Kibón y la IMM

Es lamentable que un lugar tan privilegiado como el de Kibón, co-mo tantos predios pertenecientes a la IMM termine mal. En el abandono o en el mejor de los casos, en manos de un concesionario “compañero”. Los actuales permisarios denuncian que la comuna no ha cumplido mientras ellos sí. Basta ver el carro de chorizos en la puerta y los múltiples ómnibus estacionados en frente, para darse cuenta que es cierto. Y también se quejan de que demoras burocráticas les han perjudicado económicamente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos