DOSIS DEL MISMO ORIGEN

La OMS recomienda no mezclar vacunas contra el COVID-19

Según los expertos de la Organización Mundial de la Salud, el efecto secundario más observado han sido algunas reacciones alérgicas.

Una enfermera prepara una dosis de la vacuna contra el COVID-19. Foto: AFP
Una enfermera prepara una dosis de la vacuna contra el COVID-19. Foto: AFP

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó ayer jueves que las personas que sean vacunadas contra el COVID-19 reciban las dosis de la misma fabricante.

“Podría haber ciertas consideraciones prácticas, en algunos países en los que no quedara otra opción que vacunarse con dos productos diferentes a no hacerlo, pero en principio no lo recomendamos”, señaló la directora de inmunización de la OMS, Kate O’Brian, en un encuentro con periodistas a través de redes sociales.

En el mismo foro, el mexicano Alejandro Cravioto, presidente del Grupo Asesor Estratégico de Expertos que estudia las nuevas vacunas para la OMS, añadió que es recomendable no recibir vacunas contra otras enfermedades hasta pasadas dos semanas de recibir la destinada a proteger contra el COVID-19.

Cravioto también afirmó que hay evidencias de que los posibles efectos secundarios de estas vacunas en la población mayor son menos frecuentes que en los más jóvenes.

“No tenemos ninguna razón para pensar que la vacuna pueda ser perjudicial para los mayores de 65 años”, aseguró Cravioto.

Según estos expertos, el efecto secundario más observado han sido algunas reacciones alérgicas, por lo que se pide que los centros que administren la vacuna sean capaces de tratar estos choques anafilácticos de inmediato.

Otro efecto observado en cantidades muy pequeñas de pacientes en los que se realizaron ensayos clínicos fueron casos de parálisis facial no duraderos, fiebre o malestar general, que no se consideran motivos por los que no se deba recibir la vacuna

Vacuna china.

El Gobierno de San Pablo anunció ayer jueves que la vacuna desarrollada por el laboratorio chino Sinovac en asociación con el Instituto Butantan mostró un 78% de eficacia en Brasil, por lo que será solicitado su uso de emergencia en el país.

Durante el anuncio, el gobernador del estado de San Pablo, Joao Doria, reafirmó su intención de iniciar el proceso de inmunización el próximo 25 de enero, una vez la vacuna sea autorizada por la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa), que tiene un plazo de diez días para analizar los datos. “Espero que Anvisa mantenga su independencia, su autonomía por la ciencia y por la vida y que en ningún momento piense en atender a cualquier tipo de presión de orden ideológico o de otro tipo de presión para perjudicar la velocidad imperativa de ofrecer esta vacuna”, resaltó Doria, en una referencia velada a una eventual presión del presidente Jair Bolsonaro.

El Instituto Butantan producirá la vacuna en Brasil. (EFE)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados