ECOS
Email:
Teléfono: 2908 0911
Correo: Plaza de Cagancha 1162
Escriba su carta aquí

La culpa es de los otros


@|Siendo de un interés muy especial del Señor Presidente de la República, Dr. Luis Alberto Lacalle Pou, el dragado del canal de acceso del puerto de Montevideo, con una profundidad de 14 metros (que ya manifestó en un pedido de informes que realizó, cuando era diputado, en el año 2013); llama la atención la forma negligente con que han actuado los distintos funcionarios competentes y responsables durante esta administración.

Ahora, cuando ese distinguido diplomático argentino especializado en temas fluviales y marítimos, el Embajador Diego Tettamanti, presidente de la delegación de su país en la Comisión Administradora del Río de la Plata, en una nota enviada a su par uruguayo, en forma muy didáctica (para que aprendan, creo), con transcripción de los artículos aplicables del Tratado del Río de la Plata, ha comunicado que la profundidad que se acordó fue de sólo 13 metros y no de 14, han surgido respuestas absurdas; como que el error lo cometió el Ministro Rossi que hizo esa afirmación, como si un tema de tanta trascendencia pudiese fundarse en las manifestaciones de un ministro del gobierno anterior.

Cuando el Presidente de la delegación uruguaya ante la CARP el día 29.10. 2020 fue a la Comisión Especial del Río de la Plata, Frente Marítimo y Antártida, hizo todo un relato de cómo se desarrollaron las negociaciones desde 2014 a 2018 en el seno de la CARP, concluyó diciendo: “El 28 de mayo de 2018, Argentina presta conformidad para que Uruguay profundice a 14 metros el Canal de Acceso a Montevideo…”.

Lo mismo hizo el Canciller Bustillo, que es competente en todo lo relativo a las cuestiones fluviales y marítimas internacionales de nuestro país, las que son dirigidas y coordinadas por una Dirección a cargo de un Embajador.

Toda la documentación relativa a la CARP tiene que estar archivada en esa Dirección y sin embargo, no se le indicó al Canciller que no era correcto hablar de menos 14, por lo que, cuando va a la Comisión competente del Senado también insiste en esa profundidad, con una particularidad, el delegado de la Cancillería ante la CARP (que viene cumpliendo funciones en esa comisión desde el período anterior), debió saber que lo aprobado era a menos 13 y obviamente si lo sabía, debía haberlo informado.

Igual situación es la del Presidente del Directorio de la A.N.P., que integró la delegación uruguaya ante la CARP, en el período anterior, cuando era Presidente el Dr. Felipe Michelini. Es obvio que tenía que estar enterado de un procedimiento que llevaba varios años, con intercambio de notas, observaciones, cambio de trazado, cartas náuticas etc. y de los términos de la conclusión del mismo. Sin embargo, como Presidente de la A.N.P, en forma reiterada, siguió hablando de dragar a un costo de US$ 200 millones de dólares el canal de acceso al puerto de Montevideo a una profundidad de 14 metros.

Hace más de dos meses, tuve el honor de ser invitado por el Ministro Heber a su despacho para hablar de este tema y le llevé copias de todas las actuaciones relativas al trámite que había dado lugar la consulta sobre el canal de acceso al puerto de Montevideo y de las que resulta lo señalado por el Embajador Tettamanti. Si el suscrito, que sólo puede mencionar viejos pergaminos, lo pudo hacer, ¿por qué no lo hicieron los que tenían la responsabilidad de hacerlo que contaban con multiplicidad de asesores y podían disponer fácilmente de toda la documentación pertinente?

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
volver a todas las cartas