CHINA

El presidente de Filipinas anunció su "separación" económica de EE.UU.

La nación norteamericana es el principal aliado económico del país presidido por el polémico Rodrigo Duterte, quien firmó 13 acuerdos con el gobierno chino esta semana.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Duterte junto a Zhamg Dejiang en Pekín. Foto: Reuters.

El presidente filipino, Rodrigo Duterte, anunció hoy la "separación" económica de su principal aliado, Estados Unidos, durante un foro de negocios chino-filipino celebrado en Pekín.

Duterte, que no dio más detalles al respecto, acabó con ese comentario un discurso muy crítico con EE.UU. efectuado ante el viceprimer ministro chino, Zhang Gaoli, y tras haber presenciado la firma de 13 acuerdos de cooperación con la segunda economía mundial junto a su homólogo chino, Xi Jinping.

En su alocución, muy halagüeña hacia Pekín, el mandatario filipino dijo que EE.UU. no puede verse como "el más poderoso del mundo (...), porque le debe a China muchos préstamos".

También afirmó que espera poder recibir préstamos de China, "no gratis", aclaró, "para mejorar la vida de los ciudadanos filipinos".

El secretario de Finanzas filipino, Carlos Domínguez, rebajó el tono de Duterte en un comunicado divulgado posteriormente, en el que si bien afirmó que Manila "dará un firme giro hacia la integración económica regional" con la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), "mantendrá relaciones con Occidente".

"Deseamos -indicó- una integración más fuerte con nuestros vecinos. Compartimos cultura y un mayor entendimiento con nuestra región. Filipinas está integrada con ASEAN, China, Japón y Corea del Sur".

China y Filipinas firmaron 13 acuerdos sobre inversiones, finanzas, energía, agricultura, prensa, turismo, lucha antidrogas, vigilancia marítima, infraestructuras y control de calidad, mientras Xi aseguró que animará a los empresarios chinos a que "inviertan más en Filipinas".

El secretario de Comercio filipino, Ramón López, anunció este jueves que Pekín y Manila firmarían acuerdos por valor de 13.500 millones de dólares durante la visita de Duterte y se espera que, además de los de hoy, se rubriquen más mañana -cuando acaba su estancia- en el ámbito privado.

China fue en 2015 el segundo socio comercial de Filipinas, por detrás de Japón y por delante de EE.UU., según cifras del gobierno filipino.

Pekín también levantó la recomendación a sus ciudadanos de que no viajen a Filipinas, establecida por las tensiones bilaterales por territorios del mar de China Meridional y que hizo menguar el turismo en los pasados años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)