LA TRANSICIÓN EN EE.UU.

Obama criticó a Hillary por estrategia electoral

Cree que él habría ganado; Trump dice: ” De ninguna manera”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Obama considera que él le hubiera ganado a Trump en la elección presidencial. Foto: AFP

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se mostró confiado en haber logrado un apoyo suficiente como para derrotar al candidato del Partido Republicano Donald Trump de haberse presentado a las pasadas elecciones, ganadas por el magnate.

En una entrevista de despedida difundida por la cadena CNN, el gobernante, que el 20 de enero entregará la Presidencia a Trump, aseguró que su visión de esperanza y cambio, que articuló por primera vez en la Convención Nacional Demócrata en 2004, aún tiene respaldo y hubiera logrado de nuevo el apoyo de la mayoría.

En la entrevista, realizada por David Axelrod, quien fue su asesor y estratega de sus dos campañas presidenciales, el gobernante dijo que mucha gente en todo el país, incluidos oponentes, le siguen diciendo que esa visión y la dirección de su mensaje es la correcta.

"Tengo confianza en esta visión porque estoy seguro de que si hubiera vuelto a presentarme (a las elecciones) y la hubiera articulado, creo que podría haber movilizado a una mayoría del pueblo estadounidense para que la respaldase", dijo Obama.

"La cultura realmente cambió y la mayoría comulga con la noción de un EEUU unido, tolerante y diverso, abierto y lleno de energía y dinamismo", agregó el presidente, que se lamentó de que los republicanos combatiesen esa visión de unidad ante el bien común.

Con esa actitud de "echar arena en el engranaje", los republicanos sólo hicieron un ejercicio de desunión, dijo Obama, que insistió en que la victoria de Trump no demuestra que esos sueños y esa visión hayan fracasado.

Reacción.

Tras emitirse la entrevista, Trump replicó al presidente a través de su hiperactiva cuenta de Twitter, su red social favorita para divulgar mensajes.

"El presidente Obama dijo que él cree que habría ganado frente a mí. El debería decir eso, pero yo digo ¡DE NINGUNA MANERA!", afirmó el multimillonario neoyorquino.

En las elecciones del 8 de noviembre , Trump se impuso a su rival demócrata, Hillary Clinton en los estados decisivos para superar los 270 votos necesarios en el Colegio Electoral y convertirse en Presidente de Estados Unidos. Pero la exprimera dama batió al magnate en voto popular por una diferencia de 2,8 millones de votos.

Trump ganó las elecciones con un mensaje nacionalista y proteccionista, y contrario a la inmigración, las regulaciones gubernamentales y el libre comercio.

En la entrevista, Obama insinuó igualmente que Hillary Clinton no se dirigió lo necesario al sector del electorado que no ha visto suficientes frutos de la recuperación económica después de haber padecido la peor recesión sufrida por el país en más de 70 años.

"No estuvimos sobre el terreno transmitiendo, además de los aspectos de la política pura y dura, que nos preocupamos por estas comunidades, que estamos sangrando para estas comunidades", dijo.

"Si crees que vas ganando, tienes la tendencia a jugar conservador, igual que en los deportes", dijo el gobernante, que no obstante alabó el desempeño de Clinton en el proceso electoral pese a las "difíciles circunstancias" a las que se enfrentó.

Obama, que anunció que mantendrá su residencia en Washington hasta que su hija menor concluya sus estudios, aseguró que tras dejar la Presidencia mantendrá un papel de bajo perfil, pero que cuando se trate de un asunto importante y fundamental alzará su voz, porque es "un ciudadano que tiene sus deberes y obligaciones".

"Tengo que estar callado un tiempo, y no me refiero a lo político, sino internamente (...) Tienes que recuperar la sintonía con tu centro y procesar lo que ha sucedido antes de tomar un montón de buenas decisiones", aseguró.

Obama y Trump se reunieron en la Casa Blanca y han tenido contactos telefónicos para impulsar la transición.

Histórico encuentro a 75 años del ataque.

Un encuentro histórico en Pearl Harbor protagonizarán hoy el primer ministro de Japón, Shinzo Abe y el presidente Barack Obama. La visita al memorial "USS Arizona" se da en el marco de los 75 años del ataque sorpresa lanzado por Japón contra Pearl Harbor, la principal base naval estadounidense en el Pacífico, en la madrugada del 7 de diciembre de 1941.

Esta ofensiva de la aviación japonesa, preparada durante meses en el mayor de los secretos, provocó más de 2.400 muertos y aceleró la entrada de Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial.

Es la primera vez que un dirigente japonés visita este emotivo sitio, construido a principios de 1960 y que atrae a más de dos millones de turistas por año.

Accesible solamente en barco, este edificio blanco fue erigido justo encima de los restos oxidados del "USS Arizona", del cual afloran en la superficie algunas partes.

En el extremo de esta estructura abierta al mar y al cielo, hay una inmensa pared sobre la cual están grabados los nombres de los 1.177 estadounidenses que perdieron la vida a bordo de este acorazado. Sólo cinco de los sobrevivientes siguen vivos.

Al igual que hizo Obama durante su visita a Hiroshima en mayo, Abe no tiene intención de pedir perdón, sino de rendir homenaje a las víctimas y de celebrar la solidez de la alianza entre los dos países.

"No debemos repetir jamás el horror de la guerra", declaró el primer ministro japonés justo antes de su partida. AFP

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados