Ajuste en las cuentas públicas es clave para ministro de Hacienda

Se necesita "coraje" para las medidas en Brasil

El nuevo ministro de Hacienda de Brasil, Joaquim Levy, afirmó que se necesita "coraje" para realizar los cambios necesarios que garanticen el crecimiento, el empleo y la calidad de vida de la población brasileña, según las pautas dadas por la presidenta Dilma Rousseff.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Levy, un hombre especialmente reconocido en los mercados, asume la economía de Brasil. Foto. Reuters

"La presidenta presentó lineamientos claros de los compromisos que buscan que las personas tengan un crecimiento (económico), más empleos y una mejor calidad de vida", dijo Levy después del discurso de toma de mando de Rousseff para su segundo período al frente del país, el jueves.

"Y lo van a tener. Hay que tener la valentía de hacer lo que sea necesario", declaró Levy.

En su discurso, Rousseff dijo que retomar el crecimiento de Brasil dependerá de un ajuste en las cuentas públicas.

Levy, designado en noviembre para asumir la dirección de Hacienda, anunció que el Gobierno hará un fuerte ajuste de las cuentas públicas este año, con el objetivo de tener un superávit primario del 1,2 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).

La ceremonia de toma de mando en el Ministerio de Hacienda se hará el lunes 5 de enero, dijo Levy, quien aún no anunció a los integrantes de su equipo.

Otro ministro clave, el de Planeamiento, Nelson Barbosa, afirmó que "la palabra de orden es mejorar la calidad del gasto público, siempre orientado a una estrategia de desarrollo con reducción de las desigualdades sociales y regionales".

Las primeras medidas, apuntó, se dirige a corregir "excesos y distorsiones" en algunos planes sociales.

El ministro se mostró optimista: "Las medidas que están siendo adoptadas darán resultado rápidamente, la economía va a absorber esos resultados y es posible que vuelva a crecer en un plazo rápido. No vamos a dar un plazo, pero puede ser para 2016", dijo.

Mal año para la bolsa y el real

La Bolsa brasileña registró en 2014 su segundo año consecutivo de pérdidas, mientras que el real anotó un fuerte retroceso ante el dólar. El índice Bovespa en el año cayó 2,91%, tras un derrumbe del 15,5% en 2013. El real retrocedió un 12,78% frente al dólar en el 2014, en su cuarto año con balance negativo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)