NUEVA POLÍTICA MIGRATORIA

Primeros migrantes cruzan de México a Estados Unidos

Los migrantes pasaron en un autobús desde la ciudad mexicana de Tijuana, fronteriza con la estadounidense San Diego.

Migrantes: unos 22.000 esperan por cruzar la frontera a EE.UU. Foto: Reuters
Migrantes: unos 22.000 esperan por cruzar la frontera a EE.UU. Foto: Reuters

Un primer grupo de 25 migrantes que se hallaba en México cruzó ayer viernes hacia Estados Unidos para continuar con su trámite de solicitud de asilo como parte de la nueva política migratoria del presidente demócrata Joe Biden.

Los migrantes pasaron en un autobús desde la ciudad mexicana de Tijuana, fronteriza con la estadounidense San Diego, con el acompañamiento de personal del Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

En San Diego esas personas quedaron alojadas en un hotel.

Ayer viernes quedó oficialmente desmontado el programa de Protección al Migrante (MPP en inglés), implementado por el expresidente Donald Trump y que obligaba a los solicitantes de asilo a permanecer en México mientras esperaban respuesta de cortes estadounidenses.

En la puerta fronteriza del sector El Chaparral, en Tijuana, numerosos migrantes pasaron la noche a un lado del cerco de barrotes que marca la frontera entre México y Estados Unidos.

Cuando se acercaba el momento de que abrieran las puertas, había unos 500 migrantes. De ellos, un centenar eran centroamericanos y el resto haitianos.

Pero la gran mayoría reconocieron que no habían iniciado trámite alguno ante Estados Unidos, por lo que no serían beneficiarios inmediatos de la política implementada por Biden.

Erika Pinheiro, abogada de Al Otro Lado, organización que encabezó una demanda contra el programa MPP, dijo a EFE que han trabajado estrechamente con la administración Biden “para garantizar que los migrantes que se han quedado atrapados en México a través de este programa sean procesados de manera segura, ordenada y humana”.

Fin del plan Trump.

“Con suerte, este es el primer día de una campaña integral para restaurar el procesamiento de asilo de la frontera”, indicó.

Acnur eligió a 25 personas muy vulnerables y que tenían casos abiertos en MPP, el programa creado por Trump hace dos años y que tenía un nombre tan directo como contundente: “Quédate en México”.

En México quedaron expuestos a las mafias y delincuentes que se aprovecharon de que estos migrantes estaban en una complicadísima situación, y muchos sufrieron violaciones, secuestros y asaltos, según denunciaron activistas.

Por ello, el presidente Biden suspendió ese programa desde el mismo día en que asumió el cargo, el pasado 20 de enero.

Cerca de un centenar de organizaciones de la región fronteriza de San Diego y Tijuana lanzaron en diciembre una campaña para pedirle a Biden el fin de MPP y que los migrantes pudieran seguir sus casos en Estados Unidos.

Y el presidente Biden cumplió su palabra, primero paralizando el programa y días después cerrándolo por completo. Y ahora inicia la fase en la que se espera que puedan cruzar gradualmente unos 25.000 solicitantes de asilo.

El programa MPP llegó a enviar a la frontera mexicana a unos 69.000 solicitantes de asilo, de los que, según el último conteo, en diciembre continuaban unos 22.000 en la frontera mexicana.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados