SACERDOTES

Secreto de confesión en debate para casos de abuso a menores

La Iglesia católica se opone a un proyecto de ley en Costa Rica.

Sacerdotes de la Iglesia Católica. Foto: AFP
La Iglesia obliga a respetar el secreto de confesión. Foto: AFP

Costa Rica, un país de mayoría católica, discute un proyecto de ley que permitiría levantar el secreto de las confesiones sacerdotales en investigaciones sobre abuso sexual a menores de edad.

La iniciativa es del diputado Enrique Sánchez, del oficialista Partido de Acción Ciudadana (PAC). Sánchez explicó a la AFP que la legislación actual permite levantar el secreto profesional a un abogado, psicólogo o médico, si la persona que contó el secreto requiere del testimonio del profesional en un juicio.

Sin embargo, el Código Procesal Penal exime a los sacerdotes de este requerimiento. “Estamos impulsando levantar el secreto de confesión cuando es autorizado por la persona interesada, por la persona que contó el secreto”, precisó el diputado. Para el legislador, “no es posible que como sociedad aceptemos que un dogma de una religión sea más importante que el interés superior del menor de edad”.

La discusión se da en momentos de creciente preocupación en Costa Rica por casos de abuso de menores de edad a manos de sacerdotes.

Una norma similar fue aprobada por la Cámara de Diputados de Chile y aguarda su votación en el Senado, mientras que el Legislativo del estado norteamericano de California también estudia levantar el secreto de la confesión sacerdotal.

En Australia ya fue aprobada una norma que permite levantar ese sigilo para investigaciones de abuso de menores.

En todos los casos, la Iglesia católica se posicionó en contra.

El arzobispo de San José, José Rafael Quirós, rechazó la propuesta al señalar que la confesión es un momento en que la persona creyente abre su conciencia a Dios. “El ámbito en el cual se desarrolla el sacramento de la penitencia es un ámbito sagrado que pertenece a Dios, y por eso es que el sigilo sacramental es inviolable, porque todo queda en las manos del Señor”, precisó Quirós en un video enviado a AFP.

El prelado insistió en que romper ese sigilo es “prohibido totalmente” y que gracias a esa restricción es que “los fieles confían en ir a abrir su conciencia en el sacramento de la penitencia”.

El diputado independiente Eric Rodríguez también rechazó la iniciativa, señalando que equivale a convertir a los sacerdotes en fiscales. “Si pretenden que los sacerdotes sean fiscales, que les quiten la sotana y los hábitos y los envíen a trabajar al Poder Judicial”, declaró en una intervención en el plenario.

Por el contrario, un hombre que denunció a un sacerdote costarricense por abusar de él en su adolescencia, defendió la iniciativa. Anthony Venegas, cuyas denuncias contribuyeron a abrir la discusión en Costa Rica sobre el abuso de menores a manos de sacerdotes, contó a AFP que el cura que lo sometió lo obligaba a “confesar” lo que él mismo le forzaba a hacer.

“Mi abusador me llevaba a confesar los abusos que me hacía ante otros curas como si fueran culpa mía”, aseguró Venegas. “¿Qué tal que esos sacerdotes hubieran tenido la obligación de denunciar? ¿Cuánto daño me habrían ahorrado, cuántos abusos se habrían evitado?”, acotó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)