LA LUCHA CONTRA LA PANDEMIA

El programa Covax comenzó en África la entrega de las vacunas contra el COVID-19

Este primer envío, que continuará en los próximos días con otro a Costa de Marfil, llega una semana después de que la OMS autorizara el uso de emergencia de la vacuna de AstraZeneca

Covax distribuirá 2.000 millones de dosis entre los países más pobres. Foto: Reuters
Covax distribuirá 2.000 millones de dosis entre los países más pobres. Foto: Reuters

El programa Covax para distribuir en todo el mundo vacunas contra el COVID-19, creado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Alianza para las Vacunas GAVI, concretó ayer miércoles el primer envío de 600.000 dosis de AstraZeneca destinadas a Ghana.

Las dosis han sido fabricadas por el Instituto Serológico de la India, y volaron desde Bombay a la capital ghanesa con escala en Dubai (Emiratos Árabes), destacó un comunicado conjunto de la OMS, GAVI y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), promotores de Covax.

Este primer envío, que continuará en los próximos días con otro a Costa de Marfil, llega una semana después de que la OMS autorizara el uso de emergencia de la vacuna de AstraZeneca, y marca el inicio de un programa que busca distribuir 2.000 millones de dosis en el planeta, entre ellas 1.300 millones a países pobres.

“¡Por fin! Esta mañana las primeras dosis de vacunas covid-19 entregadas por el dispositivo Covax llegaron a Ghana”, escribió en Twitter el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

“Es el primer paso, pero sólo el principio”, añadió Tedros, quien afirmó que “aún hay mucho trabajo que hacer junto a gobiernos y fabricantes para lograr el objetivo de que sanitarios y personas mayores estén comenzando ya a vacunarse en todos los países en los primeros cien días de 2021”.

El programa Covax supondrá la mayor operación de distribución de vacunas de la historia. Tiene como objetivo proporcionar este año vacunas anticovid al 20% de la población de casi 200 países y territorios, pero lo más importante es que tiene un mecanismo de financiación que permite el acceso de 92 economías de ingresos bajos y medios.

La presidenta de la Comisión Europea, Urusula von der Leyen, citada en la nota oficial, subrayó que la primera llegada de vacunas Covax a África “simboliza el momento en el que largos días y noches de trabajo finalmente consiguen resultados concretos”.

Para ayudar a acelerar la vacunación de los 1.300 millones de habitantes del continente, la Unión Africana declaró que consiguió 270 millones de dosis para distribuir este año.

Hasta el momento han sido administradas en el mundo al menos 217 millones de dosis, según un recuento realizado por la AFP. Pero más del 90% fueron administradas en países de ingresos “elevados” o “intermedios de la franja superior”, según los parámetros del Banco Mundial.

Ghana comenzará su campaña de vacunación el 2 de marzo suministrando las dosis a los trabajadores de salud de primera línea y a otras personas en alto riesgo. Algunos altos funcionarios gubernamentales, maestros, personal de seguridad y trabajadores esenciales en Acra y la segunda mayor ciudad del país, Kumasi, también serán vacunados.

Las infecciones por coronavirus se han disparado en Ghana a más de 81.200, y 584 fallecidos.

Vacuna cubana entra en la fase final

La vacuna cubana “Soberana 02” entrará la próxima semana en su última fase, en la que se evaluará su eficacia y seguridad, antes de comenzar a administrarla de forma masiva a la población, informó ayer el investigador italiano Fabrizio Chiodo, que trabaja en el proyecto con el Instituto de vacunas Finlay de Cuba. La vacuna, de la que se producirán 100 millones de dosis por la farmacéutica pública Biocubafarma, superará rápidamente esa fase, según Chiodo, que no precisó cuánto tiempo llevará ese último proceso durante una conferencia virtual desde Cuba con la prensa extranjera en Italia. “Soberana 02” es una de las cuatro vacunas que Cuba está desarrollando con el objetivo de inmunizar a su población.

Casos caen 30% en EE.UU. en una semana
Test de coronavirus. Foto: Reuters

Los casos y muertes de COVID-19 en Estados Unidos cayeron un 30% en la última semana y están disminuyendo en la mayoría de los países sudamericanos, pero las vacunas tardarán meses en tener un impacto en el virus, dijo ayer miércoles la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

La directora de la OPS, Carissa Etienne, instó a los gobiernos y fabricantes a acelerar la entrega de vacunas a la región, donde un millón de personas se enfermaron y 34.000 murieron en los últimos siete días.

Hasta esta semana, 78 millones de personas han sido vacunadas en América, la gran mayoría de ellas en América del Norte y solo 13 millones en América Latina y el Caribe, dijo.

“Esto no es suficiente y no es aceptable”, dijo Etienne en una sesión informativa virtual desde Washington.

El sistema COVAX, dirigido por la ONU y la GAVI, entregará cientos de miles de dosis en las próximas semanas a los países inscritos en esa iniciativa. (Ver nota en esta página)

La caída de casos en las Américas se debe en gran medida por reducciones dramáticas en nuevas infecciones en Estados Unidos, como resultado de medidas de salud pública más estrictas y una mejor coordinación en el despliegue de la vacuna. Un año después de que comenzó la pandemia, casi 50 millones de personas se han infectado con el virus en América. “Si bien los medios informan de importantes caídas en los casos de COVID-19, quiero enfatizar que ciertamente no estamos fuera de peligro”, dijo Etienne.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados