DÍAS DE FANTASÍAS

Río da rienda suelta a su Carnaval lleno de polémicas

Delincuencia y políticos corruptos, los grandes temas para las escolas de samba.

Rey Momo: el viernes recibió las llaves de la ciudad; el alcalde de Río, un evangelista, participó de la ceremonia. Foto: AFP
Rey Momo: el viernes recibió las llaves de la ciudad; el alcalde de Río, un evangelista, participó de la ceremonia. Foto: AFP

El Carnaval de Río de Janeiro arrancó oficialmente el viernes una de sus ediciones más contestatarias con la bendición incluso de su alcalde evangélico, Marcelo Crivella, acusado de haber querido aguar la fiesta de excesos por sus convicciones religiosas.

Después de haber ninguneado la celebración del año pasado cuando recién había asumido el cargo y de haber recortado a la mitad las subvenciones para los desfiles, Crivella se vio forzado a cambiar su actitud y el viernes encabezó la entrega de las llaves de la ciudad al Rey Momo, acompañado por sus princesas, dos bailarinas de samba con ajustados vestidos de lentejuelas.

"¡Declaro el Carnaval oficialmente abierto!", gritó el jovial y corpulento monarca, que gobernará simbólicamente Río hasta el próximo miércoles de ceniza.

La alegría de la banda que tocaba el himno Cidade Maravilhosa en la residencia municipal contrastaba con la actitud más bien fría de Crivella que, sin embargo, alabó en varias ocasiones la "belleza" y la "poesía" del Carnaval. Pero cuando llegó el momento de entregar las llaves, el exobispo de una de las iglesias evangélicas más poderosas de Brasil pasó la responsabilidad a un subalterno. En una ciudad ahogada por la crisis financiera y su ola de violencia, Crivella aseguró: "No quiero arruinar la fiesta".

El alcalde se había amparado en los problemas de caja de Río para justificar su recorte a los suntuosos desfiles en el Sambódromo, pero los fanáticos del Carnaval lo acusan de ir contra una tradición sagrada que atrae a más de un millón de turistas y genera más de 1.000 millones de dólares para Río.

"Fora Crivella" se ha escuchado en varios "blocos", las populares comparsas callejeras, a lo largo de la ciudad, como el multitudinario "Simpatía es casi amor". Y si las ruas de calle prometen una buena dosis de crítica, hoy domingo y mañana lunes las 13 escolas del llamado Grupo Especial tendrán un altavoz aún mayor en la pasarela de la samba.

"Con dinero o sin dinero yo disfruto el Carnaval" es el tema con el que desfilará Mangueira, una de las escuelas más tradicionales, que pasará otro recado en su estribillo: "Pecado es no disfrutar del Carnaval".

"Para la doctrina evangélica, el Carnaval es la fiesta del diablo. Un evangélico puede pensar esto, pero el alcalde de Río no", dijo el director artístico de Mangueira, Leandro Vieira.

El Carnaval en la Avenida Marqués de Sapucaí desempolvará su lado más reivindicativo y abordará también los tiempos difíciles que vive Brasil con un cóctel explosivo de corrupción, violencia, dificultades económicas y divisiones políticas.

Símbolo de ese cambio, Beija Flor se inspirará en la figura de Frankenstein para ilustrar el "monstruo" corrupto, abandonado e intolerante en el que, según su punto de vista, se ha convertido Brasil, exhibiendo políticos de traje y corbata entre rejas.

Paraíso de Tuiuti, de su lado, abordará la abolición de la esclavitud, el racismo y los derechos de los trabajadores, cerrando su desfile con un vampiro con banda presidencial alusivo a Michel Temer, que emprendió una serie de reformas promercado desde que tomó las riendas del gobierno en 2016 tras el impeachment a Dilma Rousseff.

Portela, que compartió el título del año pasado junto a Mocidade, reflexionará sobre la inmigración con la historia de los judíos expulsados de Brasil que ayudaron a fundar Nueva York, en tanto que Mocidade tendrá un desfile inspirado en India.

Otro de los puntos centrales de los desfiles será la seguridad, después de la accidentada edición del año pasado. Uno de los gigantescos carros alegóricos atropelló a varias personas en la pista, causando la muerte de una periodista, y el techo de otro camión cayó mientras varias bailarinas emplumadas bailaban en él.

Teóricamente, este año se intensificaron los controles y habrá tests de alcoholemia para los conductores de los carros.

"No es no".

Entretanto, en las calles de Río, pero también en las ciudades de Salvador y Olinda, o en San Pablo, la fiesta de los "blocos" ya hace semanas que está en marcha con mucha música, cerveza y purpurina.

Los brasileños han demostrado un año más su enorme creatividad a la hora de hacer sus disfraces: si bien quienes no quieren romperse la cabeza compran diademas de unicornio, los más creativos han optado por vestirse de Bitcoin, del mosquito que está propagando la fiebre amarilla o de maletines llenos de dinero robado.

El gobierno, entretanto, distribuirá más de 100 millones de preservativos estos días, más de siete millones solo en Río.

Y en pleno apogeo del #MeToo, las brasileñas crearon su propio lema contra el asedio en Carnaval: "Não é não" (no es no), que exhiben con calcomanías por el cuerpo.

Disfraces polémicos.

La campaña "indio no es disfraz" promovida en Brasil por la artista indígena Katú Mirim a través de un video en las redes sociales para que durante el Carnaval no se utilicen vestimentas alusivas a los nativos ha desatado una polémica sobre lo que es considerado o no "políticamente correcto".

Desde el viernes, las calles de Río está copadas por los "blocos" que abrieron el Carnaval. Foto: Reuters
Desde el viernes, las calles de Río está copadas por los "blocos" que abrieron el Carnaval. Foto: Reuters

Las opiniones se han dividido entre quienes se aferran a la idea que utilizar el disfraz es un irrespeto y quienes consideran que, por ser parte de una tradición cultural, pueden usarlo a manera de homenaje.

Para la artista, la posición es clara: utilizar los trajes sagrados de los indígenas y su maquillaje es una falta de respeto hacia ellos como personas.

Hablar de disfraz es hablar de "fantasía, ficción, algo que no existe", y por lo tanto "no son disfraces", dijo la artista en su vídeo. "Eso es racismo. Los indígenas existen, resisten y tenemos cultura", añadió.

El video de la campaña ha sido visto por al menos 1,8 millones de personas y en Twitter el hashtag #Indionaoefantasia se volvió tendencia.

En la red, unos cuantos se refirieron a la campaña como una "mordaza" a la libre expresión. "Exageración pura! Lo políticamente correcto es una mordaza a la libertad de pensamiento y expresión", publicó una tuitera, mientras otra señaló que la "cultura existe para ser compartida".

También hubo quienes publicaron sin tapujos sus fobias: "Indio no es fantasía, solo es un vagabundo", opinó en la red un comentarista.

Pero fueron más lo que se unieron al llamado de la artista: "Quieres saltar en el Carnaval, pues salta pero con respeto", se vio en uno de los comentarios.

La decisión de grabar el video se dio después de que la artista vio en una zona comercial del centro de San Pablo vitrinas repletas de disfraces alusivos a indígenas.

"Las vitrinas de las tiendas estaban llenas de tocados de plumas y aquella escena quedó en mi cabeza, para mí fue como ver a mis antepasados", relató la artista.

Tras la polémica generada por si disfrazarse de indio es políticamente correcto o no, las redes sociales ganaron otras campañas en que también se insinúa lo mismo para disfraces que hacen alusiones a japoneses, homosexuales y gitanos, entre otras minorías.

Una buena en la crisis.

El arranque del Carnaval trajo una buena noticia para los bolsillos de los policías de Río.

El gobernador Luis Fernando Pezao anunció que mediante recursos adicionales obtenidos por una mayor recaudación tributaria se dispondrá de dinero para poner al día los salarios de los policías y se podrá incluso hacer frente al pago de las horas extras de los agentes.

Según el gobernador, los atrasos en los salarios, que suman un total de 76 millones de reales (23,7 millones de dólares), serán cancelados en cuatro cuotas.

También anunció que en la primera quincena de marzo se realizará el pago de los aguinaldos correspondientes a 2017, pendiente desde el pasado diciembre.

Pezao también defendió la manutención de las llamadas Unidades de Policía Pacificadora (UPP), comisarías situadas dentro de favelas y en otras zonas de riesgo, que en los últimos meses han sido objeto de críticas y han sido tildadas de ineficaz frente a la actual ola de violencia.

Hasta los psiquiátricos forman su propio bloco.

Si en Carnaval la locura anda suelta, qué mejor oportunidad para que los pacientes de un hospital psiquiátrico de Río de Janeiro formen su propio "bloco", con sambas de su cuño.

Una procesión de unas 1.500 personas, disfrazadas de arlequines, tigres o piratas, junto a médicos y enfermeros y acompañados por sus familias recorrió el jueves las calles del popular barrio Engenho de Dentro.

Allí se encuentra el Instituto Municipal Nise da Silveira, fundado en 1911 con el nombre de Centro Psiquiátrico Pedro II, pero rebautizado en honor a la célebre psiquiatra fallecida en 1999. Silveira, una discípula de Carl Jung, revolucionó el tratamiento de los padecimientos mentales en Brasil, aboliendo prácticas como el electrochoque o la lobotomía y buscando la resocialización de los pacientes.

Operativo Carnaval: 17.100 policías movilizados.

La Policía Militarizada de Río de Janeiro movilizó desde este fin de semana, de forma extraordinaria, 17.110 agentes para garantizar la seguridad durante el Carnaval.

La "Operación Carnaval 2018", planificada por el Estado Mayor de la Policía Militarizada, se extenderá hasta el próximo martes y no afectará las actividades policiales de rutina ni el refuerzo que desde septiembre pasado se dispuso en Rocinha, la mayor favela de Río de Janeiro y que es escenario de una violenta disputa entre narcotraficantes.

De acuerdo con la información de la Policía Militarizada, el centro de la ciudad, donde se encuentra el Sambódromo, tendrá la mayor concentración de efectivos, principalmente durante la noche y la madrugada, con 794 policías y 47 vehículos posicionados en puntos estratégicos. Para la "Operación Carnaval 2018" se movilizaron efectivos de todas las unidades e inclusive miembros de la Policía que desempeñan funciones administrativas.

Serán 2.130 agentes que acompañarán los desfiles de las principales comparsas callejeras (blocos) y la policía montada actuará en los alrededores de Sambódromo, los sitios turísticos del centro de la ciudad y en las playas.

Agentes bilingües garantizarán la atención a visitantes y habrá vigilancia aérea permanente con helicópteros que harán seguimiento a las principales actividades del carnaval.

Desde la celebración de los Juegos Olímpicos de 2016, Río de Janeiro afronta una severa crisis de seguridad que obligó al gobierno central a enviar a mediados del año pasado 10.000 efectivos de las Fuerzas Armadas.

CARNAVAL DE RÍO EN CIFRAS.

Seis millones de fiesta en las calles.

Es el número de personas que se espera que salgan a las calles durante las jornadas del Carnaval, el equivalente a la población de Río. La alcaldía espera recibir 1,5 millones de turistas, 400.000 más que el año pasado.

Trece escolas de samba en el desfile.

Son las escuelas del llamado "Grupo Especial", la élite del Carnaval, integradas cada una por 3.000 a 4.000 personas. Desfilarán todas las noches y madrugadas de domingo y lunes en el Sambódromo.

Ingresos por 1.000 millones de dólares.

La alcaldía de Río estima que la afluencia de turistas permitirá inyectar 3.500 millones de reales a la economía de la ciudad, casi 1.100 millones de dólares. Una bendición para una ciudad que atraviesa una grave crisis financiera.

86% de habitaciones de hotel ocupadas.

La tasa de ocupación de los hoteles de Río llegará al 86%, contra el 71% del año pasado, según la Asociación brasileña de la industria hotelera. Siete millones de litros de cerveza es lo que espera vender Ambev.

Más de 100 millones de preservativos.

El gobierno anunció la distribución gratuita de 106 millones de "camisinhas" en todo el país durante el Carnaval. Eso es la mitad de la población de Brasil. Sin contar con la distribución de 200.000 preservativos femeninos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)