EL CONTROL DE ARMAS

Suiza hace menos blanda su política sobre armas

El país se adapta a las nuevas normas de la Unión Europea.

En Suiza hay centenares de sociedades de tiradores
En Suiza hay centenares de sociedades de tiradores

Suiza es un país peculiar en muchos aspectos. Aunque tiene fama de neutralidad y pacifismo, hay en el país al menos 2 millones de armas propiedad de particulares. La población ronda los 8,5 millones de personas por lo que la cifra luce muy elevada. Una de las explicaciones es que existe servicio militar obligatorio y quienes lo realizan pueden conservar las armas en sus casas y quedar “a la orden” y otra que hay centenas de sociedades de tiradores.

Hace años que los suizos, que hacen uso muy frecuente de la democracia directa, rechazaron en referéndum eliminar su ejército.

El domingo pasado el 63,7% votó a favor de una ley que endureció un poco los controles sobre la tenencia de armas. La norma había sido objetada por asociaciones de tiradores y por el poderoso partido ultraderechista Unión Democrática de Centro. La participación fue del 43,9% y el sí ganó con más del 70% en Zurich (la ciudad más poblada y de habla alemana) y en la zona occidental francoparlante que habitualmente es muy favorable al acercamiento a la Unión Europea. El rechazo fue mayoritario en algunas zonas rurales del centro y en el Ticino, el cantón de habla italiana donde es muy fuerte la Lega dei Ticinesi, de ultraderecha y euroescéptica.

Europa tiene mucho que ver con lo ocurrido. Luego de los terribles atentados islamistas de 2015 en París en los que murieron más de 150 personas, la UE (que Suiza no integra) le pidió al país helvético que endureciera sus controles para la tenencia de pistolas y fusiles semiautomáticos. Veladamente, insinuó que si no lo hacía, Suiza podía ver en riesgo su pertenencia al Espacio Schengen, o sea que se podría perder la posibilidad que tienen sus ciudadanos de ir a los países vecinos sin ser objeto de controles policiales. Se puede ir de Ginebra a la cercanísima Francia sin ser objeto de control de ningún tipo. Muchísimas personas que trabajan en Ginebra viven en Francia y vienen a trabajar a la ciudad suiza. Y los buses del servicio municipal de transporte ginebrino entran a territorio galo.

La ultraderecha, euroescéptica, había puesto el grito en el cielo y sostenía que la UE chantajeaba a Suiza. Asegura que no existía en realidad riesgo alguno de perder los beneficios de Schengen. La gente, de manera pragmática, no le hizo caso y aceptó el pedido de la UE.

Claro que el endurecimiento de los controles es muy relativo. No habrá controles psicológicos a los propietarios de armas. Seguirá sin haber un registro nacional de propietarios. Solamente se pedirá acreditar su membrecía a quienes integran una sociedad de tiradores que quieran comprar pistolas de más de 20 cartuchos o fusiles de más de 10. Los permisos costarán unos 50 francos suizos (alrededor de 50 dólares) en vez de los 100 planteados inicialmente. Parece una cifra muy modesta para un país opulento. De esta forma, Suiza sigue definiendo a su gusto el ritmo con el que se integra a la región en la que está, cediendo cuando le resulta necesario pero tratando siempre de mantener su individualidad.

El domingo hubo otras votaciones, por ejemplo vinculadas al horario de los comercios que es todo un tema en Suiza. Los centros comerciales no abren los domingos, la mayoría cierran los sábados a las 18 y entre lunes y viernes a las 19, con pequeñas variaciones según la ciudad de que se trate. Algunas cadenas tienen pequeños locales con lo imprescindible que cierran algo más tarde. También quedan abiertos hasta más tarde pequeños almacenes, que en general son propiedad de inmigrantes de países musulmanes.

En Ginebra hubo una pequeña flexibilización que parece risible. Pues bien el 52,5% de los ginebrinos aceptaron que los comercios abran.... tres domingos al año!!!. Eso fue todo el cambio. La medida regirá hasta fines de 2020 cuando se volverá a analizar el tema. El trabajo será voluntario, la jornada se pagará doble y agregará un día a la licencia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados