como buena artista tuvo una muerte en la que la polémica se hizo presente. Tuvo que ver con el o los hospitales a los que supuestamente fue trasladada luego del accidente. John Hammond denunció en una nota para la revista de jazz Down Beat que Bessie fue rechazada en un hospital para blancos, sugiriendo que murió a causa de ello. Fue un rumor que se mantuvo por décadas, alentado en 1959 por la canción The death of Bessie Smith (La muerte de Bessie Smith), de Edward Albee. Si bien las autoridades siempre desmintieron esa información, Hammond nunca se retractó.

En 1972, el biógrafo Chris Albertson consiguió para su libro Bessie una entrevista con Hugh Smith, uno de los médicos que atendió a la cantante, quien no se pronunció al respecto. Otro médico que también asistió a la artista, W. H. Brandon, escribió una carta en la que contó lo ocurrido y dejó en claro que a la accidentada se le dio "la atención médica adecuada, pero nunca pudimos reanimarla tras el choque".

Seguramente la polémica será abordada en este film que promete y que ya ha cosechado algunos galardones, como el Critics Choice Awards a Mejor Película, además de estar nominada para este mismo premio en las categorías de Mejor Actriz (Latifah) y Actriz de Reparto ( Khandi Alexander y MoNique, esta última ganadora del Oscar a Actriz de Reparto por Preciosa). Bessie también fue candidata al Television Critics Association Award a Mejor Película, Miniserie o Especial.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)