LA CLAVE

Lo que faltaba

El sistema judicial argentino, salvo algunas excepciones tiene una merecida mala fama. Que funciona al ritmo del poder de turno, no es ninguna novedad pero las masivas excarcelaciones de los sospechosos de corrupción del gobierno kirchnerista son escandalosas. Pasa que ninguno o casi, tenía condena, solo proceso, por esa lentitud típica que los protege hasta el próximo cambio de mando. Y ahora la Ministra de Seguridad, pretende revisar el peritaje que indica el asesinato de Nissman.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error