LA CLAVE

Michelini de terror

Hay límites que un legislador jamás debería rebasar y que hacen al respeto del cargo que ostenta (por decisión ciudadana) y al prestigio del Cuerpo que integra. Ambos los pasó y por lejos el senador Rafael Michelini en la sesión del Senado del martes. La grosería de la que hizo gala no tiene antecedentes en la historia parlamentaria, y además no se trata de un parlamentario nuevo y sin experiencia, sino que hace años que ocupa un sillón en el Senado. Realmente una vergüenza que será recordada por años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos

º