EL COVID-19 EN LA REGIÓN

Dos muertes en Brasil por coronavirus; Argentina amplía medidas

Los países latinoamericanos están coordinando acciones contra el COVID-19.

Río de Janeiro cerró sus principales puntos turísticos. Foto: AFP
Río de Janeiro cerró sus principales puntos turísticos. Foto: AFP

Brasil registró ayer martes su primer fallecimiento y hoy miércoles su segunda muerte por el nuevo coronavirus, en tanto Argentina amplió sus medidas económicas para mitigar el impacto de la pandemia, como una reducción de impuestos y créditos baratos.

El primer fallecido en Brasil coincidió con expresiones del presidente Jair Bolsonaro lamentando “la histeria” colectiva en torno al coronavirus. “El virus trajo una cierta histeria y algunos gobernadores, creo, aunque puedo estar equivocado, toman medidas que van a perjudicar y mucho a nuestra economía”, declaró Bolsonaro a radio Tupí, en alusión a las restricciones de circulación ya impuestas en casi todos los 27 estados de Brasil.

Desafiando las recomendaciones sanitarias, Bolsonaro anunció que celebrará “una fiesta” el próximo 21 de marzo, cuando cumpla 65 años. “Vamos a organizar una fiesta tradicional aquí. Mi cumpleaños es el 21 y el de mi mujer (Michelle), el 22. Tenemos dos días de fiestas”, refirió.

Las manifestaciones del presidente se producen después de la intensa polémica que provocó por haber alentado y participado el pasado domingo en una marcha de respaldo a su Gobierno y contra los poderes Legislativo y Judicial.

Las arengas y actitud del mandatario son contrarias a las recomendaciones del propio Ministerio de Salud de Brasil y de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que piden evitar aglomeraciones que aceleren la propagación del patógeno.

Bolsonaro repetirá la prueba clínica para detectar el coronavirus, a pesar de que dio negativo el pasado viernes, cuando lo celebró en las redes sociales con un gesto que evocó a un corte de mangas. La razón: la mitad de las 30 personas que integraron la comitiva que visitó Estados Unidos hace una semana y media y regresó con él en el mismo avión oficial ha dado positivo.

Aunque dio negativo en la primera prueba, los médicos quieren descartar que Bolsonaro haya estado incubando la enfermedad más tiempo que el estimado.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ayer domingo saludando sin ningún tipo de protección a simpatizantes que manifestaron en Brasilia. Foto: AFP
El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ayer domingo saludando sin ningún tipo de protección a simpatizantes que manifestaron en Brasilia. Foto: AFP

La primera víctima mortal en Brasil por el coronavirus es un hombre de 62 años residente en San Pablo, con un historial de hipertensión y diabetes. Las autoridades regionales investigan además otros cuatro casos sospechosos de fallecimiento por el COVID-19.

Brasil, que cuenta con 210 millones de habitantes, concentra la mayor parte de sus casi 300 positivos en San Pablo, la región más poblada (44 millones) e industrializada del país.

Además de este caso en Brasil, en América Latina hubo otras cinco muertes por coronavirus: dos en Argentina y una en Ecuador, Guyana y Panamá.

Brasil cerrará parcialmente hoy miércoles su frontera con Venezuela para frenar la expansión del brote de coronavirus, pero se permitirá el flujo de camiones con mercancías, dijo Bolsonaro. El ministro de Salud, Luiz Henrique Mandetta, había pedido que se cerrara la frontera, por lo que a diario cruzan cientos de venezolanos que escapan de la crisis que asuela al país petrolero.

La situación en Argentina.

El Gobierno de Alberto Fernández anunció ayer martes una serie de medidas económicas “decisivas”, como una reducción de impuestos y créditos baratos, para proteger la producción y el nivel de empleo de los efectos del coronavirus.

“Estamos aquí para tomar medidas decisivas en pos de asegurar que la actividad económica va a funcionar”, dijo el ministro de Economía, Martín Guzmán.

El Gobierno bajará impuestos a las empresas, aumentará el gasto en obra pública y lanzará 200.000 créditos baratos para las pequeñas empresas y los emprendedores.

Alberto Fernández, este domingo en conferencia de prensa. Foto: AFP
Alberto Fernández, este domingo en conferencia de prensa. Foto: AFP

Ya se habían anunciado mayores subsidios para los desempleados y para los jubilados, con el fin de evitar una mayor caída del consumo en momentos en que Argentina atraviesa una recesión con alta inflación.

Por ejemplo, el lunes eximió de concurrir al trabajo a empleados públicos y privados de sectores no esenciales o a padres de escolares.

“Quienes sean padres de hijos en edad escolar, que están sin clases (desde este lunes), y otros que integren grupos de riesgo (de salud), quedarán liberados de tener que asistir a su lugar de trabajo”, informó el ministro de Trabajo, Claudio Moroni.

De esta forma habilitó a los empleados públicos y privados a trabajar desde sus domicilios.

El Ministerio de Salud argentina añadió a Chile y a Brasil como zonas con transmisión sostenida de COVID-19, por lo que entran en la lista de países desde los cuales se deberá hacer cuarentena obligatoria en caso de ingresar a Argentina desde ellos.

El resto de países de la lista son China, Corea del Sur, Japón, Irán, Estados Unidos y todos los de Europa.

Encierro general en Francia

En Francia comenzó a regir ayer martes el confinamiento general de la población, una medida inédita en la historia del país en tiempos de paz. Durante al menos dos semanas, unos 67 millones de habitantes deberán quedarse en casa, salvo excepciones -como para hacer compras de primera necesidad o por motivos de salud-, bajo pena de multa.

La Unión Europea aprobó el cierre de sus fronteras exteriores durante 30 días.

Italia, el país más afectado de Europa por el coronavirus, ha puesto en marcha una estrategia de contención que pasa por el cierre de todos los negocios, excepto los que ofrecen servicios básicos. Las personas pueden salir a la calle y moverse a nivel nacional solo por motivos de salud o por trabajo. Se permite hacer la compra, con entradas limitadas a los supermercados y siempre manteniendo la distancia de un metro de seguridad para evitar los contagios.

En España, el Gobierno ha restringido el movimiento de personas por todo el país, excepto por motivos excepcionales, dentro del estado de alarma que aprobó el pasado sábado para combatir la expansión del coronavirus.

Maduro recurre al FMI
Nicolás Maduro. Foto: EFE

Venezuela recurrió por primera vez en casi 20 años al Fondo Monetario Internacional (FMI) en procura de 5.000 millones de dólares para enfrentar al nuevo coronavirus en medio de una pavorosa crisis económica.

En una carta dirigida a la directora gerente del FMI, Kristalina Georgieva, divulgada ayer martes, el presidente Nicolás Maduro le pidió “una facilidad de financiamiento por 5.000 millones de dólares del fondo de emergencia del Instrumento de Financiamiento Rápido”.

Esos fondos, escribió Maduro, “contribuirán significativamente para robustecer nuestros sistemas de detección y respuesta” ante la pandemia, que hasta el momento ha causado 33 enfermos en Venezuela, sin fallecidos.

Este auxilio solicitado al FMI es el primero que gestiona Venezuela desde 2001. La última visita de una misión técnica del organismo a Caracas fue en 2004.

Consultado por AFP, el FMI declinó hacer comentarios por el momento.

El fallecido expresidente Hugo Chávez (1999-2013) amenazó con romper con el organismo en 2007, después de anunciar el pago de deudas pendientes entonces, pero no llegó a dar ese paso.

Río de Janeiro

Río de Janeiro cerró sus principales puntos turísticos, incluyendo el Cristo Redentor, como parte de las medidas para contener el coronavirus. También el teleférico del Pão de Açucar suspende su servicio durante las próximas dos semanas. El gobernador de Río, Wilson Witzel, decretará la situación de emergencia en todo el estado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados