ESTADOS UNIDOS

Plan de Biden para limitar la tendencia de armas de fuego

Entre las medidas del presidente estadoundeinse se previene la fabricación casera como por impresoras 3D; “esto es una epidemia”, dijo.

“Basta, basta, basta”, afirmó Biden sobre el problema de las armas. “Llegó el momento de la acción”. Foto: Reuters
“Basta, basta, basta”, afirmó Biden sobre el problema de las armas. “Llegó el momento de la acción”. Foto: Reuters

Ante la “epidemia” de violencia que sufre Estados Unidos, el presidente Joe Biden anunció ayer jueves medidas para controlar y limitar la tenencia de armas de fuego.

Biden, que siempre ha abogado por un mayor control de la tenencia de armas, ha recibido presiones de su Partido Demócrata para que actúe tras los recientes tiroteos de Colorado y Georgia.

“Esto es una epidemia, por el amor de Dios, y tiene que parar”, declaró Biden en la Casa Blanca, refiriéndose igualmente a los tiroteos como una “crisis de salud pública”.

Sin un acuerdo probable en el Congreso para aprobar una reforma amplia, por ejemplo para exigir un informe de antecedentes para los compradores de armas, Biden anunció seis decretos para intentar abordar el problema.

Por ejemplo, presentó un plan limitado para prevenir la propagación de las llamadas “armas fantasma” -de fabricación artesanal, a veces con impresoras 3D-, que son imposibles de rastrear en caso de ser utilizadas en un crimen.

También propuso aumentar las regulaciones para los soportes de brazo diseñados para estabilizar el arma, un dispositivo usado por el sospechoso del tiroteo de Colorado que dejó 10 muertos.

“Basta. Basta. Basta”, clamó el presidente. “Llegó la hora de la acción”, aseguró luego y se refirió a la situación como una “vergüenza internacional”.

Cada año mueren unas 40.000 en Estados Unidos por armas de fuego, algo más de 100 por día. La mitad de estas víctimas son mujeres. “Cada mes, a una media de 53 mujeres les disparan y son asesinadas por su pareja”, lamentó Biden.

El mandatario indicó que sus propuestas son sólo un punto de partida y llamó al Congreso a legislar para lograr medidas como el control de antecedentes y terminar con la venta de fusiles de asalto de tipo militar como el AR-15.

“Deberíamos prohibir los fusiles de asalto y los cargadores de alta capacidad”, afirmó.

El AR-15, una semiautomática parecida al emblemático rifle militar M16, ha sido el arma elegida en varios asesinatos en masa. Al mismo tiempo, el rifle es enormemente popular entre los tiradores deportivos y los entusiastas de las armas legales, simbolizando la división ideológica del país.

El control de armas es un tema que divide a Estados Unidos, que ha experimentado una cantidad significativa de tiroteos masivos mortales en escuelas y otros lugares públicos durante décadas.

La Segunda Enmienda de la Constitución de Estados Unidos protege el derecho a portar armas. El ex presidente Donald Trump siempre se negó a limitar la tenencia de armas.

Impuesto a las empresas

La Casa Blanca afirmó ayer jueves que “hay espacio para negociar” con los republicanos sobre la subida de impuestos a empresas propuesta por el presidente Joe Biden para financiar su plan de infraestructuras por valor de 2,25 billones de dólares. Las conversaciones podrían comenzar la próxima semana, tan pronto como el Congreso regrese de su receso y espera un resultado para fines de mayo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados