ECOS
Email:
Teléfono: 2908 0911
Correo: Plaza de Cagancha 1162
Escriba su carta aquí

Cargo para la AUF


@| Hace algún tiempo me dirigí a usted, a fin de brindar mi opinión acerca de un tema relacionado con la selección nacional de fútbol y de modo especial, con un artículo publicado en ese medio, referido a su conductor. Vuelvo a opinar sobre otro tema, siempre relacionado con el tema de la selección nacional, a la que sigo con mucho interés, como ocurre con un alto porcentaje de los uruguayos, futboleros o no. Y ocurre que, en medio de sucesos de notoriedad que han convulsionado a nuestra Asociación Uruguaya de Fútbol y cuya dilucidación seguramente, va a llevar todavía mucho tiempo, me parece importante buscar un punto de apoyo para que nuestra selección resulte lo menos dañada posible, pues creo que es un bien a defender en nombre de todos los uruguayos.

En tal sentido, quiero rescatar, como algo muy positivo, la actitud por el actual Presidente interino de la AUF, señor Edgar Welker, quien no dudó en dar los pasos que había que dar en defensa de lo que se ha dado en llamar “el proceso Tabárez”, procurando propiciar medidas que nos permitan cumplir a cabalidad con los compromisos internacionales ya comprometidos.

Comparto también la idea de buscar para la Asociación un Presidente de consenso, una persona respetada, pero ligada al fútbol, como forma de superar los sucesos que hoy nos preocupan y salir de ellos más fuertes que nunca (o que siempre).

Me afilio también a la idea que hoy encuentra apoyo en la columna del periodista Edward Piñón, en el sentido de contratar un profesional que se encargue de “negociar acuerdos económicos, explotar derechos, encontrar mercados, a través de una persona que no esté contaminada con la política clubista”.

Y para terminar, en apoyo de todo lo aquí manifestado, me permito sugerir para esa función al Contador Alonso, ya vinculado a la AUF y que ha demostrado ser un profesional competente. Y si la propuesta fuera de recibo, habrá que pedirles a los señores dirigentes que procuren encontrar un nuevo Presidente, porque el señor Alonso puede resultar la opción más fácil, pero no puede cumplir todas las funciones (me consta, además, que no deseaba ser Presidente, al menos en esta oportunidad).

Sin otro particular, hago propicia la oportunidad para saludarle con mi consideración más distinguida.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
volver a todas las cartas

º