NOTA DE TAPA

Cata Ferrand & Fede Buysan: "Hay sal y pimienta que mantiene viva la relación"

La pareja estrena la obra Salir a la cancha junto a Victoria Rodríguez en Sinergia Design. "Trabajar juntos nos lleva a un lugar de alegría compartida", coinciden. 

Fede Buysan y Cata Ferrand. Foto Juanchi Camargo
Fotos: Juanchi Camargo. Locación: Trimax Media. Make up: Jackie Eliezer. Estilista: Paola Olivera para Amor Mío. Vestuario Fede: Brooksfield. Vestuario Cata: Cher y Amén.

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

Catalina Ferrand y Federico Buysan, una de las parejas más queridas de los medios, vuelve a encontrarse bajo un mismo proyecto. Estrenan Salir a la cancha, la primera obra que los reúne sobre el escenario. Como si fuera poco, este año las casualidades quisieron que se vuelvan a cruzar también por los pasillos de Canal 12, el lugar en el que iniciaron su relación. Es que mientras él integra Telemundo, ella fue convocada para las suplencias de Tarde o Temprano. “¡Es una cuestión del destino!”, exclama la comunicadora.

-¿Cómo surge la posibilidad de protagonizar una obra juntos en Sinergia?

-(Ferrand) Acepté la invitación de Gastón Torello para volver a hacer “teatro breve”, y él me preguntó quién podía interpretar a mi marido en una nueva obra junto a Victoria Rodríguez que se llama Salir a la cancha. Como Fede estaba cacareando y se quejaba de que yo iba a agarrar otra obra, le dije a Gastón que lo agregara al grupo para hacer ese papel. Un día yo estaba con Fede y me dijo riéndose “me metió en el grupo, ¡te voy a matar!”. Yo sabía que le iba a divertir.

-(Buysan) Yo había tenido una sola experiencia en teatro y había dicho “nunca más”. No es fácil comprometerse para cumplir con ensayos y aprenderse la letra. Sin embargo, esta experiencia es de una obra corta en el marco de un ciclo de pocas funciones. Cuando Cata me lo planteó me dijo “no me podés decir que no” y acepté. Hago un papel chico que calza justo. La obra cuenta la situación de dos mujeres que están en distintas etapas de su vida y se encuentran en una cancha de baby fútbol. Victoria interpreta a una mujer divorciada que está explorando el mundo de la conquista a través de las redes sociales, y Cata hace de una mujer embarazada. Mi personaje es el marido del de Cata.

-Hay parejas que sostienen que trabajar juntos puede ser un factor de conflicto, ¿a ustedes les pasa lo contrario?

-(Buysan) Sí, nos pasa lo contrario. Parte del amor que nos tenemos tiene que ver con querer estar juntos, y si puede ser trabajando es divino. Yo disfruto al compartir cosas con ella, desde una obra, fotos, un programa o lo que sea. Está bueno porque el tiempo laboral, que muchas veces implica estar lejos de la familia, pasa a ser tiempo de estar con la familia. Para mí que ando medio al palo con el trabajo, a veces pienso que pagaría con tal de estar trabajando con ella.

-(Ferrand) Yo viví realidades distintas con otras parejas, y creo que la diferencia está en que nosotros nos conocimos así, trabajando. Laburar juntos nos lleva a un lugar de alegría compartida porque así nació nuestra relación. Además tenemos mucha admiración por el trabajo del otro y nos gusta vernos en acción. 

-¿Cómo analizaron juntos la propuesta para volver a Teledoce a hacer suplencias en Tarde o Temprano?

-(Ferrand) Al principio dudaba porque venía de salir todos los días de tarde en vivo. Me llamó (el productor) Andy Rosenblatt y me costó aceptar. Yo tenía claro que las puertas del 12 estaban completamente abiertas. Me hubiera encantado seguir en el canal en su momento, me dio pena y bronca irme. Yo adoro a todos en el canal y al volver sentí como si nunca me hubiese ido. Fue un placer ver que la afinidad con el canal es totalmente orgánica. Estoy muy agradecida con la posibilidad que me dio Tarde o temprano. Yo soy una outsider porque el programa tiene el ADN de las chicas (Cecilia Olivera, Paula Echevarría y Camila Cibils), pero me recibieron muy bien. Son amorosas.

Fede Buysan y Cata Ferrand. Foto Juanchi Camargo
Fede Buysan y Cata Ferrand. Foto Juanchi Camargo

-(Buysan) Yo enseguida le dije que acepte. Ella no estaba convencida y yo le dije “¿cómo que no?”, era volver al 12 en un programa con chicas encantadoras. Al final se motivó, volvió y lo terminó disfrutando mucho. A mí me dio mucha alegría. 

-También se dio la casualidad de que volvieron a coincidir los dos por los pasillos del canal...


-(Buysan) A mí me gusta mucho llegar al canal y encontrarme con Cata. Me encantó que el canal la haya ido a buscar y me encanta compartir el canal con ella. Ojalá surja un proyecto estable en el futuro. El canal suele dar oportunidades a gente que pasó por ahí para mostrarse en otros rubros, eso es buenísimo.

-(Ferrand) Yo conocí a Fede en el 12, después sin haberlo planificando nos volvimos a cruzar en VTV, y ahora me lo vuelvo a encontrar en el 12. Es una cuestión del destino. Si yo pudiera, elegiría siempre estar donde está él. Es lo que más me gusta.

-¿Se imaginan con un proyecto en común en el canal?


-(Ferrand) A mí me encantaría hacer un programa con Fede, pero sé que el canal prefiere que no trabaje con él en el mismo producto. Es una decisión empresarial. Lo he hablado más de una vez y no les gusta. Yo pienso que a la gente le encanta que se genere esa situación de la pareja, pero al canal no. Es respetable. Ojalá que mañana cambien de opinión y les parezca una buena opción.

-(Buysan) Al canal le cuesta vernos como pareja de trabajo. Para algunas personas hay como un concepto de no generar una “pareja mediática” en el canal. No sé por qué, y menos con dos personas que se conocieron en ese mismo lugar. Así que no espero un proyecto del canal que nos ponga juntos a trabajar. Capaz que se da en otro momento o en otro lugar.

-El año que viene van a cumplir 10 años juntos, ¿cuál dirían que es el motor que mantiene viva la relación?

-(Buysan) El secreto está en la simpleza del día a día. Llegar a casa y divertirnos: mirar una serie juntos, tomar una copa de vino, ir al cine, decidir a dónde nos vamos a ir de vacaciones, qué vamos a hacer el fin de semana. Me gustaría que a todos les pase lo mismo que a nosotros. No sabemos cuánto nos va a durar, así que mientras nos dure lo disfrutamos y nos protegemos como pareja y como padres. El día que yo me quede todo el tiempo pensando en la productora y no le preste la misma atención a ella ni a la familia va a ser el día que empiece a perder en la relación.

-(Ferrand) Es una historia de amor que tiene como fruto a dos niñas (Cayetana y Simona), que nos dan una semilla de esperanza y de amor. Para mantenerlo tratamos de que no nos absorba el trabajo. Somos conscientes de que la relación de pareja también es algo que se tiene que trabajar. Y la admiración mutua es el gran motor que mantiene la mirada enamorada. Nos gusta el feedback del otro sobre nuestro trabajo. Además, nunca dejamos la clave de la amistad, no perdimos de vista el hecho de que nos conocimos desde un lugar de amigos. Por eso es que hablamos de todo con mucha naturalidad y nos gusta hurgar en la vida personal, en la pareja, y en cómo hacer para mantener viva la llama. Ojalá que lo podamos mantener. Por las parejas anteriores que tuvimos, entiendo que lo más difícil es mantener viva la relación con el paso de los años.

-¿No han tenido que atravesar ninguna crisis de pareja en estos 10 años?

-(Buysan) Nunca tuvimos una crisis, no se dio. Pienso que también ayuda el hecho de que cada uno tenga sus espacios. Yo viajo mucho por campeonatos y la extraño, y ella me extraña a mí. O ella se va con sus obras al interior y yo quiero que vuelva. Eso ayuda, y genera las ganas de querer volver a vernos.

-(Ferrand) Jamás tuvimos una crisis. Nos han pasado cosas que hemos tenido que hablar a calzón quitado y nos hacemos cargo de lo que nos pasa. Analizamos la vida, la pareja, el paso del tiempo. Nos gusta enfrentar las cosas de pareja y hablarlas. Una pareja a los 40 ya tiene diálogos más humanos, más reales. Yo soy muy habladora sobre la pareja, me encanta filosofar. Me gusta tener confianza para decirle todo lo que me pasa. Eso para mí es un placer, porque Fede es un tipo muy valiente, un gran compañero que enfrenta cualquier cosa que le pasa con entereza, madurez y capacidad.

 -Para cerrar, ¿cómo fue organizado tu comentado cumpleaños en un boliche gay con Petinatti y Edgardo Novick como invitados?

-(Ferrand) Eso fue brutal. El día de mi cumpleaños hice una cena en el Hyatt, y al otro día como Fede se iba para Paraguay organicé una salida de chicas. Hablé con Pablo Atkinson y fuimos para el boliche Il Tempo, ¡nada más divertido que salirme de los lugares comunes! Yo tengo debilidad por el travestismo, y el show que hubo esa noche en el boliche me encantó. Mis amigas que nunca habían ido quedaron heladas. La llegada de Edgardo y Peti se dio por medio de Pati (Wolf) que es una tierna, estaba en comunicación con ellos y me dijo que les dio cosa no decirles para que fueran. Es un boliche abierto, así que podía ir quien quisiera. Además, Edgardo es un amigo y me había escrito por mi cumpleaños, y con Peti yo siempre me llevé muy bien. Fue graciosísimo ver a esos dos personajes ahí. Bailaron cinco temas y se fueron. Son amorosos los dos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)