HECHOS HISTÓRICOS

Tres papas en tres meses, de Pablo VI a Juan Pablo II

El de Juan Pablo I fue de los pontificados más efímeros.

Pablo VI en un viaje a Jordania e Israel en 1964. Foto: AFP.
Pablo VI en un viaje a Jordania e Israel en 1964. Foto: AFP.

Hace 40 años, la Iglesia católica vio pasar por el trono de San Pedro a tres papas en tres meses, propulsando finalmente al pontificado a Juan Pablo II tras las muertes de Pablo VI y Juan Pablo I.

El 6 de agosto de 1978, Pablo VI, a la cabeza del Vaticano desde hace 15 años, fallece a los 80 años debido a una crisis cardíaca. Veinte días después, el 26 de agosto, el cardenal Albino Luciani, de 65 años, es elegido papa con el nombre de Juan Pablo I.

Pero en la madrugada del 29 de septiembre, 33 días después de su elección, Juan Pablo I fallece -aparentemente como consecuencia de un infarto-, convirtiéndose en uno de los papas más efímeros de la Iglesia Católica.

Dos días después de su muerte, el Vaticano anuncia que el cuerpo del papa no será sometido a una autopsia, ya que el procedimiento no está “previsto en la constitución apostólica del Pablo VI”.

Surgen dudas, incluso en el Vaticano, sobre el diagnóstico de los médicos pontificios. La providencia, su negligencia -voluntaria o no- respecto a su salud, un complot... numerosas teorías ponen en duda el relato oficial.

La Iglesia, sacudida por la muerte de dos papas en dos meses, debe volver a movilizarse para encontrar un sucesor a Juan Pablo I. “Ya era difícil encontrar un sucesor para Pablo VI. ¿Cómo harán los cardenales para elegir un papa tan bueno, tan cordial como el papa Luciani?”, se preguntaba entonces un jubilado interrogado por la AFP.

El 16 de octubre, tras ocho horas de debate, hay fumata blanca en la Capilla Sixtina, anuncio de que los 111 cardenales han alcanzado un acuerdo. La inmensa multitud congregada en la plaza de San Pedro estalla de alegría.

“Elegido papa no italiano”, indica un flash de la AFP antes de proporcionar la identidad del susodicho. Contra todo pronóstico, el enclave designa al cardenal Karol Wojtyla, un polaco de 58 años arzobispo de Cracovia. Es una pequeña revolución para la Iglesia Católica, que en más de 400 años solo ha tenido papas italianos.

Karol Wojtyla adopta el nombre de Juan Pablo II, en honor a su antecesor. Su pontificado se inaugura solemnemente el 22 de octubre de 1978, en plena Guerra Fría.

Carismático, inflexible en lo que se refiere a las tradiciones, conservador y moderno a la vez, Juan Pablo II contribuye a la caída del comunismo al tiempo que lucha contra el capitalismo desenfrenado.

Falleció en 2005 y fue canonizado en 2014.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º