LA ESCENA POLÍTICA ARGENTINA

A siete días de las primarias, Cristina es la gran incógnita

Macri gana a nivel nacional; el kirchnerismo en provincia de Buenos Aires.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La expresidenta fue la única oradora ayer en el estadio Julio Grondona. Foto: Reuters

A una semana de las elecciones primarias, aún hay más incógnitas que certezas en Argentina. Por un lado, no quedan dudas con respecto a que la fuerza oficialista Cambiemos será la que sume más votos a nivel nacional debido a la división del peronismo. También se descuenta que, con Elisa Carrió a la cabeza, los candidatos del gobierno arrasarán en la ciudad de Buenos Aires. Pero todavía es incierto el resultado en otros distritos grandes, como Córdoba y Santa Fe, y, sobre todo, resta despejar la principal incertidumbre: ¿regresará Cristina Fernández de Kirchner al centro del escenario político en Argentina con un triunfo en la provincia de Buenos Aires?

La estrategia K.

Aunque con diferencias en cuanto a la magnitud de la distancia, la mayoría de los sondeos vienen marcando una ventaja para la ex presidenta sobre el candidato oficialista, Esteban Bullrich, en la provincia que concentra el 38% del padrón nacional. Con esa brecha a favor en la carrera para acceder al Senado, la campaña de Cristina Kirchner pasa por no agitar demasiado las aguas.

Alejada de los extensos y duros discursos con los que arengaba a la militancia durante los ocho años de su presidencia, la estrategia ya no pasa ahora por hablar sino por escuchar a ciudadanos de a pie presentados como víctimas de la política económica del presidente Mauricio Macri.

"Cristina Kirchner empezó a suavizarse, a vestirse en forma más sencilla y a moderar el tono para ver si podría acercarse al electorado que no es su núcleo de adherentes fieles. No va a captar demasiado por ese cambio. El voto que tiene es el consolidado, es su piso y su techo. De todos modos, aunque perdió un par de puntos con la candidatura de Florencio Randazzo (ex ministro del Interior y Transporte), ese caudal propio le alcanza para estar liderando, según nuestras mediciones", dijo la analista política Celia Kleimann, directora de CK Consultores/Polldata-Market & Public Opinion Research.

Ante ese panorama, en el gobierno no son pocos los que apuestan al mal menor: perder por escaso margen en las primarias y pedir el voto antikirchnerista para las elecciones legislativas del 22 de octubre.

En ese punto, todas las miradas apuntan a Sergio Massa, cuya candidatura a senador podría reunir cerca de un 20% en la provincia de Buenos Aires.

"Cumplida esta gran encuesta que van a ser las Primarias, habrá que barajar y dar de nuevo. Comenzará otra instancia y ahí sí entrará a terciar la estrategia de campaña. Más que una primaria, estas elecciones van a tender a constituirse en una primera vuelta, y las elecciones del 22 de octubre, en un ballotage. La apuesta del gobierno es que entonces se polarice el escenario y aparezca el voto útil contrario a Cristina Kirchner", señaló Kleimann.

Distintas lecturas.

La campaña para las elecciones de octubre comenzará en la noche de las primarias con la lectura que se haga de los resultados. Si finalmente la ex presidenta derrota al oficialismo en la provincia de Buenos Aires, el kirchnerismo buscará maximizar los réditos de ese impacto político. Para contrarrestarlo, el gobierno de Macri ya dio indicios de que buscará hacer pesar la suma de votos nacionales.

Cambiemos competirá con ese sello en 23 de los 24 distritos del país, lo que le asegura el éxito de los votos a nivel nacional frente a un peronismo que irá a las elecciones fragmentado con diferentes inscripciones.

Esa visión toma fuerza si se tiene en cuenta que Unidad Ciudadana —el nombre con el que competirá el kirchnerismo en esta elección— no tiene buenas perspectivas electorales en el resto del país.

Las expectativas no son favorables ni siquiera en Santa Cruz, donde gobierna Alicia Kirchner, cuñada de la ex presidenta. Allí, las encuestas anticipan un triunfo de Cambiemos.

"El momento político de Cristina Kirchner es similar al de Carlos Menem en 2003, cuando quiso regresar a la presidencia: tiene mucho para poco, y poco para mucho. Cuenta con un 30% de respaldo a nivel nacional, pero el 65%, según una encuesta que cerramos hace unos días, no quiere que el kirchnerismo vuelva al poder. Hay que tener en cuenta que ni siquiera logró presentarse con su nueva fuerza en cada una de las provincias", dijo el analista político Jorge Giacobbe.

No obstante, de triunfar en la provincia de Buenos Aires, Cristina Kirchner colocará nuevos obstáculos al proceso de reconfiguración del peronismo que intentan liderar los gobernadores. Ese es el caso de, entre otros, Juan Schiaretti, gobernador de Córdoba, quien deberá revalidar títulos para sentarse con mayor poder a la mesa de negociaciones del peronismo tras las elecciones. Sus candidatos tendrán una dura pulseada contra Cambiemos en esa provincia. La disputa también promete ser pareja en Entre Ríos, Tucumán, Chaco y San Luis.

Donde no hay dudas es en la capital del país. En ese distrito, tradicionalmente no peronista, Carrió se impondría con comodidad. Se enfrentará a una lista encabezada por Martín Lousteau, embajador en Estados Unidos hasta abril pasado, y al kirchnerismo, donde habrá disputa interna entre Daniel Filmus y el polémico ex secretario de Comercio Guillermo Moreno.

En Mendoza, Jujuy y Corrientes, provincias gobernadas por el Radicalismo, también se anticipan triunfos oficialistas.

Si se cumplen lo que indican los sondeos y esos resultados se replican en octubre, Cambiemos sumaría entre 7 y 8 senadores a su actual bancada de 15, y agregaría entre 12 y 14 diputados a los 87 con los que cuenta actualmente, según estimaciones de la consultora Poliarquía.

Obtendrá esa mayor fortaleza parlamentaria aunque gane o pierda en la provincia de Buenos Aires. Sin embargo, en términos políticos, no será lo mismo para el gobierno vencer o caer derrotado frente a Cristina Kirchner en la principal provincia del país.

"El gobierno sobredimensionó la elección bonaerense, le dio un simbolismo mayor al que tiene en realidad. Y ahora se encuentra con que quizás la pierda. Si sucede, veremos si logra compensarlo con su posible triunfo a nivel nacional", agregó Kleimann.

¿Qué son las primarias?

El próximo domingo 13 de agosto se celebrarán las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) en Argentina, que definen a los candidatos para las legislativas del 22 de octubre. Una o más listas de precandidatos de un mismo partido o alianza compiten entre sí, para conformar la candidatura con la que podrá presentarse en octubre, siempre que haya obtenido entre todas sus listas al menos el 1,5% de los votos válidos. En Diputados, se votarán listas de precandidatos para renovar 127 de las 257 bancas en el período 2017-2021. En el Senado, se renovará un tercio (24 bancas). Renuevan senadores Buenos Aires, Formosa, Jujuy, La Rioja, Misiones, San Juan, San Luis y Santa Cruz.

TRES PROTAGONISTAS DE LA ESCENA ELECTORAL.

Mauricio Macri - Presidente de Argentina.

Si bien no es candidato en las primarias, el presidente Mauricio Macri se juega mucho en la votación del domingo, especialmente debido a la reaparición de Cristina Fernández como aspirante al Senado. "¿Por qué estos señores o señoras, que han gobernado tantos años, y que ahora de golpe dicen tenemos la solución no las aplicaron cuando gobernaron?", reitera en alusión a la ex presidenta.

Cristina Fernández - Unidad Ciudadana.

Busca la candidatura al Senado para estar de nuevo en el centro de la escena política. Cristina Fernández realiza una campaña con un tono más moderado que el que definió a sus dos periodos en la presidencia para ampliar su apoyo electoral. Uno de los temas centrales de su campaña son las críticas que hace a la política económica del gobierno, que considera ha fracasado.

Sergio Massa - 1 País.

Su candidatura al Senado podría reunir casi un 20% en la Provincia de Buenos Aires. Busca captar votos de los desencantados con el gobierno de Mauricio Macri. "Queremos que los argentinos vivan sin miedo, sin miedo de salir a la calle y de no llegar a fin de mes", dijo, el viernes, en un acto en Almirante Brown, en el que también señaló que hay desilusión por los aumentos de tarifas de servicios.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)