ELECCIONES 2019

Andrés Heguaburu: “Talvi es el único estadista”

Fue el maestro de ceremonia del acto de cierre de campaña de Ernesto Talvi. El comunicador Andrés Heguaburu no tiene una historia como militante, pero ha declarado públicamente su apoyo al candidato colorado, lo que generó que fuera convocado. “Creo que él encarna fielmente al batllismo”, dice.

Andrés Heguaburu y Ernesto Talvi.
Andrés Heguaburu y Ernesto Talvi.

-¿Cómo surgió la posibilidad de ser maestro de ceremonia del acto de cierre en Montevideo de la campaña de Ernesto Talvi?

-No estoy militando, ni estoy en una lista. Simplemente decidí votar a Talvi y lo hice público. A partir de ahí, algunas personas del entorno del candidato se comunicaron conmigo y, sorpresivamente, un día me llamaron para ofrecerme la posibilidad de ser maestro de ceremonia. Me encantó la idea y así fue. Se portaron fantásticamente bien conmigo y fue un honor haber ejercido ese rol. Tuve también mucha devolución de personas que me vieron en todo el país.

-¿En qué momento decidiste hacer pública la adhesión al candidato colorado?

-Toda la vida en mis programas de radio he dicho a quién iba a votar. En 2004 voté al Frente Amplio y en las dos últimas elecciones, di mi apoyo al Partido Independiente. Y cuando supe que Ernesto Talvi iba a presentar su precandidatura, leí sus propuestas y lo apoyé desde el primer momento. Conocía de su trabajo en Ceres y había escuchado conferencias de él. Sentí que encarnaba mi visión de centroizquierda y batllista de toda la vida. Es hora de volver a votar al batllismo dentro del Partido Colorado porque nuevamente hay alguien que lo encarna fielmente. Lo hice público y desde entonces, he dado mi opinión de las distintas circunstancias de la campaña sin ocultar nunca desde qué lugar estaba opinando.

-¿Te definirías como colorado?

-Batllista y de centro izquierda de toda la vida. Lo que pasa es que en cierto momento sentí que los colorados se habían alejado de ese camino. Hoy miro para atrás y valoro que Jorge Batlle hizo un montón de cosas para sacarnos de la crisis. Pero en aquel momento la crisis me dolió tanto que di mi voto fue para el Frente Amplio. Fue un voto castigo a los colorados en ese momento. Después lo reflexioné, lo maduré y vas viendo que no era tan así y empecé a entender lo que fue la figura de Batlle como estadista. Al Partido Independiente lo sigo considerando una gran opción, pero encontré en Talvi una candidatura superadora.

-Como comunicador, ¿qué elementos evaluaste a la hora de anunciar cuál sería tu voto? No es algo común entre tus colegas...

-Yo respeto a los comunicadores que optan por no decir su opción laboral. Lo que no me gusta en ningún aspecto de la vida es cuando alguien dice: “Todos deberían hacer esto que es el ejemplo que yo doy”. Respeto a comunicadores como Andrés Reyes, Gonzalo Cammarota o Diego Delgrossi, que han dicho públicamente a quién votan, como también respeto a los que prefieren guardar silencio. Me molesta cuando alguien viene y me dice: “Cómo un periodista dice a quién va a votar”. En mi caso, yo prefiero ir de frente. En el periodista deportivo pasa lo mismo: muchos dicen que son hinchas de cuadros chicos, cuando en realidad simpatizan con Nacional o Peñarol.

-¿Te ha perjudicado decir a quién votás?


-Perjudicarme no. Siempre tuve absoluta libertad en todos los lugares en los que trabajé. De hecho, cuando estuve en CX 30, cuyos dueños están muy identificados con el Frente Amplio, no tuve ningún problema. Muchas veces dije cosas al aire que no les gustaba pero me respetaban. No te voy a negar que hubo presiones, pero por suerte, nada pasó a mayores.

-¿Cómo estás viendo el tramo final de la campaña?


-En líneas generales un nivel bajo. Hace rato que las propuestas dejaron de presentarse y ahora estamos en un juego de golpe y contragolpe. Incluso, me quejo un poco de los colegas que entramos en la dialéctica de preguntar: “Fulano dijo tal cosa de vos, ¿qué opinás?” En lugar de preguntar sobre las propuestas para educación, seguridad o manejo del Estado, entramos en el juego de la manija. Eso empareja todo hacia abajo.

-Muchos se han proclamado batlllistas, incluso dentro del Frente Amplio, ¿Por qué Talvi?


-Porque es el que considero que representa mejor los valores del primer batllismo y porque hay muchos candidatos, pero hay un solo estadista. Desde que lanzó su candidatura, se presentó como alguien que conocía al milímetro cada lugar del Estado. Es el único capaz de transformarlo. Hace 21 años que viene estudiando al Estado uruguayo y nadie sabe tanto como él a la hora tratar quirúrgicamente cada tema para resolver. Tenemos una oportunidad histórica de que nos gobierne alguien que realmente sabe lo que tiene que hacer. Y no llegó hasta ahí por carisma, popularidad o porque tuvo suerte.

-¿Hay un grieta en Uruguay, a nivel por ejemplo de redes sociales con los cruces entre “focas” y “fachos”?

-Nunca entré en ese juego. He discutido frontalmente con gente del Frente Amplio y con gente de Manini Ríos. En gran parte, eso también le está pasando a Ernesto Talvi. Por eso, hay quienes lo tilden de neoliberal de derecha y otros dicen todo lo contrario: que es una persona de izquierda que la estaría haciendo el juego al Frente Amplio. Y como está en ese lugar de centro, a la gente le cuesta mucho etiquetarlo y atacarlo desde los clichés.

-¿Cuál es tu visión de la ausencia de Ernesto Talvi en el debate?

-Me pareció horrible que lo hayan dejado afuera. Dentro del buen relacionamiento que se venía desarrollando entre Talvi y Lacalle Pou fue un punto de inflexión. El debate en sí mismo me pareció de un nivel bajo. En ninguno de los dos candidatos vi a alguien que me convenciera de que merecía ser el próximo presidente de la república.

-Como comunicador, ¿qué pálpito tenés para el 27 de octubre?


-Veo al Frente Amplio como primera fuerza política y en este momento, a Lacalle Pou mejor ubicado para el balotaje pero quedan unos días y hay muchos indecisos.

-En los últimos días una encuesta estimó la votación de Talvi por debajo de la de Manini Ríos...

-No creo en encuestas que sumando todos los resultados den 101%. Tampoco en sondeos que llaman a 800 personas con métodos poco claros. No veo el escenario de un empate ni siquiera. De todos modos, sería formidable que Talvi quede segundo. Es la única manera segura de terminar con esta época del Frente Amplio en el poder.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)