ECOS
Email:
Teléfono: 2908 0911
Correo: Plaza de Cagancha 1162
Escriba su carta aquí

ANEP o Pena


@|La Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), ente autónomo con personería jurídica creado por la Ley Nº 15.739 del 28 de marzo de 1985, es el organismo estatal responsable de la planificación, gestión y administración del sistema educativo público en sus niveles de educación inicial, primaria, media, técnica y formación en educación terciaria en todo el territorio uruguayo.

Aclarado esto, es evidente que tanto la planificación como la gestión o la administración han sido en los últimos años tan caótica como ineficiente.
Hemos presenciado cómo nosotros, los contribuyentes, hemos puesto más plata de nuestros bolsillos para aspirar a que nuestras generaciones futuras pudieran tener una mejor educación, una mejor preparación para los desafíos que cada vez son más exigentes y urgentes a nivel mundial.
Sin embargo, los resultados en comparación con el gasto efectuado son decepcionantes:

1. Cada vez son menos los adolescentes que terminan su educación secundaria, imprescindible para su desarrollo en la vida.
2. Las evaluaciones de organismos independientes, tanto nacionales como internacionales (Ineed, Pisa) confirman el empeoramiento de los resultados.

Es imprescindible llevar a cabo las reformas necesarias para que exista una planificación técnica que establezca los programas de enseñanza de corto, mediano y largo plazo para nuestros estudiantes tanto en el área privada como pública.

La gestión deberá ser llevada a cabo en forma coordinada y piramidal buscando el exclusivo beneficio de los educandos, siendo funcionarios y docentes ejecutores laicos y apolíticos de los programas establecidos.
La administración deberá ser ejecutiva, en el más amplio sentido de la palabra, buscando la excelencia en la planificación y en la gestión, cumpliendo y haciendo cumplir las directivas establecidas por los organismos competentes y priorizando la atención hacia los sectores más débiles y vulnerables de la población.

Soplan vientos de cambios demandados por la mayoría de la población. No permitamos que intereses corporativos se antepongan a que nuestros niños y adolescentes sean la fuerza impulsora de nuestro país como fruto de su mejor educación.

Que al mirar para atrás leamos ANEP y no Pena.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
volver a todas las cartas