Diego Fischer
Diego Fischer

Ana Bolena versión Sendic

Qué tienen en común Ana Bolena y Juana de Arco? Ambas fueron mujeres que lucharon por las causas que creyeron justas. Una en Inglaterra y la otra en Francia. Las dos batallaron inspiradas en sus concepciones religiosas; aunque entre el nacimiento de Ana y el de Juana dista un siglo y cinco años.

Juana de Arco (1412-1431) era francesa y condujo al ejército de su país en la guerra de los Cien Años contra Inglaterra. Fue quemada viva en Rouen en 1431 y canonizada en 1920 por el papa Benedicto XV. Bolena (1507-1536), segunda esposa del rey de Inglaterra Enrique VIII, murió decapitada en 1536 por orden de su marido acusada de incesto, adulterio y traición. Se decía que tenía gran influencia sobre el rey y que impulsaba la Reforma que por esos años se gestaba en su país. Los protestantes la consideran una mártir de su iglesia.

Ana Bolena y Juana de Arco, volvieron a la palestra la semana pasada en un discurso del exvicepresidente Raúl Sendic en un acto de su grupo político en Malvín Norte. Refiriéndose a lo que él denomina un ensañamiento contra su persona dijo:

"Es de las peores formas de hacer política, ese escrache público, esa incineración en la plaza que recuerda lo que pasaba en la Edad Media, allá cuando Enrique VIII mandaba quemar a Ana Bolena en la hoguera (sic), esto es lo mismo".

Sobre el disparate histórico ya se ha escrito casi todo por las redes sociales. Nada puede sorprendernos de este señor hoy procesado por reiterados delitos de peculado y abuso de funciones. Lo que sí es un chiste de mal gusto que afirme que está dispuesto a "dar batalla por la ética y contra la corrupción".

¿En qué pensaba cuando afirmaba que era licenciado en Genética Humana, recibido en la Habana de una carrera que nunca existió? ¿Qué creía cuando dejó la presidencia de Ancap, legando a todos un presente griego de US$ 800 millones? Una y otra vez ha repetido que esa millonada se invirtió en obras de infraestructura y en modernizar la empresa. ¿No le dio para gastar unos pocos miles de dólares en poner al día el sistema de seguridad en la planta de la Tablada? Sí, ese mismo sistema que el jueves pasado falló, lastimó seriamente a un obrero en una mano y el gremio dispuso dejar sin combustible por cuatro días a casi todo el país.

Aunque Sendic tiene razón cuando afirma que el escrache público es de las peores formas de hacer política. Es una gran verdad. Es igual de terrible, desdeñable y condenable que hacer política mintiendo y haciendo de la mentira y el engaño su leitmotiv.

Pero Sendic no está solo en su mitómano deambular. Junto a él se encuentra el senador Leonardo de León sometido al tribunal de ética de su partido y observado por este por sus "múltiples actos indebidos" cometidos "en perjuicio de la empresa y del patrimonio público". Sucedió en la pasada administración frenteamplista cuando el hoy senador dirigía ALUR.

La decencia, la honestidad no se compran en ningún shopping y tampoco se pagan con tarjetas de crédito. Son atributos de las personas y junto a la educación y la cultura deberían ser condiciones sine qua non de todos los políticos, cualquiera sea su partido. Si lo habrán sabido Ana Bolena cuando la llevaban al cadalso y Juana de Arco cuando, cien años antes, sintió cómo encendían su hoguera.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)