BRASIL

"Probabilidad de un golpe militar en Brasil es cero"

Democracia no está en riesgo, afirman Temer y Ministro de Defensa.

Posición. Michel Temer rechaza la hipótesis de un golpe. Foto: AFP.
Posición. Michel Temer rechaza la hipótesis de un golpe. Foto: AFP.

Los fantasmas de la dictadura están reavivándose en Brasil a raíz del decreto del presidente Michel Temer de entregar a los militares el control de la seguridad del estado de Río de Janeiro.

No se puede comparar el operativo de Río con el golpe que en 1964 dejó al gigante latinoamericano bajo control militar durante más de dos décadas, pero los ecos de esa época negra son tan fuertes que el gobierno se ha visto forzado a disipar cualquier recelo.

"Voy a darle las probabilidades para la hipótesis de un golpe militar: cero", zanjó Temer en una entrevista a Radio Bandeirantes el viernes.

"No hay ningún riesgo para la democracia cuando las decisiones se toman partiendo de la Constitución. Al contrario, estamos reforzando la democracia", manifestó el ministro de Defensa, Raul Jungmann.

La idea de un "golpe" —político— fue resucitada en los últimos años por la izquierda brasileña para referirse al juicio político que sacó del poder a la izquierdista Dilma Rousseff en 2016, y que entronizó como jefe del Estado a Temer.

Los cariocas, de hecho, están acostumbras desde hace años a ver soldados camuflados apoyando a la policía en su batalla contra las poderosas bandas de traficantes.

Pero esta intervención es diferente. Ahora las Fuerzas Armadas no solo ayudarán, dado que los militares manejarán las operaciones y reemplazarán a los liderazgos civiles en toda el área de seguridad. Eso no había ocurrido en Brasil desde que la democracia regresó en 1985.

"La intervención en Rio es una medida inadecuada y extrema que preocupa porque pone en riesgo los derechos humanos de la población", advirtió la directora de Amnistía Internacional en Brasil, Jurema Werneck.

Temer dejó claro que los militares usarán la fuerza letal cuando se justifique. Pero la población de Río, cansada de las abusivas operaciones policiales y de las balas perdidas, quiere saber quién controlará la actuación de los soldados porque las fuerzas armadas solo responden ante tribunales militares. 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)