argentina

Noche de tiros y piquetes aumenta tensión en La Salada

Entre los feriantes del que es considerado el mercado negro más grande de América Latina circula la información de que podrían tirar abajo sus lugares de trabajo; megaoperativo policial en la zona.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Piquetes y tiroteos con la Policía.

Puesteros de la feria La Salada cortaban esta mañana el tránsito cerca de Puente La Noria, en el partido bonaerense de Lomas de Zamora, ante la amenaza de nuevos desalojos, por lo que la Policía montó un megaoperativo de seguridad en la zona tras los primeros disturbios, que incluyeron disparos, cortes de accesos y quema de neumáticos.

Desde las primeras horas de hoy, se viven, nuevamente, momentos de tensión en La Salada, que recuerdan lo ocurrido hace una semana atrás, cuando en el marco de otro procedimiento arrasaron 7800 puestos que controlaban los barrabravas.

Así, la jornada del miércoles comenzó con una serie de disparos en las inmediaciones del Camino de la Ribera. Los propietarios de los puestos bloquearon calles y lanzaron miguelitos en el asfalto para impedir el ingreso de la Policía e Infantería, que, por el momento, se mantiene a 500 metros de la zona. Además, hubo corridas y se pudo ver encapuchados que utilizan gomeras para romper las luces de la avenida y mantener a oscuras la zona.

Consultado sobre los incidentes registrados esta madrugada, Jorge Castillo, administrador de La Salada, señaló en declaraciones a radio La Red: "Había rumores de que iban a venir hoy a sacar los puestos que habían quedado el otro día trabajando. Y eso fue hoy a la 1. No eran los puesteros, eh. Las barras, que regentean las transversales. Antes eran pocos. Ahora, al tocar los puestos de adentro, son un montón. Debe venir la cosa por ese lado".

El reclamo de los puesteros. 

"Somos trabajadores, feriantes y familias, el corte es la única forma que tenemos para que nos vuelvan a dar el trabajo. Nos sacaron todo. La semana pasada el intendente junto con un fiscal dieron la orden de que nos vengan a reprimir y nosotros nos fuimos pacíficamente. Pero esta vez no nos vamos a ir", manifestó uno de los puesteros ante la cámara de TN.

La destrucción de las tiendas por parte de la policía fue la queja principal. "Vienen y nos rompen los puestos, quiero trabajar. Nadie quiere sacarle un puesto a la gente de adentro de La Salada", reclamó un vendedor.

Barras de Boca, River y de Los Andes son quienes encabezan la protesta. Rompieron las cámaras de seguridad sobre Camino de la Ribera, sus paralelas y transversales para evitar el registro de la situación.

Desalojo previo. 

Los disturbios actuales recuerdan los altercados de la semana pasada cuando la Policía Bonaerense retiró miles de puestos ilegales con topadoras .

El procedimiento apuntó a los puestos que obstruían la vía pública. En esa ocasión los puesteros fueron informados sobre el operativo, por lo que las tiendas precarias que se levantaron estaban vacíos, sin mercadería.

La feria de La Salada nació en 1991, cuando unos cien inmigrantes bolivianos se instalaron en Ingeniero Budge en los terrenos donde funcionaba el complejo de piletas Punta Mogote. Primero se fundó la feria Urkupiña, luego la Ocean y, luego, la Punta Mogote. A ellas hay que sumarle una cuarta, La Ribera. Entre todas, La Salada alberga unos 40.000 puestos

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados