Se rió de de Gaulle y del papa y publicó dibujos de Mahoma desnudo

Una revista irreverente, osada pero amenazada

El semanario satírico Charlie Hebdo, objetivo del atentado terrorista de ayer en el este de París, había sido objeto en sus casi 22 años de vida de otras agresiones, como un incendio y ataques informáticos, por publicar caricaturas de Mahoma, cuya mera reproducción está prohibida por el islam.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El semanario siempre reivindicó su derecho de burlarse de todo lo que quisiera. Foto: AFP.

La revista, con una línea osada e irreverente, fue creada en 1970 por el escritor y periodista François Cavanna, fallecido el 29 de enero de 2014 a los 90 años de edad, a quien sucedió su discípulo, el dibujante Charb, que continuó con la línea considerada blasfema por los musulmanes y libertaria por su consejo editorial. Si bien se identificaba en general a la publicación con la izquierda, Charlie Hebdo no ahorraba críticas a ningún sector del espectro ideológico.

Entre las portadas que suscitaron la ira del islamismo radical figura una en la que aparece el profeta Mahoma en una silla de ruedas conducida por un rabino que decía: "No hay que enojarse", mientras que en la parte superior de la viñeta se leía: "Intocables".

Charlie Hebdo, que llegó a publicar caricaturas de Mahoma desnudo, había sufrido el ataque más grave hasta ahora a principios de noviembre de 2011 cuando su redacción fue incendiada por publicar una serie de caricaturas del profeta.

Cuando la revista regresó a los kioscos insistió en su línea satírica con una portada en la que un musulmán y el dibujante se fundían en un beso homosexual bajo el titular: "El amor es más fuerte que el odio".

Ya en el interior del periódico, cargado de críticas tanto al integrismo musulmán como a la Iglesia católica, el director de la publicación, Charb, reivindicaba en el editorial el derecho de los dibujantes y periodistas de Charlie Hebdo a bromear sobre lo que quisieran. "Hebdo" es una abreviatura de la palabra, "hebdomadaire", que significa semanario. La palabra "Charlie" proviene del nombre de Charles Schulz, creador de la historieta "Peanuts".

El 3 de enero de 2013, la página web de la revista sufrió ataques de piratas informáticos, probablemente a causa de la publicación el día anterior de un suplemento especial con una biografía en cómic sobre Mahoma.

Además, el diario suscitó la ira de los islamistas por reproducir viñetas, originales del periódico danés "Jyllands-Posten" en septiembre de 2005, en las que el profeta vestía un turbante-bomba con la mecha encendida que generaron una intensa polémica.

Siempre polémico.

Cada publicación de estas caricaturas ha desatado un intenso debate en Francia sobre la libertad de prensa y el uso que de ella deben hacer los medios de comunicación, incluidas las publicaciones satíricas. Los destinatarios más frecuentes de los dardos del semanario eran todas las religiones y la extrema derecha.

La publicación surgió en 1969 y se llamaba inicialmente Hara-Kiri. Poco conocida en el mundo de habla hispana, fue clausurada en dos oportunidades, la segunda a raíz de la inclusión en su tapa de un chiste sobre la muerte del ex presidente Charles de Gaulle, el 9 de noviembre de 1970. Diez días después de la muerte del líder francés en la Segunda Guerra Mundial, se produjo un incendio en una discoteca que dejó 146 personas muertas. La revista tituló en tapa: "Baile trágico en Colombey, un muerto", en referencia al pueblo del este de Francia donde vivía de Gaulle. Como respuesta, el Ministerio del Interior prohibió la publicación de Lhebdo Hara-kiri. Ante esa situación, el equipo de la revista decidió mantenerla en la calle pero bajo el título a Charlie Hebdo.

Se publica los miércoles, y con frecuencia incluye suplementos, poniendo énfasis en la defensa de los valores republicanos y la libertad de expresión. Ayer la portada de la página web del semanario tenía únicamente escrita en letras blancas sobre fondo negro la frase "Je suis Charlie" (yo soy Charlie).

En la noche del 1 al 2 de noviembre de 2011, Charlie Hebdo fue atacado por presuntos islamistas radicales con un cóctel molotov. Poco antes del ataque de ayer, el semanario publicó en su cuenta de Twitter un mensaje burlón sobre el iraquí Abu Barkr Al-Baghdadi, fundador del grupo fundamentalista Estado Islámico, que controla grandes partes de Irak y Siria. Su tono irreverente le había valido incluso cuestionamientos del ministro de Relaciones Exteriores, Laurent Fabius, que llegó a acusarlo de "echar leña al fuego".

El lugar del atentado de ayer está lejos de la sede de la embajada de Uruguay en Francia, ubicada en las cercanías del Arco del Triunfo en el oeste de París. La Cancillería emitió al caer la tarde un comunicado en el que "expresa su más profundo repudio ante el brutal atentado terrorista" y expresa "sus profundas condolencias y solidaridad a las familias de las víctimas, al pueblo y Gobierno de Francia".

Refugiados: no habrá seguridad adicional

El Gobierno no dispuso de ninguna medida adicional de seguridad para los refugiados que llegaron de Guantánamo, pese a los ataques de ayer en París que causaron 12 muertos. Fernando Gil, vocero del Ministerio del Interior, explicó a El País que esto es así porque "son hombres libres". De hecho, ayer los refugiados hicieron vida normal y una de las ventanas de la casa de Palermo en la que se quedan estaba abierta. Uno de los refugiados fue ayer, como hizo otra vez durante la semana, a hacer compras al supermercado Disco en un auto conducido por un funcionario del Ministerio del Interior. En los alrededores de la casa en la que se están quedando no se percibía ninguna medida adicional de seguridad, dijeron a El País las empleadas de una panadería cercana. Los refugiados siguen estando acompañados por policías de civil.

Fernando Gambera, encargado de Relaciones Internacionales del Pit-Cnt, que está dando hospedaje a los seis refugiados, aseguró a El País que el Gobierno no les pidió ningún tipo de medida de seguridad adicional y tampoco pidió que los refugiados limiten sus movimientos. "Esto es lamentable y nos golpea, pero no se nos pidió nada especial", señaló Gambera. Tampoco hay medidas adicionales de seguridad para los refugiados sirios que llegaron a Uruguay el año pasado.

Polémico Financial Times: "estúpidos"

Para el Financial Times, la publicación parisina ha pecado de "estupidez editorial" atacando al islam. "A pesar de que la revista se detiene justo antes de caer en los insultos, no es la campeona más convincente de la libertad de expresión", continúa. "Desde luego, esto no es en absoluto querer justificar los asesinatos, es justo decir que ayudaría un poco de sentido común en las publicaciones que dicen apoyar la libertad, cuando en realidad provocan a los musulmanes".

Los periodistas y caricaturistas de Charlie Hebdo se han comportado de modo "estúpido" y es "un error" provocar al islam, afirmó en un controvertido editorial el influyente diario británico Financial Times. La opinión fue puesta en el portal de Internet del periódico poco después del ataque de ayer.

PREMONITORIO

El último número de Charlie Hebdo contiene en sus páginas una caricatura firmada por el director de la publicación, Charb, que parece premonitoria. Charb, uno de los asesinados ayer, dibuja el personaje de un yihadista bajo el texto: "Francia sigue sin atentados". La caricatura del supuesto yihadista replica a esa noticia y puntualiza: "Tenemos hasta el final de enero para presentar nuestros deseos...".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)