La Clave

Muchas gracias

El sueño duró 20 días. Ayer se terminó por el gol de un delantero francés (Antoine Griezmann) que ni siquiera tuvo ganas de gritarlo por respeto a sus amigos uruguayos. Todo un símbolo. Pensamos que se podía, pero el fútbol piensa poco y es implacable con eso de la pelota en la red, sin importar ganas y sentimientos. Pero nadie nos quita que fueron muy lindos esos 20 días de sueño y buen humor gracias a un puñado de jugadores que en la cancha supieron cumplir. Para ellos, muchas gracias. De corazón.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos