conquistador

Fernando Cristino llegó a la radio

El RR.PP debutó junto a un gran elenco en Cristino magazine por La Catorce10. "Estoy saliendo con una modelo", confiesa.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Fernando Cristino. Foto: Daniel Ayala. Producción: Leonel Aita Musi

Televisión, teatro, pasarelas, escuelas, línea de calzado, boliches. A Fernando Cristino solamente le faltaba plantar bandera en la radio, y así se lanzó a la conquista del dial. Encontró su lugar en La Catorce 10 AM, donde cuenta con un magazine a su medida. En su mejor momento profesional, el muchacho de Flores que transformó su apellido en un sello mediático reflexiona sobre su nuevo rol en la radio, su incursión en Verano Perfecto y sus amores y odios en el medio. “Cada vez se acerca más gente para pedirme fotos”, asegura el más polémico de los RR.PP.

—¿Qué te motivó a desembarcar en la radio con Cristino Magazine?

—Yo soñaba con hacer radio, era un proyecto que tenía pendiente. El año pasado me lo habían propuesto pero por un tema de tiempos no lo había podido hacer. Esta vez me volví a reunir y se pudo concretar. Tenía un gran equipo con el que había trabajado con desfiles en verano y lo trasladé a Cristino Magazine. El programa tiene farándula, movida nocturna, moda, una sección sobre jóvenes emprendedores y muchos sorteos y consignas. La idea es que haya bastante interacción con los oyentes, meternos en previas y dialogar con jóvenes.

—¿Cómo te sentís en tu nuevo rol de conductor radial?

—Es la primera vez que llevo el timón de un equipo en un medio de comunicación, y me encanta. Las dos horas de programa se me hacen muy cortas. Estoy feliz porque el hecho de que haya salido tan bien me incentiva a seguir avanzando.

—¿Cómo fue la preparación para salir al aire teniendo en cuenta que ninguno de los integrantes había hecho radio anteriormente?

—El equipo es muy bueno, pero como todos debutábamos en radio tuvimos reuniones previamente con gente instruida que nos asesoró para que el programa saliera ordenado y no fuera un caos. La idea es que todos podamos opinar de todo, pero cada uno tiene su columna y destaque propio.

—Yendo a la TV, ¿cómo definirías tu nueva experiencia en el panel de Verano Perfecto (Teledoce)?

—Es increíble. Fue muy importante que Canal 12 y Contenidos me abrieran las puertas. Me siento como pez en el agua. Disfruto yendo al canal todos los días, y lo hago con pasión. Soy yo mismo, no hago ningún personaje al aire. No tengo pelos en la lengua, y si tengo que decir cosas fuertes, las digo. El equipo es excelente, delante y detrás de cámaras. Me llevo bien con todos, incluso con Ana Laura (Román) que ya no está en el ciclo.

—¿Te afectó su salida?

—Me impactó. Yo había entrado hace un mes, y cuando uno se está amoldando a un equipo siempre afecta que pasen cosas como esa. De todas formas sigo en comunicación con ella.

—¿Quién te gustaría que ocupe su lugar de forma definitiva?

—Hay varias pero la que me gusta más es Ximena Barbé. Me encanta su energía, cómo presenta las cosas y su forma de ser. Estaría bueno que se incorpore al ciclo después de su licencia maternal.

—¿Qué le cambiarías al programa de cara a un nuevo año?

—Me gustan las noticias de farándula a las que apuntamos, pero lo haría más divertido: con bandas en vivo u otros segmentos. El año pasado se hacía el Jenga de Andy (Vila) que era excelente.

—¿Sentís que te reconocen más por la calle este año al tener más pantalla?

—Sí, la gente se acerca y me pide más fotos. El uruguayo es bastante tímido: si no piden una foto, cuando paso escucho que dicen "mirá, ahí va el de Verano Perfecto".

—¿Dirías que estás en tu mejor momento profesional?

—Totalmente. Hace cinco años que estoy en los medios, pero ahora me siento muy feliz con Free Time (VTV) y Verano Perfecto. Además, incursionar en radio es muy importante; a eso se le suma el éxito de las escuelas de modelaje en Montevideo y el interior, y mi línea de zapatos Fernando Cristino Shoes que lanzamos el año pasado y funciona muy bien. También voy a seguir a cargo de las relaciones públicas en el boliche Up, donde vamos a incorporar UpTV con notas a invitados y bandas.

—En tu carrera has tenido varios cruces mediáticos, ¿hay alguno realmente irreconciliable?

—Sí, hay uno irreconciliable pero es con empresarios, no con gente del medio. Dejando ese de lado, mis cruces no pasaron a mayores y me reconcilié con la mayoría. Me queda charlar con Flavia Pintos, con quien estuvimos peleados pero me gustaría tomar un café y que esté todo bien. Estoy en una etapa de mi vida en la que no quiero pelearme con nadie. Las peleas generan negatividad. Eso sí: no dejo que me pasen por arriba.

—Sin embargo, hace pocas semanas volviste a enfrentarte a Clarisa Abreu en las redes sociales, ¿qué pasó esta vez?

—Se metió con cuestiones que no correspondían. Insinuó cosas sobre mí que no son reales, y yo nunca haría algo así con ella. Cuando uno está en los medios tiene que tener cuidado. Como vi que la mano venía pesada, la llamé para arreglar todo. Tuve que ponerle un punto final y le di la opción de tratar de que esté todo bien, o directamente llevarle el asunto a los abogados.

—Pero vos las has criticado en el programa.

—Sí, ella se molestó porque dije que no tenía figura como para desfilar en carnaval con "conchero". Pero lo dije porque mi trabajo es opinar y comentar las noticias. Me contrataron para eso. Lo importante es que pudimos charlar y arreglar todo. Se puede hablar de reconciliación.

—Ustedes eran muy amigos antes de pelearse, ¿se puede recomponer aquella relación?

—No creo. Cuando a uno lo lastiman, queda un dolor interno para siempre.

—¿Pasó "algo" más allá de la amistad cuando trabajaban juntos?

—Los caballeros no tenemos memoria (risas).

—¿Ahora estás de novio?

—Estoy saliendo con una chica que es modelo. Se llama Agustina, trabaja conmigo y otras agencias. La conozco hace muchos años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error