DIPLOMACIA ESTILO TRUMP

Trump habla con Taiwán y arriesga relación con China

Primeros pasos en política exterior desatan polémica a semanas de asumir.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Trump: el jueves de noche en Cincinnati agradeciendo el voto. Foto: AFP

Donald Trump dejó ayer a Estados Unidos al borde de una crisis diplomática con China, a siete semanas de asumir en la Casa Blanca. El presidente electo rompió décadas de política estadounidense al hablar con la presidenta de Taiwán, Tsai Ing-wen, a riesgo de provocar una seria controversia con China.

"Durante la conversación, ellos mencionaron los estrechos lazos económicos, políticos y de seguridad" entre Taiwán y Estados Unidos, indicó el equipo de transición de Trump.

"El presidente electo Trump también congratuló a la presidenta Tsai por convertirse en presidenta de Taiwán este año", agregó.

China considera a Taiwán como parte de su propio territorio y aguarda una reunificación bajo el gobierno de Pekín, y cualquier movimiento de Estados Unidos que implique un apoyo a su independencia puede causar una grave ofensa.

Washington cortó relaciones diplomáticas con la isla en 1979 y reconoce a Pekín como el único gobierno de "Una China", aunque mantiene amistosos lazos no oficiales con Taipei.

Pero Tsai ha rehusado a aceptar el concepto de "Una China", llevando a Pekín a cortar todas las comunicaciones oficiales con el nuevo gobierno de la isla.

El gobierno del Partido Democrático Progresista de Tsai llegó al poder tras una abrumadora victoria electoral en enero frente al Kuomintang, que tenía lazos más amistosos con Pekín.

El diario Financial Times adelantó la noticia. El equipo de Trump confirmó la conversación, pero no detalló de quién fue iniciativa y si el futuro mandatario era consciente de las consecuencias que podía acarrear en las relaciones entre Washington y Pekín, informó ayer el diario El País de Madrid.

Durante la campaña, Trump abogó por la confrontación con China al amenazarla con imponer aranceles comerciales para frenar las deslocalizaciones de empresas. Al mismo tiempo, el republicano sugirió que sería tolerante ante las ansias expansionistas chinas en la región y que avalaría que Japón y Corea del Sur desarrollaran armas nucleares.

Gira.

Esta semana Trump largó su "gira de agradecimiento" atacando la globalización, anunciando la creación de miles de empleos, y prometiendo el cierre de fronteras a inmigrantes de Oriente Medio.

Durante un discurso de casi una hora en Cincinnati, Ohio, Trump se comprometió el jueves a brindar nuevos recortes de impuestos a la clase media, revertir las regulaciones federales que, dijo, dañan a las empresas, y construir un muro a lo largo de la frontera con México.

"No hay un himno mundial, no hay una moneda global, no hay un certificado de ciudadanía global. Prometemos lealtad a una bandera y esa bandera es la bandera de Estados Unidos", declaró Trump. "A partir de ahora va a ser Estados Unidos primero, ¿ok?", agregó.

Tomando nota de un ataque en el campus de la Universidad estatal de Ohio, en Columbus, llevado a cabo a principios de esta semana por un inmigrante somalí, Trump dijo que estas amenazas contra los estadounidenses fueron "creadas por nuestros políticos muy, muy estúpidos; programas de refugiados".

Gabinete.

De Cincinnati, Trump regresó a Nueva York a seguir con el armado de su gabinete. El exembajador de Estados Unidos ante la ONU, John Bolton, uno de los aspirantes al cargo de secretario de Estado, es uno de los que Trump recibió en sus oficinas de Manhattan.

El jueves en la noche en Cincinnati anunció que nominaría al general James Mattis como nuevo secretario de Defensa. Se trata del segundo general retirado en ocupar un alto cargo en el gobierno de Trump, después de Michael Flynn, quien será el Asesor de Seguridad Nacional.

Aunque por momentos parezca sorprendido por el poder y la influencia que ahora tiene, Trump claramente está disfrutando del proceso de construir su equipo de gobierno.

El excandidato presidencial republicano Mitt Romney, un multimillonario con influencia en el partido, disputa el cargo de secretario de Estado con el legislador Bob Corker (presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado) y el exalcalde de Nueva York Rudy Giuliani, además de Bolton

Mientras mantiene bajo la manga la carta que jugará para escoger a su secretario de Estado, Trump habla con líderes extranjeros, contactos que generaron cierta preocupación.

En un mensaje en Twitter, Trump definió al primer ministro de Pakistán, Nawaz Sharif, como "un tipo espléndido", un gesto poco común entre presidentes estadounidenses.

Trump invitó a Rodrigo Duterte, el polémico presidente de Filipinas, a visitar la Casa Blanca el próximo año durante una conversación telefónica "muy animada y provechosa", dijo ayer un asesor del mandatario filipino.

Guantánamo se mantiene; Defensa gana presupuesto.

Con 375 votos a favor y 34 en contra, la Cámara de Representantes aprobó un nuevo paquete para la Defensa estadounidense de 611 millones de dólares y también frenó el cierra de la cárcel de alta seguridad de Guantánamo. La nueva ley, que ahora pasa al Senado, rechaza una serie de propuestas del presidente Barack Obama, entre ellas, la de cerrar la cárcel en la isla de Cuba. Con la aprobación por parte de la Cámara de la nueva ley, el presidente electo, Donald Trump, puede de ese modo comenzar a cantar victoria dado que, en más de una ocasión en la campaña electoral, manifestó su intención de mantener abierta la cárcel o volverla a llenar de "tipos malos".

La nueva medida, además de Guantánamo, prohíbe recortar el número de bases estadounidenses y vuelve las nóminas más cuantiosas. Está previsto un aumento de más del 2%, el más significativo en los últimos seis años. Además el número de soldados en el ejército no puede ser menor a las 476 mil unidades. ANSA

La "mesa chica económica" de Donald Trump.

Donald Trump, quien ya nombró a varios multimillonarios para formar su gabinete, anunció ayer viernes la formación de un consejo consultivo formado por grandes empresarios y banqueros ligados a Wall Street.

El listado de los integrantes del llamado Foro de Estrategia y Política, que lo ayudará a implementar su plan económico, incluye a líderes de corporaciones como Walt Disney, Wal-Mart e IBM, además de un exdirigente de la Reserva Federal (FED, banco central estadounidense).

"Este foro reúne a líderes de empresas y de negocios que saben qué se necesita para generar empleo e impulsar el crecimiento económico", expresó el mandatario en un comunicado. Trump añadió que su gobierno "está comprometido con atraer el conocimiento del sector privado y eliminar los lazos gubernamentales que frenan a nuestras empresas para contratar, innovar y expandirse".

Este consejo deberá reunirse por primera vez en la Casa Blanca a inicios de febrero bajo la conducción de Stephen Schwarzman, director gerente del fondo de inversiones Blackstone, que administra activos por valor de 361.000 millones de dólares.

Otros presidentes estadounidenses tuvieron instancias parecidas, para consultar las opiniones del sector privado.

De hecho, dos de los empresarios nombrados por Trump actúan actualmente en un foro similar formado por el presidente Obama, el Consejo de Exportaciones: el director gerente de Disney, Robert Iger, y la máxima ejecutiva de IBM, Virginia Rometty.

Trump escogió además al máximo responsable de JPMorgan Chase, James Dimon, y a Mary Barra (General Motors), Doug McMillon (Wal-Mart) y a Kevin Warsh, ex alto funcionario de la FED.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)