ECOS
Email:
Teléfono: 2908 0911
Correo: Plaza de Cagancha 1162
Escriba su carta aquí

Lacalle, pandemia y después


@|Un año y medio ha transcurrido del nuevo gobierno, estrechamente acotado por la pandemia.

Tres años y medio para definir quién ejercerá la sucesión. Y la ansiedad por postularse se hace cada vez más ostensible. Predominantemente en el FA, que después de quince años de gobierno nacional y treinta en la Intendencia capitalina, se contorsiona como pez sacado del líquido elemento.

¿Qué ocurrió, qué les impulsó a propiciar un referéndum contra la Ley de Urgente Consideración (LUC), que ahora es considerada como una elección de medio término?

Lo de incluir 135 artículos de la LUC para derogarlos es ya de por sí un error estratégico. ¿Alguien de los proponentes o de los supuestos votantes los conoce como para afirmar que todos los pueden perjudicar?

Si se validaran las firmas, esto supondría que alrededor del veinticinco por ciento del electorado estaría en contra. La pregunta es: ¿cómo se logra otro veinticinco por ciento más para lograr la mayoría?

La interrogante se develará si se llega a validar el mínimo de firmas necesarias, cuando hayan transcurrido dos quintos del mandato. Y allí, de nuevo la ansiedad por el poder se reinstalará; por un lado tratando de socavar los intentos de reforma tan necesarios para abatir la pesada burocracia existente, y por el otro, tratando de imponerlas.

Aquí es donde se producirá una mayor confrontación con el consiguiente desgaste entre el Partido Nacional y el Frente Amplio, todo ello con una notoria carencia de líderes o caudillos que atraigan a las masas de votantes.

En nuestro país el caudillismo político está ligado a las mismas raíces fundacionales, desde Artigas, Rivera y Lavalleja, pasando luego por Batlle y Ordóñez, Saravia, Batlle Berres, Herrera, Seregni.

En el FA no aparecen los posibles sucesores de Tabaré, Mujica o Astori, mientras que en el PN, no corre Lacalle Pou y falleció Larrañaga. La salida de Talvi en el Partido Colorado prácticamente ha quitado un líder que reflotara al partido, beneficiando al novel Cabildo Abierto, donde ejerce Manini Ríos.

¿Volverá a darse una trilogía competitiva sin mayorías preestablecidas? Todo parece indicarlo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
volver a todas las cartas