LA CLAVE

Otro papelón

La política exterior de este gobierno viene haciendo agua hace tiempo. Pero en las últimas horas hemos visto algo indignante. Un diplomático nacional, nada menos que el embajador en Austria, usó sus redes sociales para faltarle el respeto a Luis Lacalle Pou y hacer comentarios electorales. El diplomático parece no saber que representa a todos los uruguayos y son ellos quienes le pagan el sueldo, no su partido. Si al canciller Nin le queda un mínimo de amor propio, debe aplicar una sanción ejemplar.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados